www.diariocritico.com
     9 de diciembre de 2021

Iker Muniain

> La filtración de unos comprometedores mensajes entre De Gea y una testigo protegida aumentan la presión sobre el portero de la Selección

El seleccionador español, Vicente del Bosque, aseguró que está en la obligación de creer a su portero David de Gea tras haber sido acusado por una joven de haber concertado un encuentro sexual en el que otros dos jugadores cometieron presuntamente abusos a dos chicas. "Nosotros no somos quién para juzgarle. En principio fue una situación de sorpresa, luego esperamos a las explicaciones del chico, las cuales ha hecho con toda naturalidad. Son propias de un chaval que parece que no ha hecho nada. Yo tengo que creerle", indicó Del Bosque en declaraciones a 'Estudio Estadio'.

Una testigo protegida ha implicado a los futbolistas profesionales David De Gea, Iker Muniain y Francisco Román Alarcón Suárez 'Isco' (este último citado por El Confidencial) en la causa en la que se investigan las presuntas actividades ilícitas del empresario vasco Ignacio Allende Fernández, alias 'Torbe', conocido como 'El Rey del porno español'. Se encuentra desde el pasado mes de abril en prisión acusado de los delitos de pornografía, pornografía infantil, trata de seres humanos, blanqueo de capitales y delitos contra la Hacienda Pública.

Coincidiedo con el día de arranque de la Eurocopa, el escándalo salpica a la Roja. Uno de sus seleccionados, el portero del Manchester United, David de Gea, junto al delantero del Athletic de Bilbao, Iker Muniain, y el centrocampista del Real Madrid, Francisco Román Alarcón Suárez 'Isco', con los que coicidió en la selección sub 21, habrían sido implicados en el caso que investiga al empresario porno Ignacio Allende Fernández (Torbe) por proxenetismo y trata de blancas. Según desvelan eldiario.es y El Confidencial, una testigo protegida habría asegurado haber sido obligada a mantener relaciones con Muniain e Isco por encargo de De Gea.

Malas noticias para el Athletic de Bilbao: Iker Muniain permanecerá de baja por un periodo estimado de "entre seis y siete meses" debido a la "rotura del ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda" que se le ha detectado tras las pruebas médicas a las que ha sido sometido el jugador navarro. El vasco se lesionó el pasado sábado en la primera parte del partido del Sánchez Pizjuán frente al Sevilla y tuvo que abandonar el campo en camilla, con la pierna inmovilizada y evidentes signos de dolor.
  • 1