www.diariocritico.com

Con el puño cerrado no se puede dar la mano

viernes 03 de mayo de 2019, 09:51h

Se vio el pasado domingo. La fórmula de la Coca Cola la tiene el EAJ-PNV. Seis diputados, nueve senadores y un resultado en Araba histórico. Tan es así que Bildu, copia la fórmula. Se van a Benidorm, quieren ser determinantes, se ponen de puntillas y nos dicen que suman con ERC más que el PNV. No se dan cuenta que Sánchez quiere pactar con ERC, pero no con ellos. Eso lo entorpece todo. Pero es mejor que saquen pecho aunque no reconozcan nunca nada. Solo aciertan cuando rectifican. La noche electoral Otegi nos dio un aviso. El parón a la derecha y el fracaso del “régimen del 78“ hay que trasladarlo a Euskal Herria. Ya se sabe que la historia del nacionalismo vasco empieza con ellos y de ahí lo de Euskal Herria. Quiere descabalgar al PNV de ayuntamientos y diputaciones. Está en su legítimo derecho como es el nuestro no caer en sus cantos de sirena. Cuando ETA mataba y HB apoyaban la muerte, el PNV trabajaba en ese nefasto “régimen del 78” y encauzaba Euzkadi tras una dictadura de hierro. Pero ahora hay que acabar con ese régimen y que llegue el que propone Bildu, que confío no sea el de Maduro, aunque estuvieron en su toma de posesión. Por eso hay que estar atentos a lo que dicen y a lo que hacen. A mí eso de que somos hermanos no me camela. También lo fueron Cain y Abel.

Aberri Eguna, Plaza Nueva, llena de jelkides, simpatizantes, curiosos, turistas, vendedores de libros y veteranos. Día de saludos, abrazos y “que bien te ves”. Uno de los muchos tenía ganas de comentarme algo. Es un clásico militante abertzale de la margen izquierda. Hablamos del ambiente electoral y al hilo de lo que acababa de decir Ortuzar, aludiendo a ELA, me comenta. ”Mañana eso no saldrá en ningún sitio”. Fue así. Y me transmitió su amargura. ”Tras la elección del nuevo secretario general, Mikel Lakuntza me he dado de baja. Como típico jeltzale he tenido durante veinticinco años la doble afiliación, PNV-ELA, pero ya no les aguanto más. Creí que la jubilación de Muñoz iba a servir para que cambiaran en algo su discurso y lo han hecho pero a peor. Y en ese corralito de cuatro que es ahora ELA,no hay la menor posibilidad de discrepancia o de cambio. Lo que critican a los demás lo llevan ellos a la práctica multiplicado por diez. No me echarán en falta y yo mucho menos a ellos. ELA es hoy otra cosa, nada que ver con un sindicato en defensa solo de los trabajadores. Lo de ellos es la huelga como gran oferta y ser un contrapoder, pero esa no es mi ELA, ni fue la de mi aita, esa es una plataforma política hoy por hoy para erosionar las instituciones vascas”.

Efectivamente. Hoy ELA-STV se ha vaciado. Solo conserva de su fundación sus siglas y eso mueve a engaño. Su ideología y su práctica no es solo sindical, sino sobre todo política, incluso se atreve a decirle a Sortu lo que tiene que hacer. Ese puño cerrado no es una mano abierta, es un puño para golpear. Y eso que Eusko Langileen Alkartasuna-Solidaridad de Trabajadores Vascos nació del seno del EAJ-PNV el 23 de julio de 1911 en Bilbao. Manu Robles Arangiz, su presidente desde 1936 hasta su muerte, fue diputado a Cortes en las listas del PNV. ¿Alguien se imagina algo así hoy en día con esta ELA?. En aquellos durísimos años. Robles Arangiz estaba allí para defender las demandas de los trabajadores vascos pero siguiendo unos ideales distintos a los de la actual ELA. Un día, el viejo luchador, me dijo. ”El cemento que nos unía con el Partido era el cristianismo y las Encíclicas Sociales de los Papas. Y luego cada uno defendíamos lo nuestro, respetándonos nuestros ámbitos de actuación. La doble afiliación era lo mayoritario. Estábamos en la misma trinchera”. Era así. Jamás de los jamases se le hubiera visto a Robles Arangiz, Gogorra, Uzturre, Leunda….tras un congreso con el puño cerrado en alto como gran saludo.Por lo menos estos nuevos camaradas no engañan.

En la actualidad y de manera mayoritaria la acción política de la vieja Soli está centrada en ser un contrapoder, propiciar la huelga no como última acción reivindicativa sino como la primera y ser mayoritariamente una de las siglas que conforman Bildu. Su obsesión, como la de Otegi es cambiar de arriba abajo “el régimen del 78” y acusar al Gobierno Vasco de neoliberal y autoritario.Fue la cantinela del 1ª de mayo.No verlo es querer engañarse. Se ha visto en la Asamblea de cambio del secretario general.

Mitxel Lakuntza fue elegido a principios de abril nuevo secretario general de ELA con el 95,02% de los votos, en sustitución de Adolfo Muñoz que abandonó esta responsabilidad al frente del sindicato, por razones de edad, 60 años. El comité ejecutivo, que acompañará al nuevo líder del sindicato en las labores de dirección, logró el mismo respaldo. Es lo más parecido a aquellos congresos que celebraba el PRI mexicano para ratificar el llamado dedazo. Una vez ungido el jefe, el anterior presidente desaparecía totalmente de la vida pública. Es lo que sucedió con Alfonso Etxeberria, José Elorrieta y ahora le toca a Txiki Muñoz. Se queda sin voz. El tipo de estructura de ELA exige estas limitaciones a la democracia.

"Defendemos la soberanía de nuestro pueblo y un modelo social alternativo, afirmamos que existe un conflicto de clase y construimos un sindicalismo que organice a nuestra gente y defienda sus expectativas y lo hacemos sin aceptar relaciones de subordinación o clientelares con nadie", expresó Lakuntza. Es lo más parecido a un discurso de Raúl Castro que se puede oir en Europa, porque no nos dicen de qué modelo social alternativo hablan, ¿comunismo?, ni por que están tan obsesionados por los conflictos de clase como en el siglo XIX de la revolución industrial. Lenguaje de trinchera porque al parecer para ellos un sindicato no es una organización en defensa de las condiciones de trabajo y reivindicaciones de los trabajadores sino fundamentalmente un auténtico contrapoder. Al parecer la única oferta de ELA es solo la confrontación y las huelgas extenuantes como estamos viendo con la situación de la escuela concertada. Se busca su desaparición. Quien no lo vea está ciego.

En el BEC, hace dos años, el Partido Nacionalista Vasco quiso recordar el cuarenta aniversario de su Asamblea de Iruña, tras la cual salió de la clandestinidad con un buen análisis de situación y las ideas claras sobre las políticas a implementar. Allí intervino Xabier Arzalluz. Habló de ELA. Terminó diciendo: ”Acaba de fallecer el P. Bengoa, un jesuita que vino de Nicaragua y al que llamábamos “Nicaragua” que fue el teórico de aquella ELA. Está claro que éste “fenómeno” (refiriéndose a Txiki Muñoz) concibe al sindicato como una organización político sindical. Uno piensa que el PNV tendría que reconsiderar un poco su posición ante este sindicato”.

La actual ELA sigue confundiendo Euzkadi con Nicaragua y la necesidad de un sindicalismo tercermundista de confrontación y tierra quemada, que es lo que quiere hacer Otegi con su Euskal Herria y “el régimen del 78”, nefasto régimen al parecer que si el PNV no lo hubiera propiciado no estaría él donde está. Nos avisó lo que quiere hacer la noche electoral. Y el que avisa no es traidor.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.