www.diariocritico.com

La obra de Joaquín DHoldán se representó con Paco Sáenz y Nicolás Pereyra

Paco Sáenz, a la derecha, junto al Nicolás Pereyra..
Ampliar
Paco Sáenz, a la derecha, junto al Nicolás Pereyra.. (Foto: Carlos Paverito)

'El escritor y el elefante' se suben al escenario de La Encina para celebrar el cumpleaños de este magnífica sala teatral... y mucho más

lunes 09 de marzo de 2020, 20:15h

¿Cómo que veinte años no es nada, cual reza el mítico Gardel en su no menos mítico tango 'Volver', compuesto junto a Alfredo Le Pera? ¿Cómo que no?Depende. Porque incluso tres puede ser mucho si se hacen bien las cosas, cual acontece con esa sala que es mucho más que un teatro. Pongamos que se habla/escribe de La Encina Teatro, esa creación, por cierto con casi veinte años, que llevó a cabo en Sevilla -junto a Esteban Cappi- el polifacético hombre de escena Paco Sáenz, cayendo en semejante "locura", como él mismo confiesa sobre este su proyecto profesional y de vida. Un teatro que celebra su tercer aniversario, y cuarta temporada, en Madrid con la obra 'El escritor y el elefante', de Joaquín DHoldán que se representó con éxito los días 6 y 7 de marzo.

La elección de esta obra 'El escritor y el elefante' se debe a la nacionalidad de su autor, pues Joaquín DHoldán vino al mundo en Uruguay -donde Paco Sáenz vivió, actuó y dirigió durante un lustro-, amén de que trata sobre otro uruguayo, el que fuera maestro teatral, del cuento y del relato corto Horacio Quiroga. Además de por trabajar de nuevo con Nicolas Pereyra Aristimuño, al cual dirigió hace siete años en Montevideo ."Un feliz reencuentro de todos", resume Sáenz. Las dos representaciones, con la sala llena, tuvieron un altísimo nivel interpretativo por ambos

No esconde el ahora director de La Encina que considera sinceramente que esto de dedicarse profesionalmente al teatro es "una locura que no sabes cuando te entra y la tienes tan dentro que no la quieres dejar escapar nunca", cual afirma. Para añadir que como actor siempre sintió la fusión con la dirección, en la escucha y en la parte que como actor se debe ofrecer a las propuestas: "Todo esto me llevo a interesarme y formarme en la dirección".

Más tarde lo que sintió fue la necesidad de formar compañía y creó, en Sevilla hace cerca de veinte años, La Encina Teatro para centrar después su trabajo en Madrid hace un trienio. Una sala donde, además de actuar con el grupo oficial de la misma y llevar una magnífica y variada programación propia y para otras compañías, también se ofrecen multitud de interesantes cursos relacionados con el arte de Talía. Todos ellos con extraordinarios profesores: cursos, entre otros, de iniciación al teatro para diversas edades, de canto y voz, de improvisación y más.

En definitiva -sin olvidar hacer posible un acercamiento entre Sudamérica y nosotros, como sostiene su creador-, una sana, laica y compulsiva locura que no ha variado su objetivo fundamental desde su creación. Que ha sido, es y será, formar y entrenar a actores y actrices, y transmitir la cultura a través del teatro, tanto en textos, interpretaciones, direcciones.

PROGRAMACIÓN DE LA ENCINA TEATRO

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios