www.diariocritico.com

Pánico en los mercados

El Ibex obvia el dato sobre la recuperación económica y vuelve a caer un 3,28%

El Ibex obvia el dato sobre la recuperación económica y vuelve a caer un 3,28%

El parqué madrileño sumó este viernes su quinta jornada consecutiva de descenso, al caer un 3,28%, aunque el Ibex 35 el logró salver el nivel de los 9.000 puntos (9.046,1). En los últimos cinco días el Ibex acumula una caída del 13,78%, la mayor caída semanal desde principios de octubre de 2008, cuando cayó 21,2%.
El selectivo logró contener al cierre la caída pero tras la apertura en 'rojo' de Wall Street llegó a ceder más de un 4% hasta situarse por debajo de los 9.000 puntos, cota que no alcanzaba desde mayo de 2009.

   El parqué norteamericano mira con temor hacia Europa por las consecuencias de la crisis griega y ha obviado hoy que la recuperación de la economía de EE.UU permitió la creación de 290.000 nuevos puestos de trabajo en abril.

   Los analistas consultados subrayan que los mercados se mueven por "sensaciones" y que el pánico de los inversores les lleva a 'sobrerreaccionar' ante cualquier movimiento, por lo que la caída del mercado norteamericano tuvo hoy un 'efecto desplome' sobre el español.

   Los valores más perjudicados por los descensos fueron Iberia (-7,69%), ArcelorMittal (-5,82%), OHL (-4,76%), Iberdrola (-4,58%) y Abengoa (-4,57%).

   BBVA y Banco Santander  por su parte, se dejaron un 3,75%, seguidos de Banco Popular (-2,95%), Bankinter (-2,87%) y Banesto (-0,12%). Banco Sabadell fue el único valor que cerró en positivo, con una subida del 0,14%. Repsol YPF, por su parte, cedió un 3,63%, seguido de Telefónica (-2,48%).

Indicadores europeos

   En Europa, los principales indicadores también cerraron en negativo con caídas similares a Madrid. En concreto París cedió un 4,6%, seguido de Francfort (-3,2%), Atenas (-3%), Lisboa (-2,9%) y Londres (-2,4%). Wall Street registraba un descenso inferior al 1% al cierre de los mercados europeos.

   Los analistas de Atlas Capital subrayan que las caídas tan bruscas se deben a la fuerte volatilidad que domina los mercados, ya que este viernes el Ibex ha ampliado su distancia entre la cota más baja que ha marcado, 8.900 puntos, y la más alta, 9.500 enteros, algo que no ocurría en semanas.

   En este sentido, señalan que el pánico se ha instalado y que seguirá pasando factura a todos los mercados mientras no cese la incertidumbre y se vayan disipando las dudas sobre la evolución del plan de ajuste de Grecia y cómo y cuándo devolverá las ayudas.

   En el mercado de divisas, el euro logra recuperar posiciones frente al dólar y al cierre de la sesión bursátil de este viernes el cambio entre las dos monedas quedó fijado en 1,2728 unidades.



Vea también:
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios