www.diariocritico.com
Rajoy se estrena en Europà

Rajoy se estrena en Europà

jueves 08 de diciembre de 2011, 10:18h
Escoltado y protegido por "los suyos" del Partido Popular Europeo, Mariano Rajoy se está estrenando en los escenarios europeos, a los que ya había acudido ocasionalmente en tiempos de campaña electoral. Ahora ya no sólo pide ayudas a los correligionarios, sino que se ve en la necesidad de ofrecer sus propios planes y proyectos para satisfacer las exigencias de una Europa en estado de nervios, necesitada de soluciones para un tiempo nuevo. Este jueves, precisamente, es el día en el que Rajoy reiterará ante Merkel y Sarkozy los compromisos a los que ya llegó con anterioridad, y que también expuso el miércoles al secretario de Estado del Tesoro de Estados Unidos, Timothy Geithner. Rajoy ofrece garantías de fiabilidad, de previsibilidad -como a él le gusta decir-  y la certeza de que hará todo lo que promete, particularmente en materia de recorte de gastos públicos y aumento de la productividad de los españoles. Reducción del déficit, reforma laboral y reforma del sistema financiero son las tres cartas que Rajoy exhibe y con las que se abre las puertas, sucesivamente,  en Estados Unidos y en la Europa de "Merkozy".
El estreno que está teniendo Rajoy en esos escenarios internacionales está teniendo un éxito indiscutible. Primero, porque atiende estrictamente lo que previamente se le ha reclamado, y que ya había comenzado a atender su antecesor en el cargo, el todavía presidente en funciones, Rodríguez Zapatero. Desde luego, a estas alturas, ya nadie critica las medidas que Zapatero y su gobierno se vieron forzados a plantear el pasado mayo, de recorte salarial para funcionarios y congelación de pensiones. Tampoco habrá ya quien critique el hecho de que "las instrucciones y las consignas llegan al jefe del Gobierno español desde Bruselas o desde Berlín", como se le reprochó entonces.., y que sin embargo, han valorado y elogiado tanto Merkel como Sarkozy . A lo sumo, y como relatan los cronistas de estos días, enviados especiales a Marbella y Bruselas, Rajoy apoyará las reformas en la UE, pero exigirá contrapartidas. Está por ver en qué grado la canciller alemana aceptará las sugerencias que podría exponerle Rajoy acerca de la oportunidad de los eurobonos, como recurso para rebajar los riesgos que aún pesan sobre la deuda soberana española. Es conocido el rechazo visceral que a Angela Merkel le produce esa solución de los eurobonos. Rajoy, sin embargo, no tendrá otro remedio que pedir a sus socios y "maestros" Merkel y Sarkozy, que le presten apoyo para la financiación de España, a cambio de sus compromisos con el déficit y con las reformas. El secretario general del PP europeo, el español Antonio López Istúriz, muy activo en la preparación y desarrollo de la cumbre "popular" de Marsella, ha indicado de manera rotunda: "no cejaremos en nuestro empeño de que se hable de eurobonos", eso sí, siempre que los países con más dificultades  para acceder a los mercados de capital cumplan los compromisos de disciplina presupuestaria. Y sin embargo, Rajoy, ha escenificado un respaldo sin figuras  al pacto franco-alemán, que rechaza los eurobonos y trata de evitar incluso que se hable de la posibilidad de que el Banco Central Europeo pueda convertirse en prestamista de último recurso de los Estados con problemas financieros. En todo caso, no hay duda de que, en los encuentros que en las próximas horas mantendrá con Merkel y Sartkozy, Rajoy reiterará su compromiso de cumplir, a toda costa y a cualquier precio, el objetivo del déficit y de afrontar los primeros momentos de su mandato, desde dentro de quince días, las reformas prometidas: la del mercado laboral y la del sistema financiero. Por cierto, que acerca de la primera, la reforma laboral,  tras encomendársela a los agentes sindicatos y a la patronal, se han podido escuchar algunas opiniones de Toxo y Méndez: Han señalado que es posible alcanzar esos acuerdos requeridos con la patronal en los días que sugirió Rajoy, en torno a Reyes. Los sindicalistas confía en un acuerdo con la patronal, al que, sin embargo, no llegaron en los muchos meses de plazo que les concesión el anterior gobierno, de Rodríguez Zapatero... Sin embargo, los sindicalistas se muestran reacios a aceptar los planes de Merkel y Sarkozy:. Los sindicatos entienden que ese plan franco alemán conducirá a la recesión. Toxo, en concreto, cree que la propuesta pone a Europa al borde de una nueva recesión, y Méndez opina que la UE puede dejar de ser la esperanza para ser un abismo... Y atracan, asimismo, las formas: consideran un atropello a la democracia la propuesta de una reforma rápida de los Tratados de la UE.
Pero ése es otro escenario al que Rajoy regresará pronto, feliz, sin duda, de sus éxitos logrados con Geithner, Merkel y Sarkozy...
JOSÉ CAVERO
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios