www.diariocritico.com

crisis refugiados

Europa sigue incumpliendo sus compromisos de acogida y reubicación de refugiados cuando apenas faltan 4 meses para que finalice el plazo acordado. En septiembre de 2015, la Comisión Europea se comprometió a acoger y reubicar a 160.000 refugiados en el plazo de dos años, pero la realidad no puede ser más desalentadora: el 74% de esos refugidos aún sigue esperando destino, y la cifra aumenta al 84% en el caso de los refugiados que se encuentran en Grecia e Italia. Ante la inacción de los gobiernos que forman la Unión Europea, la sociedad civil vuelve a dar otra lección de solidaridad mediante el movimiento #SickOfWaiting (hartos de esperar), que nace con el objetivo de presionar a los estados miembros para que cumplan lo pactado y no abandonen a su suerte a los centenares de miles de refugiados que han llegado, y siguen llegando, a nuestro continente. #SickOfWaiting nació a finales de abril y ya cuenta con apoyos de más de 60 países de los cinco continentes.

El año pasado hablamos en este digital de 'Share A Coffee For', una ONG que transforma en solidaridad el acto de tomar un café, aunque éste sea virtual. Esta iniciativa, que ha logrado servir más de 11.000 cafés solidarios, ha recaudado fondos para 9 proyectos sociales en todo el mundo, desde los refugiados al medio ambiente, pasando por aquellos relacionados con la infancia, la mujer, las personas mayores, las emergencias, la educación, la salud o los animales. ‘Share a Coffee For’ cumple su primer año de vida y lo celebrará en Madrid este viernes, 20 de enero, en una jornada en la que se servirán cafés solidarios desde las 12.00 a las 22.00 horas en ‘DOEAT’, situado en la calle María de Molina, 18.

Los ministros de Interior de la Unión Europea han aprobado este jueves incrementar en 401,3 millones de euros el presupuesto europeo de este año para destinar más medios a la gestión de la crisis de refugiados, además de redirigir cerca de 200 millones ya presupuestados a ayudar a países como Turquía, Jordania o Irak a acoger a refugiados sirios y contener su tránsito a Europa.

Una hilera de policías húngaros con cascos han bloqueado este lunes el principal punto de paso informal usado por los inmigrantes y refugiados para entrar en Hungría desde Serbia, ha constatado un reportero de Reuters.

La crisis de refugiados sigue sacando a la luz las vergüenzas de una Europa, que a este ritmo, tardaría 43 años en cumplir sus compromisos de acogida. La Unión Europea apenas ha reubicado al 7% de los 160.000 solicitantes de asilo acordados, y si miramos a España, las cifras son igualmente desalentadoras. A nuestro país han llegado 1.034 de los 17.000 refugiados que debían ser reubicados y reasentados antes de que termine 2017. El presidente de Unicef Comité Español, Carmelo Angulo, considera que la UE se ha visto "superada" por esta crisis humanitaria, pero confía en que nuestro país "reubique, como poco, a esos 17.000 refugiados". "Es una cifra pequeña, ya que en España hay 8.200 municipios, por lo que tocaría a 2 refugiados por municipio".

> El tono de la respuesta, también por carta, al líder socialista evidencia una vez más la imposible relación entre ambos

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, ha enviado esta tarde una extensa carta al secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, en la que le reprocha -y corrige- sus críticas por la actuación de España en las negociaciones de la UE sobre los refugiados. A continuación pide al líder socialista que mantenga los “compromisos” adoptados en la pasada legislatura y “excluir esta grave crisis humanitaria del debate político partidista”. En su respuesta a la misiva que este viernes le remitió el líder socialista sobre el tema, Rajoy insiste en su oferta de consenso y acordar una posición común en Bruselas.

>> Alemania y Austria piden la convocatoria urgente de una cumbre de la UE
>> El vicecanciller alemán dice que la UE ha "vuelto a hacer el ridículo" al no lograr un acuerdo

El gobierno alemán se está pensando tomar medidas contra los países de la Unión Europea (UE) opuestos al reparto de refugiados para hacer frente a la crisis humanitaria. Así lo ha dicho el ministro del Interior alemán, Thomas de Maiziere, que ha añadido que algunos países contrarios a las cuotas son beneficiarios de fondos. "Tenemos que hablar sobre el modo de ejercer presión", ha declarado a la cadena de televisión ZDF.