www.diariocritico.com

Trapero se desvincula de Puigdemont y justifica la labor de los Mossos en la Consejería de Economía

> Asegura que se podría haber planificado de otra manera si la Guardia Civil hubiera avisado ante la falta de efectivos
> "Tú no me vas a decir cómo tengo que hacer un dispositivo y le cuelgo el teléfono", relató sobre Jordi Sánchez

lunes 20 de enero de 2020, 14:01h
Trapero se desvincula de Puigdemont y justifica la labor de los Mossos en la Consejería de Economía
Ampliar
(Foto: Audiencia Nacional)

El ex major de los Mossos d'Esquadra, Josep Lluís Trapero, se ha desvinculado del procés secesionista y ha defendido la actuación de los Mossos d'Esquadra ante los disturbios el 20-S ante la Consejería de Economía.

Trapero ha arrancado así sus respuestas a la fiscalía en el inicio del segundo juicio del procés que comienza en la Audiencia Nacional.

En un primer momento, el ex major ha negado que su nombramiento pudiera venir designado directamente por el ex president de la Generalitat, Carles Puigdemont, asegurando que "no tenía ningún tipo de relación estrecha" con él.

A continuación, Trapero relató lo sucedido el 20-S ante la Consejería de Economía cuando una delegación judicial acompañada de la Guardia Civil procedió a un registro relacionado con el caso del procés.

Trapero aseguró que se trató de un día "excepcional" e insistió que "no hubo ninguna alianza con el Govern".

Relató que ese día no era el único escenario sino que había unos 40 frentes abiertos. "Tenemos en Terrasa, el departamento de Exteriores, un registro en Sabadell […] Estamos tratando de enviar recursos de orden público a todos esos lugares", aseguró sobre su prioridad de primera hora del día, relatando que se actuó con "todo sobrevenido, de diferentes sitios".

Trapero lamentó que la Guardia Civil no hubiera avisado de su pretensión de llevar a cabo actuaciones en Cataluña susceptibles de afectar al orden público porque no se pudo planificar la actuación y el reparto de recursos. "A diferencia de algo planificado... En ese caso era intentar apagar fuegos", describió.

También explicó que en un primer momento los mandos allí presentes no consideraron necesario realizar un cordón de seguridad preventivo porque y que después no se pudo hacer porque había demasiada gente. "No es que no se quería hacer sino que no se podía hacer", insistió.

"Asumimos unos riesgos" ante cualquier intervención policial, dijo, asegurando que fueron "muy cautos con eso". "A lo mejor podíamos haber cargado, pero si eso hubiera acabado mal lo estaríamos lamentando”, añadió. Trapero aseguró que actuaron con la mejor voluntad, "si nos equivocamos o no ya nos lo dirán".

Mediación de Jordi Sánchez

Trapero relató que mantuvo una 'mediación' con el ex presidente de la ANC, Jordi Sánchez, con en que intercambió cerca de tres decenas de llamadas.

"No es nada extraño desde el año 2013", explicó dando cuenta de unidades que trabajan específicamente ese tema. "Apostamos por un modelo que prima la mediación, es habitual", insistió sobre la estrategia de la policía autonómica.

No obstante, rechazó que se relegara en una línea de voluntarios la seguridad de la comitiva judicial. "Eso no se planteó en ningún momento", aseguró manteniendo que fue la guardia civil quien "renunció a entrar andando".

También defendió a Sánchez como persona válida como interlocutor por la gran cantidad de miembros que había en la concentración pese a que se gritaban consignas como 'No pasaréis'. "Gritar no pasaréis es una cosa y hacerlo es otra muy distinta", sostuvo.

Eso sí, reconoció que tuvo con él "una conversación que acaba mal" en la que Sánchez le habría llamado "airado". "Tú no me vas a decir cómo tengo que hacer un dispositivo y le cuelgo el teléfono", rememoró Trapero que le contestó insistiendo en que ni él ni ningún otro convocante es quién para decirle a la policía cómo actuar.

Además, Trapero reconoció: "Con más efectivos habríamos hecho cosas diferentes sí, pero decir que sólo actuásemos con mediación no es cierto".

Salida de la comitiva judicial

Trapero también aseguró que no contaba con información de que la comitiva judicial hubiera tenido interés en salir para comer, ni que hubieran terminado sus actuaciones en el momento en que reclamaron salir de inmediato vía la llamada del juez.

"A nosotros no se nos comunicó", dijo asegurando que lo que provoca esa llamada del juez es la de ordenar a los mossos que están sobre el terreno recabar información de primera mano porque no era lo que se les estaba haciendo llegar.

"No habléis con la Guardia Civil, hablar con la secretaria judicial. Es la primera noticia de que la secretaria judicial quería salir", sostuvo.

En relación a la salida de la secretaria judicial, Trapero se mostró molesto porque aseguró que en varias ocasiones había reclamado distintas alternativas y no se le habría ofrecido la salida por el teatro hasta última hora.

"La administración había tolerado esa concentración", aseguró manteniendo que la autoridad competente sólo le había pedido que emitiera un informe ese día por lo que consideró que no podía tomar la iniciativa de aconsejar su desconcentración a los convocantes.

"En el primer caso [cuando a primera hora de la mañana ante unas 300 personas se rechazó hacer un cordón preventivo] se está intentando que no se interprete como provocación en un momento en que no se sabía cuánto podía durar eso, en la segunda era una situación violenta", explicó sobre la carga ya autorizada pasada la media noche ante más de mil personas para despejar la zona ya que la Guardia Civil que tenía sus vehículos rodeados con armas en el interior.

- La Fiscalía avanza que eliminará la acusación de rebelión contra Trapero y la cúpula de los Mossos

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.