www.diariocritico.com

Chaves y Griñán imputados

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha recalcado este miércoles que el Código Ético de su partido es "muy exigente", poco después de que los expresidentes andaluces Manuel Chaves y José Antonio Griñán hayan pedido su baja como militantes al ser procesados en el caso de los ERE. Dicho esto, ha dicho que hay que "respetar el principio de presunción de inocencia" de quienes fueran también presidentes del PSOE, con quienes no ha "hablado" en las últimas horas. Unas palabras más prudentes que las de otros socialistas que sí han puesto la mano en el fuego por ellos.

> Entre ellos están la ex ministra Magdalena Álvarez y el ex diputado y secretario de Estado Gaspar Zarrías
> Los dos ex presidentes se lo ponen fácil a Pedro Sánchez: piden su baja como militantes del PSOE

El juez de refuerzo Álvaro Martín, que investiga el caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) fraudulentos, ha dictado auto de procedimiento abreviado contra los expresidentes de la Junta de Andalucía Manuel Chaves y José Antonio Griñán y otros 24 ex altos cargos de la Junta, entre ellos 6 ex consejeros andaluces, entre ellos Magdalena Álvarez y Gaspar Zarrías.

> Los 14 ex altos cargos imputados en el caso de los ERE se han negado a declarar

El que fuera Interventor General de la Junta de Andalucía entre los años 2000 y 2010 Manuel Gómez Martínez ha declarado este martes ante el Tribunal Supremo y ha asegurado que la Intervención puso de manifiesto "irregularidades y deficiencias lo suficientemente graves como para que el Gobierno hubiera tomado medidas" en el caso de las ayudas socio-laborales y que, sin embargo, el Ejecutivo andaluz hizo "oídos sordos" y miró "para otro lado" durante diez años. Por su parte, los 14 ex altos cargos de la Junta de Andalucía citados como imputados por la juez que investiga el caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) irregulares se han acogido a su derecho constitucional a no declarar, según han informado fuentes del caso.

> El ex presidente andaluz y ex ministro declaró durante 3 horas por el 'caso de los ERE', en los que está imputado

El instructor del caso de los ERE fraudulentos en Andalucía, el magistrado del Tribunal Supremo (TS) Alberto Jorge Barreiro, ha tomado declaración al expresidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves, diputado en el Congreso, imputado en el 'caso de los ERE'. Chaves, tras declarar, dijo a los medios, que le esperaban a la salida: "Como presidente de Andalucía nunca se ha adoptado en el Consejo de Gobierno una decisión ilegal".

> Asegura que, en su momento, ya asumió su "responsabilidad política"
> "No hubo un gran plan pero sí hubo un gran fraude"

El expresidente de la Junta de Andalucía y senador José Antonio Griñan ha negado este jueves ante el magistrado del Tribunal Supremo Alberto Jorge Barreiro haber conocido los informes de Intervención General de la Junta de Andalucía que advertían de irregularidades en los ERE fraudulentos y se se ha desvinculado de la gestión de los gastos en ayudas socio-laborales.  

Este martes ha comenzado el desfile de imputados por la trama de los ERE en Andalucía, y el primero en acudir al Tribunal Supremo ha sido el ex consejero de Empleo de la Junta José Antonio Viera, quien lejos de asumir responsabilidad alguna o señalar a los ex presidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán ha atribuido la responsabilidad a sus subordinados.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha asegurado este miércoles que cumplirá con su "palabra" y actuará si a los expresidentes andaluces Manuel Chaves y José Antonio Griñán se les imputa algún delito en el marco del caso de los ERE. Así lo ha asegurado en declaraciones a los periodistas en los pasillos de la Cámara Baja, donde ha recalcado que "no se ha rebajado" el listón de petición de responsabilidades con los ex presidentes.

La juez María Núñez Bolaños, que investiga el caso de los expedientes de regulación de empleo (ERE) irregulares, ha acordado abrir diligencias previas a los expresidentes de la Junta Manuel Chaves y José Antonio Griñán y a otros 50 altos cargos.

Después del turno de los ex presidentes, José Antonio Griñán y Manuel Chaves, imputados por el Supremo en el caso de los ERE de Andalucía, hoy el protagonista del 'desfile' ha sido el ex consejero de presidencia de la Junta de Andalucía, Gaspar Zarrías, que ha declarado que las propuestas de modificación presupuestaria, vinculadas a los ERE,  elevadas al Gobierno andaluz desde la Comisión de Viceconsejeros que él presidía tuvieron el visto bueno del interventor.

El instructor del caso de los ERE fraudulentos en Andalucía, el magistrado del Tribunal Supremo (TS) Alberto Jorge Barreiro, proseguirá este martes con su calendario de interrogatorios a los aforados nacionales en la causa, y en concreto con la comparecencia del expresidente de la Junta de Andalucía Manuel Chaves, diputado en el Congreso, mientras que el jueves prestará declaración el exconsejero de Presidencia y también parlamentario en la Cámara Baja Gaspar Zarrías.

El cese de los ex presidentes de la Junta de Andalucía Manuel Chaves y José Antonio Griñán imputados en el caso de los ERE ha sido una de las condiciones esgrimidas tanto por Ciudadanos como por Podemos para apoyar la investidura de Susana Díaz (al margen de que lo pidieran también otros partidos que tampoco la apoyarían en este caso), pero ¿qué ocurrirá si el Supremo levanta su imputación tras su declaración voluntaria? De momento, tanto Izquierda Unida como la formación de Pablo Iglesias se han mostrado contundentes en exigir sus actas parlamentarias al margen de la resolución judicial puesto que consideran que deben pagar por su responsabilidad política. Ciudadanos por su parte se ha limitado a reiterar ante el PSOE su condición de que dimitan para iniciar un diálogo sobre la investidura de Susana Díaz, dando por hecho que se alineaban con la misma postura.

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Lesmes, ha asegurado que la imputación de los expresidentes de la Junta de Andalucía Manuel Chaves y José Antonio Griñan es un "mero trámite" que resultaba "necesario y obligatorio" atendidas las circunstancias.