www.diariocritico.com
Hermanos argentinos

Hermanos argentinos

miércoles 18 de abril de 2012, 07:58h
     Ayer un oyente, que como todos los oyentes de "Protagonistas" accede a nuestro programa con absoluta libertad, nos decía, más o menos, que tras la faena impresentable de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner contra "Repsol" y contra los intereses españoles...había que expulsar a todos los argentinos que viven en España. Somos respetuosos hasta con la idea más descabellada, aunque no la compartamos, y siempre que no ofenda o insulte. Pero, ante esta propuesta de "inquisición española" contra los hermanos argentinos, muchos de ellos expropiados y arruinados por el gobierno de su país, no tenemos otro camino que el de oponernos firmemente a tal sugerencia.

     Ni los argentinos que residen en España tienen culpa alguna de las erráticas decisiones de la presidenta de su país, ni los cubanos que viven entre nosotros son co-responsables de las fechorías de la tiranía castrista. Los gobiernos pasan, como los ríos, y los pueblos permanecen, como los puentes. Y, en el caso de la colonia argentina en España, numerosa y variada, en muchos casos está formada por descendientes de españoles, por segundas o terceras generaciones de emigrantes que, en los tiempos aciagos -y recientes-  del desplome económico y del "corralito", regresaron a la fuerza a sus raíces, buscando un hueco en el que subsistir... Y añadamos la histórica vinculación y buen entendimiento entre españoles y argentinos, que siempre supieron convivir, unidos por una mutua corriente de simpatía y de buen entendimiento.

     Sentimos, querido oyente de la mañana de ayer, discrepar de su opinión. Frente a la España que todo lo confundiría en el "ojo por ojo" y en el "diente por diente", preferimos enarbolar el ancho corazón de una España amable y generosa con los argentinos, y que esa condición haga avergonzarse a quienes han atentado contra nuestros intereses, a quienes han mordido inexplicablemente la mano que tantas veces tuteló su libertad. No creemos ni en las "vendettas" ni en las reacciones viscerales e injustas, sino que confiamos en la acción de la cooperación internacional, de la Justicia, de las naciones unidas frente a los caprichos demagógicos de una presidenta que se jactaba de ser amiga de España y que..."nos salió rana". No vamos a poner la otra mejilla frente a esa ignominia, pero tampoco podemos convertir en culpables a quienes, como tantos y tantos argentinos que viven en España, no tienen culpa alguna. Por el contrario, les abrimos las puertas más que nunca porque ellos, de algún modo, también son víctimas de un sistema caprichoso y demagógico, que sólo entusiasma a los más ciegos y bravucones dictadores de Latinoamérica.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

1 comentarios