www.diariocritico.com

"Si cobro o no cobro, es problema mío"

Salvada por un héroe, el profesor Neira, y dice que 'se cayó'

Salvada por un héroe, el profesor Neira, y dice que "se cayó"

Estoy en la tranquilidad del sábado noche tumbada en el sofá viendo La Noria, un programa que se emite en Tele 5 y algo me saca de mi letargo y me despierta y me indigna de tal manera que no puedo por menos que ponerme a escribir.
Llevan como invitada a una señora que atiende por el nombre de Violeta Santander que ha saltado a las noticias porque siendo víctima de una discusión con su novio Antonio Puerta, un señor, Antonio Neira que pasaba por allí, acudió a defenderla llevándose como premio un golpe por parte de Antonio Puerta. Resultado: Neira está en coma y lo más probable es que se muera.

    La tipa en cuestión acude al programa muy mona vestida y con aires de diva. Es guapa a rabiar y va perfectamente maquillada (me cuentan que exigió camerino propio) y se sienta como si fuera una actriz dispuesta a hablar de su último estreno. Pero no, está sentada en el plató de la Noria para defender a su novio. Primero porque ella considera que no es una víctima y, se defiende, su chico no la tiró al suelo en la discusión sino que se cayó porque padece de vértigos ¡¡¡¡!!!! Segundo, cree que Neira no es la única víctima. Para ella hay dos más, a saber, ella misma y su novio, que es responsable directo de que Neira esté a punto de palmarla. Tercero, cree que todo esto se ha politizado y no culpa a Zapatero de la agresión de milagro.

    Según la voy escuchando voy abriendo más la boca y revolviéndome más en mi sofá. No doy crédito a la sinvergüencería de esta muchacha y por momentos me parece que todo esto es irreal. Pero no lo es. Frente a ella están María Antonia Iglesias, Pilar Rahola y Pepe Calabuig que, lógicamente la ponen de verano. Violeta se defiende como gato panza arriba y encima se pone divina como los peores frikies de la tele amenazando con poner demanda a Rahola porque ésta la acusa de haber cobrado una entrevista concedida a Interviú.

    Al margen de las barbaridades que esta chica ha proferido que son todas indecentes por arriba y por abajo yo quiero decir lo que pienso. En primer lugar creo que verdaderamente esta mujer es una víctima, pero de sí misma. Además de parecer sufrir el síndrome de Estocolmo defendiendo a un desgraciado que la empuja en una discusión, es una vergüenza para todas las mujeres que, por desgracia, sufren maltrato por parte de sus parejas. Es una indecente por lo que dice, por cómo lo dice y  sobre todo porque cobra por acudir a contar lo que ha pasado. Es una traficante de dolor y mujer sin principios que, lejos de defender a la persona que acudió a defenderla, tergiversa la situación y poco menos que viene a decirle a Neira: “No haberte metido”.

    Desde mi posición como periodista entiendo que todas las partes de las noticias son “noticiables” pero, sinceramente, me parece de espectáculo de carnaza que esta tiparraca acuda a la tele a contarlo. Es de coña. ¿De qué vas Violeta?
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios