www.diariocritico.com

Cálculos

lunes 05 de octubre de 2020, 09:16h

Si fuese cierto, si hacemos caso a los argumentos y datos, -normalmente patronales-, que ponen sobre la mesa los “responsables” de todos o de casi todos los sectores de la exportación-importación, de la elaboración-producción, de la distribución-intermediación, de negocios-ocios, etc., para avisar-descalificar-reclamar-suplicar ayudas-medidas con y sin crisis a los gobiernos en general y a los gobiernos de izquierda tímida en particular…resultaría que en España no habría ni un solo parado. Y si sumamos los puestos de trabajo “indirecto” que argumentan los mismos… en España faltarían varios millones de trabajadores en el cómputo total. Claro, los “patrones creadores de riqueza” llaman puestos de trabajo, a su medida por supuesto, el ir parte importante de los trabajadores a salto de mata en trabajos de horas, días, semanas, o meses muy de vez en cuando… por una vez ¿por qué no se ponen en la piel de los curritos-mandados con menos estabilidad emocional-laboral-promocional que el agua en una cesta?

Sí, parece que la exageración, la falsedad, la picaresca… forman parte de nuestra idiosincrasia, con sus pros-contras… y si esos embustes calan-cuelan en la opinión pública pues más confusión-crispación hay en nuestros laberintos… donde los que pueden cazan-pescan más-mejor.

Antes del Covid 19, en el Mundo en general y en España en particular… había malestares a raudales… cuando el “creador de riqueza” no puede pagar más a los trabajadores y las nóminas no llegan a mitad o a final de mes, la ruina, el autoritarismo-fracaso del sistema está asegurado. Claro que hay una parte de la sociedad más-menos estable en todos los órdenes-desórdenes, pero es que el porcentaje de inestabilidad va de menos a más sin vislumbrar soluciones con un mínimo de raciocinio.

Ese “bichito”, y no sabemos nada del próximo-prójimo “bichito”, ha puesto en situaciones límites a un sinfín de trabajadores por cuenta ajena, propia, mixta, clandestina, o de lo que sea.

El caso y la cosa es que los promotores de todo lo relacionado con el turismo cosmopolita-volátil, gastronomía, bares-terracitas, discotecas o espacios-garitos mil usos… son los más contestatarios-ruidosos a la hora de fijar aperturas, cierres, horarios, aforos y derivados para seguir en activo más allá de lo prudente con respecto al o la Covid19. Ojo, entre tantísimas personas perjudicadas no me cabe ninguna duda que hay profesionales decentes… e indecentes también. Y ojo, unos-otros a la hora de hacer presión-tensión cuando les interesa… añaden para conseguir algún que otro objetivo a los mismísimos “club de alterne” casinos, bingos y no se sí botellones-reuniones multitudinarios, a casi, también, ¿todo ello-ellos es-son constructivos-productivos sin más y por la desgracia-gracia de esa abstracción que llaman libertad de mercado?

Y luego está el desconocimiento-desequilibrio que genera la España olvidada-vacía de casi todo y la España llena-saturada del más de lo mismo o peor. Es decir, no hay un mínimo denominador común para que se pongan de acuerdo las partes que componen el todo. En efecto, el cálculo, los cálculos para intentar solucionar el problema actual-personal y el problema próximo-genérico no pasa-pasan de hipótesis, adivinanzas, deducciones, incertidumbres, intenciones o suposiciones con inciertas cuentas de resultados. Claro, en estos asuntos tan azarosos-delicados, los cálculos tienen algo de oscurantismo, dinero negro por ejemplo, y tienen algo-mucho de intriga, maniqueísmo o conjetura.

Las cábalas y los cálculos sin trabas-trampas son menester para motivar y aproximarse al presente-futuro…el problema es que quizá haya más calculadores egoístas que altruistas. Más precisión y mucho sentido común necesita este y todos los sectores que lo están pasando mal-muy mal.

¿El gobierno, los gobiernos de todos, el interesado, los interesados privados, hacen cábalas y cálculos reales… de realidad, para saber si en España faltan-sobran ofertas-demandas ligadas con negocios-ocios de servicios necesarios y más de uno innecesario?

Entiendo que el turismo ajeno-propio hay que atenderlo-entenderlo… pero, ¿un país debe y puede depositar tantas esperanzas-riquezas en algo tan competitivo-sensible como el turismo y sucedáneos? ¿O hay que contemplarlo como un plus a nuestro intento de autosuficiencia en el día a día?

Es verdad que el sector individual y colectivamente tienen parte de razón en sus quejas… pero con esa organización-desorganización ni de lejos tienen toda la razón.

Ocurre que en la inmensa mayoría de las casas, casos, cosas y cosos, las élites económicas-políticas-artísticas-deportivas, etc. planean-diseñan-propagan y ofrecen sus “productos-servicios” para la clase media hacia arriba y lo que abunda en el mundo mundial es la clase media hacia abajo. Clase muy mayoritaria que ocasionalmente, o nunca a este paso, tiene-tendrá acceso al falso progreso-bienestar que ofrece el capitalismo duro en general y el capitalismo cruel en particular. Al loro, una parte de la clase media se descuelga del consumo por el consumo porque han visto las orejas al lobo de la falsa estabilidad del sistema y algo hay que ahorrar por si vienen peor dadas.

Las elites para asegurar-potenciar sus privilegios-pesebres, hacen confundir publicidad con realidad, calculadores comerciales-globales con calculadores emocionales-sentimentales, o endeudamiento con enriquecimiento… y hay mucho panoli en la izquierda contradictoria y en la derecha de la cerrazón que anda más despistado que un jurel en un burdel, luego pasa lo que está pasando… desigualdades a borbotones letales… mientras los tiburones elitistas, sin arriesgar con transparencia, inteligencia y verdad… agrandan con vivas y risas sus logros chuleándose de frívolos-ignorantes tan ambiciosillos-fantasmas como ingenuos-miedosos.

En fin, antes que echar la culpa a lo-los demás hay que hacer autocrítica y analizar las circunstancias-posibilidades individuales-colectivas con saber y sabor… esas dos observaciones sirven para intentar superar todos las crisis, incluida la crisis de crisis en el sector de los ruidosos negocios-ocios turísticos, nocturnos, y derivados.

En España, en el Sistema Ultra Capitalista Global, está todo, o casi todo, pendiente de cálculos con un mínimo de humanismo, precisión y acierto… porque a día de hoy los calculadores egoístas ganan por goleada a los calculadores altruistas.

¿En qué equipo “juegas-jugamos”?

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios