www.diariocritico.com

Multa a Pere Navarro, director de la DGT, por no apretarse el cinturón

El director general de Tráfico necesita mudarse de despacho, por segunda vez desde que ostenta este cargo.

Esto no tendría por qué ser criticable de no ser porque la mudanza ha costado la 'humilde' cifra de un millón de euros, entre mobiliario y reformas.

En la actual crisis económica que vivimos, la palabra austeridad significa mucho para todos los españoles salvo para algún que otro funcionario que, en teoría, está al servicio de la ciudadanía, como Pere Navarro. Es plenamente accesorio realizar un traslado a las nuevas instalaciones en la sede de la DGT con este coste que asumimos todos los españoles quienes, además de atarnos el cinturón, también nos lo apretamos.

Todo esto en un contexto en el que la Dirección General de Tráfico tiene mucho que callar, tras los cambios mareantes del límite de velocidad primero a 110km/h y luego a 120km/h, con el consecuente gasto que implica el poner y quitar pegatinas de las carreteras nacionales en menos de cinco meses.

Algo perturbado por esta noticia de La Razón, Pere Navarro ha replicado escribiendo una carta al director de la publicación.

En ella asegura que el cambio de despacho “sólo” ha supuesto un gasto de 3.280 euros y que, el millón de euros que cita el periódico son el resultado de que “alguien, con intención, al traslado del despacho ha imputado las obras que se hicieron en su día para reforzar la estructura de un edificio, que no olvidemos es antiguo, y habilitar toda una inmensa planta por si algún día pudiera hacer falta para alguna unidad del organismo.” Juzguen ustedes mismos.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios