www.diariocritico.com

Qui no lavora non fa l'amore

viernes 19 de febrero de 2016, 12:21h

Si yo fuera el cantante italiano Adriano Celentano le cantaría esta canción, que él hizo famosa, a Pedro Sánchez, porque a la hora de trabajar, como Rajoy. Y lo haría porque no se sabe si este señor quiere formar gobierno o está ya preparando su campaña electoral interna y externa. Y digo esto porque no es de recibo que se pasee por laboratorios, colegios, mercados, Bruselas y lugares varios, como si fuera un presidente en funciones y siempre mirando a la cámara, sin agarrar el toro por los cuernos de una negociación que requiere dedicación, centrarse en los temas, hacer pocas declaraciones e ir al grano. O éste señor no se entera de casi nada o sus asesores son muy malos.

Porque Ciudadanos le dice y además públicamente, que los avances en lo obvio son fáciles y no condicionan nada, pero que no han entrado en el nódulo central de la negociación y que si no hay acuerdo global, no hay acuerdo en nada. Por lo menos hablan claro. No como los socialistas que nos dicen que todo va de cine. Mentira. Y si vamos a Podemos, tanto Hernando como Óscar López un día le meten el dedo en el ojo a Iglesias y el otro le dan una colleja mientras éste les dice que no tiene el correo de Sánchez.

Todo muy español y muy poco serio porque el secreto de una negociación se basa en esta premisa: QUE ES LO QUE QUIERO YO, QUE QUIERES TÚ Y, SI LLEGAMOS A UN ACUERDO, CÓMO LO VENDEMOS. Pero de esto, nada.

Para colmo Pablo Iglesias se ve ya como vicepresidente de un gobierno de coalición ya que él quiere tocar poder, como sea, pero poder y nada más que el poder, y dice que necesita a su servicio el CNI, una policía judicial, que los jueces sigan la ideología de ese gobierno, el CIS y una Secretaria de Estado contra la Corrupción, entre otras lindezas que ponen de los nervios a los socialistas que quieren darle solo un chupete al de la coleta pensando que éste no se va a atrever a votar en contra de un gobierno "de progreso" el 5 de marzo y esa es la palabrita que se sacan de la manga."No se va a atrever".

No conocen a Don Pablo que lo único que busca es el PODER, el PODER y nada más que el PODER. Y como sabe sumar, suma. "Me faltaron trescientos mil votos para ganarle al PSOE. En la siguiente voy con IU juntos y como éstos tienen un millón de votos, la primera fuerza de la izquierda la lideraré yo". Y lo hacen ante un PSOE noqueado y sin credibilidad para luchar contra todas las corruptelas acumuladas en cuarenta años.

Dicen que el acuerdo se logrará en el último minuto, como se logró en Catalunya con Mas. Lo dudo. Solo le veo a Pedro Sánchez perdiendo el mismo tiempo que Rajoy, pero es que Rajoy en esto es un artista y Sánchez un mero aficionado con una sonrisa de plástico más ficticia que la de la Mona Lisa. Y paseando por todas partes. Hoy en Bruselas. Han pasado dos meses y no hay nada de nada. Muy poco fundamento. Pues que con su pan se lo coman.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios