www.diariocritico.com

Muere un hombre de un tiro en plena calle, en Madrid

Un hombre de unos 30 años, cuya identidad no ha sido facilitada, ha muerto en la madrugada de este sábado tras recibir un tiro en la espalda, y su cuerpo ha quedado tendido sobre la acera frente al número 38 de la calle de Juan Español, en el distrito de Usera.
La Policía recibió a las 2.14 horas de la madrugada una llamada de un vecino de la zona, alertando de que había escuchado una detonación a la altura del número 38 de la calle de Juan Español. Agentes del Cuerpo Nacional de Policía de Usera y efectivos del SAMUR-Protección Civil se personaron en el lugar de los hechos, donde yacía el cadáver de un varón. El hombre se encontraba tendido boca abajo y que presentaba una herida debajo del omóplato izquierdo.

La víctima ya había fallecido aparentemente a consecuencia de la gran cantidad de sangre perdida. El SAMUR sólo pudo certificar su muerte por un disparo de arma de fuego. Los policías acordonaron la zona hasta la llegada de los agentes de la Brigada Provincial de Policía Científica encargados de realizar la inspección ocular. A la zona se desplazó un grupo de agentes del Grupo V de Homicidios, que será el encargado de investigar los hechos.

Así, se entrevistaron con los vecinos del lugar para la recopilación de datos que ayuden al esclarecimiento del homicidio. La persona fallecida portaba documentación que está siendo investigada para identificar su identidad y nacionalidad. Según la Policía, la víctima podría ser un ciudadano de un país del Este. El cuerpo, puesto a disposición judicial, será trasladado ahora al Instituto Anatómico Forense para practicarle la autopsia.

Un Volkswagen en la escena
Los vecinos del barrio donde fue hallado el cadáver de este hombre recordaron este domingo, que después del sonido del disparo, un Volkswagen abandonó la escena de los hechos "tan tranquilo". "Tiene pinta de un ajuste de cuentas", aventuró Vicente que, alertado por el ruido de un tiro que, según describió, era de arma corta, se asomó al balcón, pero no alcanzó a ver nada por los árboles salvo un coche, un Volkswagen que abandonaba "tan tranquilo" la zona.

Según este vecino, "cuando llegó la policía, ya estaba fiambre", por lo que los servicios sanitarios ya no pudieron hacer más que cubrirle con la manta térmica. "Le entró por atrás y le salió por la boca", describió el vecino sobre el tiro. "Estuvimos esperando hasta las 3 ó 4 de la mañana, hasta que vino la policía científica que buscaba el casquillo y después vino el juez", relató el vecino.

Por su parte, otros vecinos del barrio aseguraron que la zona es tranquila y se mostraron sorprendidos por el suceso. "Es la primera vez que veo algo así y ya hace casi un año que vivo aquí", destacó William, que suele llegar del trabajo a las doce de la noche y subrayó que la calle "siempre está transitada y tranquila". Además, Emilia, que también vive en la zona, opinó que la zona es tranquila y "peligrosa como cualquier otra", aunque apuntó que ella tampoco suele salir de noche.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios