www.diariocritico.com
Albert Rivera junto a Pedro Sánchez durante su primera reunión la semana pasada
Ampliar
Albert Rivera junto a Pedro Sánchez durante su primera reunión la semana pasada (Foto: EP)

La reforma laboral y la Constitución, primeros obstáculos en las negociaciones entre PSOE y Ciudadanos

> El partido de Rivera coincide con Podemos en dar una primera valoración positiva del documento del PSOE

lunes 08 de febrero de 2016, 18:04h
El equipo negociador de Ciudadanos ha empezado a admitir diferencias relevantes con los socialistas después de la segunda reunión de la mesa técnica. La formación naranja ha destacado su desacuerdo ante la posibilidad de volver a la reforma laboral de Zapatero y ha criticado la indefinición de la reforma constitucional que proponen los socialistas. Además, el partido de Rivera ha admitido que Pedro Sánchez se tendrá que decidir "en un momento u otro" si seguir negociando con ellos o con partidos próximos a Podemos, como IU o Compromís, aunque ellos no lo van a pedir.

Segunda reunión de los equipos negociadores del PSOE y Ciudadanos, ya con propuestas concretas sobre la mesa. El vicesecretario de Ciudadanos, José Manuel Villegas, ha salido del encuentro señalando que consideran que hay "espacio suficiente" para llegar a acuerdos con el PSOE, aunque también hayan encontrado discrepancias.

En concreto, Villegas ha citado la reforma laboral como ejemplo de punto "que hay que trabajar" para llegar a acuerdo. Según el dirigente de la formación naranja, lo único que plantean los socialistas es derogar la reforma del PP, mientras que ellos quieren introducir modificaciones "pensando en el futuro".

"No estamos de acuerdo con volver a la reforma laborar de Zapatero. La derogación no nos soluciona nada", ha comentado Villega.

Otro punto de discrepancia sería la reforma de la Constitución, ya que Ciudadanos considera que el PSOE plantea "abrir el melón" sin tener un plan concreto para llevar a cabo la reforma. Aunque la formación naranja sigue negandose a hablar de fórmulas, en este punto sí consideran que habría que tener en cuenta los amplios apoyos que necesitarían, para luego establecer la dirección de los cambios en la Carta Magna.

En cambio, Villegas ha asegurado que no considera que vaya a haber discrepancias en el terreno fiscal, ya que ellos estarían dispuestos a estudiar el aumento del IRPF a las personas más ricas.

Villegas también ha señalado que ve bastante posibilidad de acuerdo en el ámbito de la "regeneración democrática" y el de la recuperación económica, a pesar de que los socialistas ya hayan expresado su desacuerdo con medidas clave de Ciudadanos en estos aspectos como la supresión del Senado, el contrato único o el complemento salarial. En cualquier caso, Villegas ha reconocido que han hablado de "generalidades" y que ha habido coincidencia también en el diagnóstico de los problemas.

¿Coincidencias con Podemos?

Aunque Villegas ha señalado que profundizarán en su análisis del documento del PSOE en los próximos días, ha admitido que la primera valoración es positiva. De este modo, coincide con Podemos, ya que Pablo Iglesias llegó a señalar que parecía que los socialistas les habían "copiado" el programa a ellos.

Preguntado por esta coincidencia cuandos ambos partidos mantienen un veto el uno al otro, Villegas ha respondido que está seguro que si los socialistas concretan las medidas con ellos, el resultado será incompatible con el programa de Podemos.

Por otro lado, el dirigente de Ciudadanos ha reiterado que en ningún caso van a decirle a Sánchez con quién tiene que dialogar, como sí ha hecho Iglesias al condicionar su diálogo con el PSOE a que se excluya a la formación de Rivera. Así ha respondido al ser preguntado por las mesas negociadoras que el PSOE ha iniciado este mismo lunes con Unidad Popular-IU y Compromís.

"Al final, en un momento u otro, el señor Sánchez tendrá que decidir si pacta propuestas que son cercanas a Ciudadanos o si pacta propuestas que sean asumibles por Podemos, por Compromís o por Izquierda Unida", ha reconocido Villegas.

Reunión con Rajoy

Este mismo lunes también se ha conocido que Albert Rivera se reunirá el jueves con Mariano Rajoy en el Congreso de los Diputados, un encuentro que se producirá un día después de que Sánchez y Rajoy se vean también las caras.

Villegas ha asegurado que no van a intentar convencer al líder del PP de ningún posicionamiento en la votación de investidura, sino que será una primera toma de contacto para determinar si los populares están dispuestos a hablar y negociar propuestas. Sin embargo, sí ha dejado claro que, en las conversaciones con Rajoy, mantendrán la idea de que es el turno de Sánchez de presentarse a la investidura.

"Lo que habrá que transmitir en esa reunión, igual que hicimos con el PSOE, es que para realizar la agenda de reformas que necesita España hay que contar con todos los partidos que están en la centralidad política española: el PP, el PSOE y Ciudadanos", ha señalado Villegas.

En este sentido, el vicesecretario de Ciudadanos ha reiterado que consideran que Sánchez "se equivoca" no haciendo partícipe al PP en el diálogo, ya que aunque el líder del PSOE se vaya a sentar con Rajoy, mantiene su negativa a llegar a un acuerdo con el PP.

Si la reunión del jueves va bien, Ciudadanos espera abrir también una mesa negociadora con los populares, en las que ya ha adelantado que les presentarán el mismo documento con propuestas que llevaron a su reunión con el PSOE.

Dos semanas clave

El primer encuentro entre los equipos negociadores de PSOE y Ciudadanos se produjo este viernes en una reunión que sirvió más de primer contacto, según revelaron los protagonistas. Ambos equipos constataron su sintonía, a pesar de que se mantiene la discrepancia fundamental de qué formula prefieren para conformar Gobierno.

Aunque la formación de Sánchez y Rivera coinciden en buscar un acuerdo entre sus dos formaciones, no suman los escaños suficientes y discrepan a la hora de qué partido debería sumarse al acuerdo. El PSOE quiere lograr un acuerdo también con Podemos, algo que Ciudadanos no contempla, mientras que la formación naranja prefiere sumar al PP, algo a lo que Sánchez no está dispuesto.

Sin embargo, PSOE y Ciudadanos han optado por iniciar las negociaciones técnicas sin abordar este espinoso asunto y centrarse en los puntos en los que pueden converger.
De forma paralela, los socialistas también han arrancado las mesas negociadoras con Unidad Popular-IU y Compromís, con los que también se han reunido este lunes. Todavía no hay fecha para un posible encuentro con el equipo negociador de Podemos, ya que la formación de Pablo Iglesias continúa exigiendo a Sánchez que deje de dialogar con Ciudadanos.

En cuanto a los plazos, Villegas ha comentado que espera que en "dos semanas" ya puedan avanzar si hay o no acuerdo con el PSOE. En este sentido, ha asegurado que dejarán esta semana para intentar avanzar 'sectorialmente' para tratar en profundidad aquellos asuntos en los que hay más desacuerdos y que espera que vuelvan a reunirse con el PSOE a principios de la semana que viene.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios