www.diariocritico.com

La decisión de Cospedal de parar las obras del nuevo hospital de Toledo costará 17 millones de euros a la región

El Gobierno de García-Page insiste en su decisión de retomarlas el próximo año

viernes 18 de septiembre de 2015, 11:41h
El consejero de Sanidad del Gobierno de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández, ha avanzado que la paralización de las obras del nuevo hospital de Toledo durante la pasada legislatura costará a las arcas regionales un total de 17 millones de euros, reincidiendo en que la intención es retomarlas a principios del próximo año.
En declaraciones a los medios antes de asistir a la toma de posesión del nuevo gerente del Área Integrada de Toledo, Diego Becerra, Fernández ha resaltado que desde el Ejecutivo autonómico ya se está negociando con la empresa adjudicataria de las obras y hablando sobre "situaciones complicadas". Ha dicho que la próxima reunión con la empresa es el 5 de octubre.
"Lo que queremos es firmar el acuerdo cuanto antes para que el hospital sea una realidad", ha enfatizado. Además, ha señalado que ya están en conversaciones con las universidades de Castilla-La Mancha y de Alcalá para que dar forma al nuevo hospital, que será universitario.
"Les pediremos que se vinculen con nosotros, aquella que sea mejor, con esa haremos el negocio", ha indicado.
Cuatro pilares para el Área Sanitaria de Toledo
En su intervención posterior ante cientos de médicos en el salón de actos del Hospital Virgen de la Salud, ha desgranado los "cuatro pilares fundamentales" que desde la Consejería quiere poner en macha para el Área Sanitaria de Toledo.
Por un lado, quiere dedicarse a la prevención, ya que "un país de nuestro nivel, que pretende tener un sistema sanitario al mejor nivel, tiene que dedicarse a ello".
"No fumar, comer adecuadamente, tener hábitos saludables, detección precoz de cualquier enfermedad... prevenir todo este tipo de actuaciones y promocionar que se hagan se llama no enfermar, y eso es invertir diez veces cada euro", ha aseverado.
Como segundo pilar, ha desgranado la "humanización" del paciente, gracias a "infraestructuras de alto nivel y alta tecnología", asegurando que hay "deficiencias y asignaturas pendientes" en este ámbito, por lo que "hay que profundizar" en esta humanización.
Los profesionales serán el eje del tercer pilar, para lo que se "devolverán los derechos laborales", algo que se hará de manera "ordenada" a través de un plan de ordenación específico para regular no solo las profesiones sanitarias sino los derechos laborales.
El cuarto pilar, ha dicho, es el modelo sanitario, "que ahora está gastado y que tiene que iniciarse, reinventarse, de la mano de los profesionales que tienen algo que aportar".
Apuesta por clínicas privadas en la región, si son necesarias
Entre otros asuntos, Fernández ha apuntado además que ya ha dado orden a los servicios jurídicos de la Junta para denunciar todos los convenios de la Consejería con clínicas privadas de Madrid. En este sentido, ha aseverado que en el caso de que sea necesaria en algún momento una desviación de pacientes por exceso de demanda, la apuesta es hacerla a clínicas de Castilla-La Mancha.
"Si somos excedentarios en demanda y no podemos soportarla, hagámoslo en empresas que invierten en la región, y no en Madrid".
En esta línea, se ha referido al convenio sanitario con Madrid, que ha reconocido que le está "dando la lata" en los últimos días, en los que debido a ello está pasando "horas amargas".
"No queremos ningún tipo de convenio, queremos fondos de cohesión para pagar esa asistencia que no podemos dar en nuestras fronteras", ha dicho, lamentando que en cuatro años el presupuesto de este fondo ha pasado de más de 80 millones a cero.
Ha criticado además que este convenio refleja que a los pacientes de Castilla-La Mancha pueden ir a Madrid "para las cosas baratitas" como "hernias o amigdalas". "Y si tiene algo más caro, llame a Toledo y ya le operarán de Neurocirugía".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios