www.diariocritico.com
Vergonzosa persecución

Vergonzosa persecución

viernes 17 de agosto de 2012, 16:54h
No hay que ser ni pro Correa ni anti Correa para estar de acuerdo con el presidente ecuatoriano en que el líder de Wikileaks, Julian Assange, sufre una vengativa persecución política. Se pongan como se pongan los inventores de historias inexistentes, nadie puede dudar honestamente de que Assange está sufriendo las consecuencias de sus famosas filtraciones de documentos diplomáticos y militares estadounidenses que ponían a la luz pública miles de datos sobre vergonzosos sucesos y decisiones que hasta entonces habían permanecido ocultos.

   Ya sabíamos que irían a por él. El Gobierno de Ecuador, cualquiera que sea la opinión que se tenga sobre el mismo, no ha hecho sino cumplir con las leyes internacionales con su asilo al australiano en la embajada de Londres. Tampoco hay que ser garzonista para convenir en que Baltasar Garzón da en el clavo en todas sus acciones y declaraciones en torno a su defendido. Assange y Garzón sufren persecuciones muy parecidas y de ahí el buen entendimiento entre ambas personalidades.

   Por lo demás, a mi no me importa mucho eso de la crisis diplomática entre los Gobiernos de Ecuador y Londres, aunque me subleva la impresentable amenaza de los de Cameron, en la mejor tradición británica, de entrar a saco en la embajada y detener a Assange violando todo lo violable en el planeta.

   Lo que más me importa es que la persecución al líder de Wikileaks entraña la más grave de las violaciones del derecho universal a la libertad de expresión e información. No creo que a ningún lector se le haya olvidado el contenido de aquellas filtraciones, que suponen uno de los más grandes servicios a esas dos libertades que acabo de mencionar.

   Una cosa que me sorprende y me duele es la pasividad de nuestro Gobierno, cuando lo normal sería que hubiese salido en defensa radical de ambas libertades. Apañados estamos. Ni los más antizapateristas ignoran que con Zapatero en el Gobierno las cosas habrían sido muy diferentes en cuestión de actitud oficial española en este escandaloso conflicto. Todavía están a tiempo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios