www.diariocritico.com

De Naranjito a Sr. Rivera

lunes 15 de agosto de 2016, 11:02h

Que la vida da muchas vueltas, es algo inapelable y más aún en la política española donde cualquier compromiso electoral puede ser vulnerado de manera flagrante, sin que traiga consecuencias. Da igual mentir, estar imputado o injuriar, que todo se perdona en este país de escasa memoria histórica, incluso para lo más doloroso como fue la Guerra Civil, como bien se ha podido comprobar. En otros países el hecho de tener una aventura amorosa fuera del matrimonio, copiar parcialmente una tesis doctoral o cualquier desliz al frente de un cargo público, se paga con la dimisión o cese inmediato del sujeto activo, lo cual conlleva su adiós definitivo de su vida política. Esto aquí sería impensable, pues los políticos pueden decir de todo, ridiculizar al adversario y empeñar su palabra incluso, pero cuando la luz del poder ilumina su mente, se hacen un Infanta Cristina y no recuerdan nada de lo dicho o hecho anteriormente. Al hilo de este razonamiento analizaremos la extraña metamorfosis que experimentó Albert Rivera en el discurso del Partido Popular.

El portavoz de los populares en el Congreso, Rafael Hernando, allá por marzo del pasado 2015, bautizó al líder de Ciudadanos como "Naranjito", haciendo alusión al color naranja con el que se identifica su formación y con la que fuera nuestra desafortunada y simplona mascota del Mundial de Futbol de España en 1982 un muñeco que quería hacer ver la naranja como el icono patrio, pero más bien parecía el anuncio de Fanta. También le había comparado con Diógenes porque, iba "con su lámpara buscando candidatos por todos sitios" y eso que por aquel entonces no se sabía que Felisuco iba a ser el elegido como cabeza de cartel por Cantabria, porque el diputado podría haber hecho más de un chascarrillo en diferido, de esos que tanto le gustan a él y a Dolores de Cospedal.

Este personaje que va de ocurrente y se debe creer gracioso, ya ha tenido varias intervenciones desafortunadas por no decir impresentables, como aquella dirigida a los familiares de las víctimas del franquismo, “que parece que solo se acuerdan de sus muertos cuando hay subvenciones” pero claro, tan vergonzosa afirmación no lo consideraron en su propio partido una ofensa a los familiares de las victimas a las que las ley ampara, y mucho menos consideraron motivo para que dejase su cargo político. Me hubiera gustado ver qué pasaba con Herr Hernando en la tierra de su querida Angela Merkel ,haciendo una afirmación de este calibre, relacionándolo con las víctimas del holocausto a las cuales allí si que se las respeta, como no podía ser de otra manera.

Pero todo esto ya es historia y del Naranjito, hemos pasado al Sr. Rivera con todos los honores pues en ello va en parte el comienzo del futuro gobierno que tendrá a la cabeza a Mariano Rajoy nuevamente, una vez que vuelva de puente, pues como hemos visto, hace vacaciones de directivo de pyme en agosto, pero sin decírselo a los empleados para que parezca que trabaja más que uno con contrato laboral al uso, pero con distinto sueldo, claro está. Eso de las prisas, no va con Mariano, si bien a Sánchez le pidió con urgencia presentarse al debate de investidura, pero cuando le toca a él, es como si se convirtiese en protagonista de un capitulo del Ministerio del Tiempo. Desde que acepto el encargo del Rey, no ha hecho más que aplazamientos de reuniones y negociaciones y ahora que el Sr. Rivera (antes Naranjito) le presenta un documento de negociación, según el líder de C`s imprescindible para el apoyo a Rajoy, va éste y con un par dice que lo tiene que aprobar el Comité Ejecutivo del PP, como si ese órgano no estuviese hecho a imagen y semejanza de la voluntad del registrador en excedencia.

Rajoy se va de puente y Sánchez vuelve de Mojacar y solo cinco minutos después de ponerse el aftersun, le cae un rapapolvo de Felipe González que le sienta cual palmada en la espalda con la piel enrojecida por el sol almeriense. Imagino un Whatsapp del expresidente a quien no lo va a ser nunca, en los siguientes términos: “Pedro, eres un irresponsable, fíjate en Albert, es más feo que tu, pero más de derechas y por consiguiente, eso a mí me gusta”. Algo en términos parecidos es lo que ha venido a decirle una vez más a través de la prensa, pues parece el único medio que le gusta utilizar.

Pronto veremos de nuevo a Rafael Hernando sacando sus ocurrencias, pero en esta ocasión actuando en sentido contrario, pasando del Sr. Sánchez al Dr. NO al denominar al líder socialista, recordando a uno de los protagonistas que daba vida a la vieja película del Agente 007 en 1962, porque ya sabemos que Hernando es más antiguo que el gasógeno y se quedó en los tiempos de Sean Connery y Ursula Andress cuando ambos eran unos auténticos pibones.

Estamos ante uno de los culebrones del verano, o mejor dicho, romances estivales con intercambio de pareja, cuando Pedro y Albert eran novios y residentes en Madrid. Se les acabo el pacto y con ello el amor. Ya no hay rescoldos que azuzar, ni compromisos por cumplir. De las doscientas medidas que contemplaba ese acuerdo como fruto del pacto, se ha pasado a pedir al PP que cumpla con seis condiciones para obtener su apoyo. Se nota que estamos en las segundas rebajas de verano y el Sr. Rivera es muy exigente...

A Pedro lo acosan por todas partes de manera inmisecorde, Pablo Iglesias no aparece ni por las fiestas de Lavapiés, Alberto Garzón debe estar en meditación trascendental con Julio Anguita, Rajoy se ha quitado la corbata en un gesto equivalente al soltarse la melena de una bailaora, pero el único que no cambia en míster pactoil bello Rivera, que ha tomado del ideario de Groucho Marx la frase que decia: “La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico falso y aplicar después los remedios equivocados”. Algunos maliciosos le han asignado otra frase del genial cómico que decía:”si no le gustan mis principios, no se preocupe, tengo otros”, pero eso solo lo piensan algunos de Ferraz por puro despecho de amor no correspondido. ¡Menos mal que siempre nos quedará Mireia Belmonte!


JOSE JOAQUIN FLECHOSO

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios