www.diariocritico.com

critica de televisión

> Crítica de la tercera temporada

Vivimos en un mundo de pastiches, 'remakes', secuelas, precuelas y demás, un mundo en el que cuando se presenta a bombo y platillo un nuevo 'remake' de una película, Internet se llena de gente que se quiere morir porque le han cambiado el color de piel a su personaje favorito (si quieres volver a ver la misma película, vuelve a ponerte la original, ¿no?). En este mundo 'Stranger Things' es un filón, no ofrece nada nuevo, sino un batiburrillo de todo ese cine ochentero que tanto ha marcado a una generación (la mía), una generación atrapada en una sensación de nostalgia 'peterpanesca' en la que 'Amanecer Rojo', un bodrio considerable, puede ser considerada a la altura de 'Regreso al futuro', un clásico sin discusión. Bien pues 'Stranger Things 3' entra en esa dicotomía y bucea en esa nostalgia con mayor ahínco si cabe que sus dos primeras entregas.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Evidentemente este va a ser uno de los episodios más divisivos de la historia de 'Juego de Tronos', uno en el que uno de sus dos personajes principales lleva a cabo el arco de transformación con el que han estado jugando sus creadores toda la temporada, Daenerys se convierte en la digna heredera de su padre, se convierte en la 'Reina Loca' y convierte Desembarco del Rey en pasto del fuego y las llamas, matando por el camino a miles de inocentes. ¿Ha estado bien llevado? Si quieren mi opinión personal, no, ha sido un fracaso absoluto.

((ATENCIÓN SPOILERS))

'Juego de Tronos' siempre tuvo dos partes, una excepcional de intriga política y otra fantástica sobre dragones, muertos vivientes, Caminantes Blancos y resurrecciones varias. La primera siempre fue la más interesante y la que hizo que esta serie se convirtiera en el fenómeno que es. La segunda le sirvió para convertirse en la serie más espectacular de todos los tiempos y darle mayor visibilidad pero siempre fue la que le hizo cojear. Este capítulo ha sido el final de esa segunda parte y la cojera se ha notado en todo momento.

El invierno ha llegado en plena primavera y la última temporada de 'Juego de Tronos' ya está aquí. El primer capítulo ha comenzado con la llegada de un rey (en este caso reina) a Invernalia con su séquito. Un niño corre a subirse a un lugar alto para poder presenciar todo y ver la espectacular llegada. No es el único guiño al primer episodio de la primera temporada, hay muchos más desde el misterio que rodea a los orígenes de Jon Snow hasta, por supuesto, el final con Jaime y Bran. Es como si los creadores supieran que en estos (casi) dos largos años desde que se emitió el último episodio de la séptima temporada, los seguidores hubiéramos estado echando la vista atrás y viendo los episodios antiguos.

((ATENCIÓN SPOILERS))

> Crítica de la serie

La etapa de la actriz estadounidense Ava Gardner viviendo en Madrid es materia de leyendas varias desde hace años, así que no es una sorpresa que alguien se decidiera a hacer algo en ficción sobre ella. Paco León y Anna R. Costa la utilizan para hacer un retrato de una época en concreto, los momentos en los que el régimen franquista decidió abrirse algo y en ese país gris y rancio comenzaron a entrar ráfagas de aire fresco. En eso se basa la serie en el contraste entre la estrecha moralidad nacional católica y la libertad/libertinaje ejemplarizada por la actriz.

Lo malo de 'Westworld' es que quiere ser dos cosas a la vez, quiere ser 'La Guerra de las Galaxias' y '2001', quiere espectáculo y quiere reflexión, y muchas veces esos dos mundos entran en colisión. Es una serie que desespera al espectador que solo busca entretenimiento y que saca de quicio al que busca la reflexión filosófica con sus, a veces, fuegos artificiales innecesarios. Aun así, es una serie muy interesate para el que busque un término medio, con muchos defectos, pero también cautivadora. Esta segunda temporada ha sido mucho más interesante que la primera pero sigue respondiendo al perfil de etapa pirenaica del Tour, con grandes picos y grandes valles, momentos que piensas que estás ante una gran serie y otros en los que piensas que te están tomando el pelo. Para mí ganan los primeros pero nadie puede negar su irregularidad.

(ATENCIÓN SPOILERS)

Vistos los primeros cinco episodios de la segunda temporada de Stranger Things se puede decir los hermanos Duffer han decidido seguir jugando sobre seguro y apostar por las cosas que ya les funcionaron en su aclamada primera parte. Esto sigue siendo esa mezcla del Spielberg de E.T. y Los Goonies con un poquito de Stephen King por encima. No van a ganar un premio a la originalidad pero lo siguen haciendo bien y el reparto, principalmente esos increíbles niños, sigue supurando química.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Las dos primeras temporadas de 'Narcos' tuvieron un claro protagonista y no, no era el agente Steve Murphy, era Pablo Escobar, el patrón del mal, un personaje de esos cuya historia parece ficción pero no lo es. Un personaje colosal que estuvo muy bien interpretado por el brasileño Wagner Moura, a pesar de los problemas con el acento, que parecía ser el principio y fin de la serie.

Segundo episodio consecutivo en el que la trama sigue avanzando a un ritmo endiablado y en el que siguen pasando muchas cosas, desde el regreso de un personaje fundamental, la despedida de otro o el feliz desenlace de su romance más largo.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Que David Lynch es uno de los cineastas más fascinados por el mundo de los sueños nadie lo pone en duda, desde 'Eraserhead' hasta 'Inland Empire' su filmografía está llena de referencias oníricas pero puede que el mundo de 'Twin Peaks' sea su sueño definitivo, el mundo en el que las fronteras entre consciente y subconsciente quedan más difusas.

((ATENCIÓN SPOILERS))

David Lynch sigue jugando con las expectativas del retorno de 'Twin Peaks', mezclando sus ingredientes a su manera, haciendo guiños a la original pero consiguiendo algo totalmente distinto, a pesar de ser una receta 100% Lynch con sello de autoría garantizado.

((ATENCIÓN SPOILERS))

David Lynch sigue disfrutando de cada minuto de este retorno a 'Twin Peaks', tanto es así que ha convertido a su personaje, Gordon Cole, en uno de sus claros protagonistas con el que sigue mandando mensajes a la parte de la audiencia que se sigue desesperando por la lentitud con la que pasan las cosas, sin pararse a disfrutar de los cientos de pequeños placeres que ofrece la vida y la propia serie.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Cada vez parece más claro que David Lynch y Mark Frost no llamaron a esta continuación 'Twin Peaks, el retorno' por los motivos más evidentes sino por la propia trama que estaban creando, un retorno al lugar mítico original pero también el lento despertar de su personaje más recordado.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Entramos en la parte final de la serie con un capitulo en el que siguen ocurriendo muchas cosas pero en el que parece que los creadores nos han dejado claro cuál es la clave de todo, el nombre más relacionado con la misma desde el principio, Laura Palmer.

((ATENCIÓN SPOILERS))

La semana pasada me preguntaba cómo iba a ser posible seguir a un capítulo tan extraordinario como el octavo. La respuesta ya está aquí, sencillamente, no se puede. En el episodio 9, el ecuador de este retorno, Lynch y Frost deciden hacer un resumen de lo que llevamos hasta ahora y vuelven a la normalidad (dentro de los parámetros 'Twin Peaks')

((ATENCIÓN SPOILERS))

El retorno de 'Twin Peaks' sigue siendo la serie más original y libre que se ha visto en muchos años, construyéndose a su propio, e irritante, ritmo, siendo una muestra de libertad creativa totalmente bienvenida aunque este episodio ha sido de los más normales, dentro del peculiar mundo de Lynch.

((ATENCIÓN SPILERS))

Tras una semana de parón, 'Better call Saul' ha vuelto con energías renovadas y un capítulo que ha visto a todos sus personajes principales coquetear con un descenso a los infiernos, no es de extrañar, teniendo en cuenta que el episodio en cuestión se llamaba 'Caída'.

((ATENCIÓN SPOILERS))

La tercera temporada de 'Fargo' está llegando a su fin y no termina de levantar cabeza. El octavo episodio ha tenido de todo, asesinatos (múltiples), realidades paranormales, personajes clave en coma, saltos temporales y giro sorpresa al final, pero, aun así, no ha terminado de combinar todos esos elementos adecuadamente, por lo que ha terminado pareciendo un batiburrillo de ideas que no terminan de casar bien con el resto de una temporada que se lo estaba tomando con calma.

((ATENCIÓN SPOILERS))

'The Leftovers' se ha despedido por todo lo grande, con un capítulo final que, desde ya, la mete de lleno en el canon de imprescindibles de esta edad de oro de la televisión. El adiós ha venido con una actuación descomunal por parte de Carrie Coon y una loa al amor, como única solución al dolor de la pérdida.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Ha vuelto 'El Ministerio del Tiempo' y lo ha hecho con fuerza, con un capítulo lleno de aciertos y errores, pero que sigue demostrando que, hoy por hoy, sigue estando un paso por delante del resto de producciones nacionales.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Nos estamos acercando al final de temporada y 'Better call Saul' cada vez está girando más hacia su serie matriz, 'Breaking bad'. Tras los devastadores efectos de la lucha entre hermanos, los McGill siguen intentando salir del pozo donde se hallan, sin que parezca que vaya a haber muchas posibilidades de que lo consigan. Por su parte Mike nos ha enseñado por qué le marcó tanto la conversación con la mujer de la iglesia y ha sellado con un apretón de manos su alianza con Gus Fring.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Decía la semana pasada que las cosas no terminaban de despegar en la tercera temporada de 'Fargo'. Pero con este sexto episodio la serie ha cogido altura, volviendo a sorprendernos, algo que no estaba sucediendo muy a menudo, y regalándonos el mejor capítulo de la nueva temporada.

((ATENCIÓN SPOILERS))

En 1990 David Lynch y Mark Frost cambiaron la historia de la televisión para siempre. En ese momento lo más bonito que se decía de ella era 'caja tonta' y se la veía no como la hermana menor del cine, sino como un pariente lejano del que avergonzarse. Con 'Twin Peaks' estos dos hombres demostraron que la pantalla de televisión podía albergar las propuestas más interesantes y originales, utilizando una especie de parodia de los culebrones televisivos al uso, para mezclar muchas de las obsesiones del director de 'Terciopelo azul'. La cosa increíblemente triunfó, aunque por poco tiempo, y ha ido adquiriendo la categoría de culto con los años. Ahora vuelve en un momento en el que la televisión mira por encima del hombro a un cine atrofiado por tanto superhéroe, pero los que esperen una continuación al uso es que no han prestado mucha atención a la filmografía de Lynch desde la emisión de la serie original.

((ATENCIÓN SPOILERS))

La tercera temporada de 'Fargo' ha llegado a su ecuador y las cosas siguen sin despegar definitivamente, sigue habiendo gran nivel en la escritura, la realización y la actuación (hay que quitarse el sombrero ante Michael Stuhlbarg y su Sy) pero, por ahora, la serie está un peldaño por debajo de sus dos predecesoras.

((ATENCIÓN SPOILERS))

((ATENCIÓN SPOILERS))

Se acabó, la serie más popular de los últimos años ha llegado a su final con un último episodio que no ha podido rescatar una última temporada floja y apresurada, pero que encenderá los debates y dará para millones de conversaciones en los próximos días. Al final sus creadores han decidido recompensar a los Stark y convertirlos en los protagonistas absolutos del final.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Tras el tremendo resbalón que supuso el anterior capítulo, básicamente la admisión de la serie de que era incapaz de encontrar un final adecuado para su parte fantástica, 'Juego de Tronos' volvía a los territorios de intriga política que tan bien se le habían dado en el pasado. Pero la cosa tampoco parece levantar el vuelo y la aceleración de esta temporada, a pesar de los capítulos largos, está haciendo que los arcos de algunos personajes se estén acelerando en demasía.

((ATENCIÓN SPOILERS))

La semana pasada 'Juego de Tronos' comenzó su octava temporada atando lazos con su inicio, fue un buen episodio en el que pasaron pocas cosas. Este segundo episodio se ha desarrollado de una manera similar pero han pasado menos cosas y el resultado ha sido mucho mejor. Creo que ha sido uno de los mejores episodios en mucho tiempo, recordándonos que si vemos esta serie no lo hacemos solo por los dragones, las batallas y la épica, sino porque cuando alguien muere ese personaje nos importa. Eso es lo que ha hecho este episodio, recordarnos cuánto nos importan estos personajes. Cuando la semana que viene, más que presumiblamente, un puñado de ellos mueran, no serán simple carnaza a mayor gloria de la acción y el espectáculo, sino personas con sentimientos dejando de existir para siempre.

>> Crítica de la tercera temporada

La tercera temporada de True Detective ha supuesto una vuelta a las esencias de la primera temporada, a poner el foco en los personajes por encima de la trama, a crear atmósferas sosegantes y profundizar en la mente de sus protagonistas. El nivel ha sido ampliamente superior a la decepcionante segunda temporada pero la falta del elemento sorpresa hace que tampoco esté al nivel de la primera. Eso sí, ha sido un fascinante camino hasta al final acompañando a los detectives Hays y West, a pesar de todas sus irregularidades.

Hay libros, películas o series que parecen reflejar a la perfección el signo de los tiempos, 'El Cuento de la Criada' es uno de ellos. Cuando Hulu encargó hacer una adaptación de la obr de Margaret Atwood a principios de 2016 parecía una broma que Donald Trump fuera a salir presidente pero cuando se estrenó la serie en abril de 2017, el empresario no solo era el 45ª Presidente de los EEUU, sino que lo era a pesar de comentarios como el siguiente: "Cuando eres una celebridad (las mujeres) te dejan hacer lo que quieras, puedes hacer lo que quieras. Agarrarlas por el coño. Puedes hacer de todo". Normal que todavía resonaran las imágenes de la multitudinaria Marcha de las Mujeres en Washington, con mucha más asistencia que la misma toma presidencial. Desde ese momento el mundo ha visto un despertar del feminismo mientras en muchas partes del planeta 'El Cuento de la Criada' no es una distopía sino la triste realidad.

En esta maravillosa nueva etapa de la televisión nos hemos acostumbrado a tener de protagonistas a antihéroes. De Tony Soprano a Walter White, pasando por Don Draper y Jimmy McNulty, esta edad de oro se ha basado en un personaje de dudosa moral que nos hace dudar de todo, es mucho más real, haciendo ver que no todo es blanco o negro, sino que principalmente vivimos en una escala de grises. Pero al ahondar en él parece como si nos hubiéramos olvidado de lo maravilloso que pude ser que nos cuenten un cuento con buenos y malos, con héroes sin dobles fondos y final feliz. 'Stranger Things' sirve un poco de recordatorio de todo esto, frente al cinismo imperante poner un poco de heroísmo, aunque en el fondo sepamos que no es más que un cuento.

((ATENCIÓN SPOILERS))

La segunda parte de esta tercera temporada de 'Narcos' ha sido bastante mejor que la primera, dando al derrumbe final del Cartel de Cali un tono de cine negro, muy en el estilo de Raymond Chandler, con una visión muy pesimista de todo el asunto que se resume en la frase que se le escucha decir al jefe de la CIA en Colombia contestando al agente Peña, "¿la guerra contra la droga? Vamos hombre, la perdimos hace tiempo". Tanto Peña, como los creadores, lo tienen claro, a pesar de todos los arrestos, siempre hay alguien esperando, mientras haya un mercado, habrá alguien dispuesto a hacer negocio.

El doble final de 'Twin Peaks' ha sido tan asombroso como todo este retorno en general. No creo que a estas alturas nadie pensara que David Lynch iba a cerrar todos los cabos de una manera más o menos tradicional pero, aun así, ha conseguido, una vez más, sorprender a su audiencia y cerrar de manera brillante las 18 horas de televisión más asombrosas y locas que el que esto escribe ha visto jamás en televisión.

La semana pasada hablaba de que los guionistas habían entregado uno de los planes más estúpidos jamás concebidos y esta semana se ha corroborado, el penúltimo episodio de esta mini temporada ha sido el peor hasta la fecha, con el argumento haciendo agua a pesar de volver a sobresalir en las escenas de acción y en los diálogos.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Tras la tormenta llega la calma, 'Guardaoriente' ha sido un capítulo en el que la palabra se ha impuesto a la acción pero en el que han seguido pasando cosas al mismo ritmo frenético de toda esta séptima temporada, entre ellas, uno de los planes más estúpidos jamás concebidos.

((ATENCIÓN SPOILERS))

El cuarto capítulo de esta temporada ha sido, por ahora, el más corto de la misma pero también el más explosivo, demostrando que ya no hay tiempo que perder y que cada minuto cuenta.

((ATENCIÓN SPOILERS))

El tercer capítulo de esta nueva temporada de 'Juego de Tronos' no ha desaprovechado (casi) ni un instante, no dejando apenas tregua, a pesar de ser, nuevamente, un capítulo en el que la palabra se ha impuesto a la acción. Nada de qué quejarse en un capítulo tan interesante que ha visto como el reencuentro de dos de los Stark originales, tras 6 temporadas, se quedaba fuera de sus momentos más intensos.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Si el primer episodio sirvió para colocar las piezas en el tablero, por ahora reducido a Poniente, este segundo capítulo ha visto como alguna de esas piezas comenzaban a moverse. Claro que, si tenemos en cuenta, que esta temporada va a ser más corta de lo habitual, quizás no se están moviendo a la velocidad esperada.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Ya está aquí, "el invierno ha llegado" en pleno verano y 'Juego de Tronos' ha regresado para demostrar que es la serie más monumental jamás emitida en la pantalla pequeña. El primer capítulo ha servido, como a sus Reinas, para volver a colocar a todas las piezas en el tablero antes de comenzar la partida, pero también ha dejado varias indicaciones de hacia dónde se dirige esta.

((ATENCIÓN SPOILERS))

En mi última crítica de este maravilloso regreso al universo de 'Twin Peaks' hablaba de una serie "libre e imprevisible" pero después de ver lo que nos tenía preparados David Lynch para este octavo episodio creo que me quedé muy corto, de repente una serie de televisión está haciendo cosas de las salas de arte y ensayo de los años 60 y 70, buceando en el inconsciente de su creador de una manera que nunca antes se había visto en la pequeña pantalla. Una explosión de creatividad y surrealismo que poco tiene que ver con todo demás que se está emitiendo, ni con nada emitido hasta ahora.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Los dos últimos episodios de 'Fargo ' han demostrado que toda la extrañeza que ha rodeado a esta tercera temporada de la serie ha sido a propósito, Noah Hawley nos ha querido dejar bien claro que la vida es un misterio sin solución, que la existencia es absurda y no tiene mucho sentido y que, desde luego, no tiene resolución.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Supongo que ya lo puedo decir bien alto, los nuevos capítulos de 'Twin Peaks' me están encantando, sigo sin tener claras muchas cosas, hay veces que creo que Lynch se está riendo de todos nosotros, otras en las que todo lo que sucede bordea el ridículo y, sin embargo, sigo fascinado con cada imagen, cada nueva aparición, cada nuevo golpe de timón, como un gato al que le hubieran tirado cientos de hilos imposibles de seguir todos a la vez. Cada vez tengp más claro que me encanta jugar con cada uno de ellos, a pesar de que no creo que conduzcan a ningún sitio en particular.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Todo lo que rodea a este regreso de 'Twin Peaks' sigue siendo desconcertante en el mejor sentido, si estrenaron cuatro episodios de forma simultánea, hemos tenido que esperar dos semanas hasta que nos han puesto el siguiente, si esos 4 primeros episodios parecían apartarse todo lo posible de Twin Peaks, la serie original y el pueblo, este quinto ha supuesto un regreso tanto en espíritu como en forma al aroma primigenio. David Lynch y Mark Frost siguen sorprendiendo y la serie sigue con su prolongado inicio, todavía presentándonos nuevos personajes y avanzando lentamente en sus muchas tramas ante la espesa capa de escenarios, personajes e historias que la puebla. Un laberinto en el que cuando empezamos a vislumbrar una posible salida se enreda todavía más sobre sí mismo.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Cuando parecía que la temporada estaba comenzando a remontar volvió a aparecer el jefe de policía Moe Dammik para recordarnos porqué esta tercera entrega de 'Fargo' se está quedando un paso por debajo de las dos primeras. Noah Hawley sigue siendo el mejor intérprete del universo Coen y su serie se mantiene muy por encima de la media, pero el hecho de encontrarnos con alguien incapaz de ver un elefante en una habitación no hace que pensemos lo mejor de él.

((ATENCIÓN SPOLIERS))

Si tras el primer episodio del regreso de 'Twin Peaks' decía que David Lynch había vuelto haciendo lo que le daba la gana, tras haber visto los siguientes tres episodios, puedo confirmarlo totalmente. Lynch está entregando una pieza abstracta sin casi relación con la narración convencional, sin olvidarse de meter mucho humor y muchos guiños para los fans de la serie y, sobre todo, de aquella fascinante película que fue 'Fuego camina conmigo'

((ATENCIÓN SPOILERS))

"¿Por qué sigue latiendo mi corazón? ¿Por qué mis ojos siguen llorando? ¿Acaso no saben que es el fin del mundo? Finalizó en el momento en el que nos dijimos adiós". No es de extrañar que en este maravilloso penúltimo episodio se escuchara la versión de 'The end of the world' de Patty Duke, después de todo faltaba una razón por la que Kevin decidiera morir, una vez más, y, cómo no podía ser de otro modo, no era para salvar al mundo, era por amor.

((ATENCIÓN SPILERS))

Una de ls cosas más brillantes sobre 'Better call Saul' es cómo ha sabido diferenciarse de su serie matriz, 'Breking bad', con un estilo propio, parte de esa diferencia se ve en el principal personaje que liga a ambas, Jimmy McGill/Saul Goodman, dos personas bastante diferentes, una con buen fondo y otra con el colmillo retorcido. El caso es que esta serie nos está enseñando cómo Jimmy McGill se termina convirtiendo en Saul Goodman y este episodio es el primero en el que, más allá de utilizar el nombre, a Jimmy se le está empezando a retorcer el colmillo y el alma.

((ATENCIÓN SPOILERS))

Quedan solo dos capítulos para que termine 'The Leftovers' y, si todo sigue a este nivel, pase a engrosar las filas de las series grandes, las que dejan poso. Puede que sus niveles de audiencia la marginen como a una serie de culto pero, si existe algún tipo de justicia divina, la debería pasar como 'The Wire' y encontrar, nunca mejor dicho, una segunda vida después de que los que la hemos visto hagamos correr la palabra de que no puedes considerarte un verdadero 'seriéfilo' sin haber visto antes esta maravilla creada por Damon Lindeloff.

((ATENCIÓN SPOILERS))