www.diariocritico.com

Carolina Punset demanda un Ciudadanos más combativo e inflexible contra el nacionalismo

viernes 25 de noviembre de 2016, 20:57h
La eurodiputada de Ciudadanos Carolina Punset ha reclamado un mayor nivel de democracia interna dentro de Ciudadanos antes de decidir si da el paso de presentar un proyecto alternativo al de Albert Rivera. La ex drigente de la formación naranja ha participado en un acto contra el nacionalismo junto a Arcadi Espada y Albert Boadella -fundadores originales de Ciudadanos y ahora críticos- y ha considerado que con los nacionalistas no hay espacio para el consenso.
Carolina Punset demanda un Ciudadanos más combativo e inflexible contra el nacionalismo
Ampliar
(Foto: Europa Press)

La batalla contra el nacionalismo y el populismo ha centrado un debate que ha reunido este viernes a una de las voces más críticas dentro de Ciudadanos, Carolina Punset, y a dos de los impulsores originales de la formación, Arcadi Espada y Albert Boadella. En el público, atento a todas la intervenciones, estaba también el vicesecretario de Ciudadanos, José Manuel Villegas.

El protagonismo ha recaído en la eurodiputada puesto que aún mantiene la incógnita de si dará el paso para presentar un proyecto o una candidatura alternativa en el próximo Congreso de Ciudadanos, que se celebrará entre finales de enero y principios de febrero de 2017. La cuestión ha sido planteada después de que la política renunciara en octubre a su puesto en la Ejecutiva del partido alegando discrepancias estratégicas.

Antes de entrar al acto, Punset ha aclarado que está esperando una respuesta de la cúpula de Ciudadanos a su exigencia de un mayor nivel de democracia interna. Así, por ejemplo, ha criticado el sistema de votación indirecta que regirá la renovación de la hoja de ruta de la formación naranja. "Hay tiempo para pensarlo, veremos si las reglas de juego son limpias", ha asegurado.

Uno de los elementos más destacados de las críticas de Punset hacia el actual proyecto de Ciudadanos se basa precisamente en el discurso sobre el nacionalismo. De hecho, antes de abandonar la Ejecutiva, Punset protagonizó una polémica con sus compañeros de partido al llamar "trozo de tela" a la senyera valenciana.

"Con el nacionalismo y con los nacionalistas no hay remedio ni hay espacios de consenso. Es una ideologia insaciable y lo que hay que hacer repestar la legalidad", ha asegurado. Ya en el debate, Pusent ha valorado a aquellos que, como Juan Carlos Girauta, han tenido que aguantar insultos de los nacionalistas.

La defensa de endurecer el discurso contra el nacionalismo puede colisionar con el reto de Ciudadanos de cosolidar su expansión territorial, en la que están encontrando mayor resistencia en las nacionalidades históricas, exceptuando el caso de Cataluña. Así se vio en las últimas elecciones vascas y gallegas, donde la formación de Rivera no consiguió representación.

Ciudadanos, que nació en Cataluña criticando que tanto PP y PSOE se habían relajado ante el independentismo creciente, tiene que afrontar ahora su mayor presencia territorial e institucional, por ejemplo como líderes de la oposición en el Parlament catalán. Y aunque la formación a nivel nacional rechazó la posibilidad de incorporar a los nacionalistas vascos o catalanes al pacto de investidura de Mariano Rajoy, la necesidad de pactos abre un nuevo escenario en la legislatura.

El debate de este viernes ha contado además con miembros de otros partidos como Borja Semper (PP), Gorka Maneiro (UPyD) o Juan Carlos Rodríguez Ibarra (PSOE). No obstante, las intervenciones más duras hacia el nacionalismo han venido por parte de Espada, que ha asegurado que nacionalismo y populismo son lo mismo y que ambas corrientes tienen en común que se basan en la mentira.

El escritor ha llegado a asegurar que las ideas nacionalistas son despreciables porque siempre tienen un componente antidemocrático. "Hacer bueno al nacionalismo que no mata es como hacer bueno a un islamista que no mata", ha apuntado.

Pero también ha habido mensajes en clave interna, como el de Albert Boadella, que ha criticado a Inés Arrimadas por celebrar con una paellada durante la Diada de Cataluña."Y no pasa nada en un partido que fue fundado para todo lo contrario", ha asegurado el actor.

Maneiro, el actual portavoz de UPyD, ha rechazado la estrategia de los principales partidos -sin poner siglas- de modificar su discurso según el territorio "por un puñado de votos" y de "ablandarse" ante los nacionalistas.

De forma más directa, la popular Cayetana Álvarez de Toledo, que ha cerrado el acto, ha apuntado que Ciudadanos está cayendo en acercarse hacia el catalanismo para captar votos en ese caladero. También desde la autocrítica, Álvarez de Toledo ha lamentado que la formación de Albert Rivera, PP y PSOE estén "a por uvas en vez de camniar junto para combatir el nacionalismo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios