www.diariocritico.com

Universidad de Podemos

El líder de Podemos ha querido cerrar la Universidad de Podemos con una reflexión en parte de conciliación interna y en parte de advertencia. Pablo Iglesias ha asegurado que las corrientes dentro del partido sirven para abrir el debate pero no pueden extenderse a la lucha por el control de los órganos. El secretario general de la formación ha criticado además la estrategia de la moderación asegurando que así sólo pierden credibilidad.

> Echenique advierte del peligro de que los debates internos se convierten en divisiones permanentes

El bloqueo político ha generado que Podemos se rebele contra su propia estrategia y se resista a abandonar su papel de "ejército partisano". La que consideran que es una guerra de desgaste político ha provocado el retorno del mensaje beligerante dentro del debate interno de cómo encajar en las instituciones y adecuar la organización a la nueva etapa. Y todo esto entre nuevas advertencias por parte de Pablo Echenique, que ha asegurado que las divisiones internas pueden dañar al partido si se convierten en permanentes.

> Evita entrar en la polémica después de las críticas de Iglesias al proyecto de Maestre

El secretario político de Podemos, Íñigo Errejón, ha defendido que los dirigentes nacionales de la formación guarden "distancia" y respeto por el proceso interno abierto en la Comunidad de Madrid. El número dos de Podemos ha asegurado que en esto está de acuerdo con Pablo Iglesias, aunque este criticó el proyecto presentado por Rita Maestre y Tania Sánchez. Además del debate en la Comunidad de Madrid, la formación morada sigue queriendo avanzar en las reflexiones de cara a transformar Podemos a nivel nacional en un proyecto de futuro, para lo que celebrará una nueva universidad con más de 80 mesas de debate.

  • 1

> "Somos una fuerza nueva, no nos van a encasillar en el PSOE o en el PCE", asegura

Íñigo Errejón ha expuesto las principales líneas de su modelo de partido dentro del debate sobre la identidad de Podemos. El número dos de la formación morada ha planteado la diferencia entre un Podemos hegemónico, que pueda atraer a los que aún no estén convencidos y que plantee un modelo de país en el que quepan hasta los adversarios, frente a un Podemos "de resistencia" que defienda la bandera de la "autenticidad" sin lograr el poder. Además, ha rechazado el utilizar etiquetas tradicionales o impuestas para avanzar en el debate interno: "No nos van a encasillar en el PSOE o en el PCE".