www.diariocritico.com

Blocking, el acoso vecinal

Blocking, el acoso vecinal
Ampliar
(Foto: Pixabay)
martes 04 de agosto de 2020, 10:27h

La serie 'La que se avecina', lejos de ser una serie irreal, plasma una problemática que se da de manera continua en la actualidad. El llamado Blocking, o acoso vecinal, aparece de manera continua en nuestra sociedad, se llega a un estado de violencia continua y reiterada verbal e incluso física entre los propietarios y en contra el administrador de la finca.

En ciertas comunidades de vecinos son habituales, la intolerancia y la falta de respeto, manteniendo expresiones y actitudes hostiles que se repiten con frecuencia y se puede constatar que, las reacciones de personas que se alteran y actúan atacando a quien no opina como ellos. Esta situación se ha convertido en algo rutinario, en un patrón de conducta que pone a estas personas como impositivas, y que, al mismo tiempo, critican de otros.

En las comunidades de vecinos, frecuentemente, se expresan estas conductas disfuncionales, además, se ejerce violencia verbal y física contra vecinos y contra presidentes de la comunidad de forma constante y reiterada, depositando muchas personas, sus problemas ajenos en comunidad, los problemas en el trabajo o en su vida personal, haciendo culpables de ellos a las personas, con las que convive en una comunidad y con las que se rodean. Determinadas personas expulsan sus odios o problemas hacia el administrador de fincas, colegiado, que ejerce su trabajo en ellas. Estas conductas, las denominamos, disfuncionales y dependiendo del caso patológicas, en tanto en cuanto la persona que ejerce el acoso, tenga o no algún tipo de patología reseñable.

La persona hostigadora, trata de conseguir buscar culpables de cualquier problemática que exista, aunque las problemáticas que tenga sean externas a la comunidad. Por ello, utiliza la violencia física y psicológica en el hogar, para conseguir que el vecino se encuentre en la misma tesitura emocional que él.

La acción judicial empieza a acompañar estos temas, teniendo en cuenta, la manera que tienen de realizar quejas y la modalidad de llevar a cabo esa queja. En el momento actual, se considera acoso una forma de comportamiento al presidente de una comunidad o al administrador de fincas, conductas que supongan actos de continuo hostigamiento, llamadas de teléfono, persecución constante, insultos y formas de actuar que, alteren gravemente el desarrollo de la vida cotidiana, de cada persona.

El acoso existe y da igual de qué manera se ejerza, sigue siendo acoso y se debe tomar en consideración por las secuelas psicológicas que en las personas suponen.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios