www.diariocritico.com
Máster en sobornos

Máster en sobornos

domingo 29 de enero de 2012, 19:20h
"Las firmas rusas y chinas son las que más sobornan en el extranjero"
Un reciente y  concienzudo  estudio basado en una encuesta a 3.000 empresarios de países industrializados y en desarrollo, ha puesto  en una especie de ranking a las 28 principales naciones exportadoras por la facilidad con la que sus compañías multinacionales recurren al cohecho una vez que dejan atrás sus fronteras. El estudio  ha concluido  -como nos temíamos- que las firmas rusas y  chinas son las que más sobornan en el   extranjero.

Pero  también  aparecen en esta clasificación otros países  que  -como diría un viejo  profesor de mi infancia, al que ya he citado en  esta columna en alguna que otra ocasión, don Hermógenes... -los hay que  "las matan callando", como es el caso de México o la India. Entre ambos figura  también  Argentina, pero a este país no es aplicable  el  dicho  porque  si alguien  es capaz de callar a un argentino, sería solo la prueba de que  este  es solo un impostor. Un verdadero argentino siempre tiene  argumentos  para  una cosa y para la contraria, si no, sencillamente, no es argentino.

 Los sectores productivos  más  destacados  en esta "Champion  league" del cohecho de las empresas multinacionales sitúan  en primera posición a las obras públicas seguido por las infraestructuras para servicios públicos y el inmobiliario. Les siguen el sector petrolero y gasista,  la minería, la generación y transmisión de electricidad y las farmacéuticas y aseguradoras.

Así, en un primer  examen, se  echa en falta, no obstante, la falta de  profundización  del estudio  en sectores  tan tradicionales como  el  tráfico de drogas, el de armas  y el de seres humanos, entre los que  incluyo, por supuesto, la prostitución  y la trata de blancas, como  permanentes, seguros    y florecientes  negocios de todos los tiempos que parecen transparentes  porque  nadie  hinca el diente  en sus  manejos subterráneos, quizás  porque  ya  se da por hecho  que sin corrupción sería imposible su  desarrollo. Bien mirado, lo mismo  está demás  su inclusión en este  novedoso  estudio.

Habida cuenta  de la aceptación  internacional  de estas prácticas, no  sería  nada extraño asistir en breve al surgimiento  de  una nueva profesión, la de sobornador,  que  puede irrumpir con fuerza en el mercado  laboral. En breve, pues, veremos   en diarios y revistas  la inserción  de  anuncios  y reclamos  de   universidades privadas y públicas  y   de    decenas y decenas de escuelas de negocio  surgidas en los últimos años,  siempre atentas  a las  necesidades del mercado, como  ofertan para  el curso  2012-13  esta nueva especialidad  en sus ofertas educativas: Máster  en sobornos .

La eficiencia y la eficacia  en  el soborno. Todo   por   la empresa. Todo por la  mejora  de  la cuenta de resultados... En fin,  que  así nos va
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios