www.diariocritico.com

Pedro Sánchez y Pablo Iglesias acuerdan reunirse el 30 de marzo para reanudar las negociaciones

miércoles 23 de marzo de 2016, 15:38h
Los problemas de agenda han provocado que este miércoles Pedro Sánchez y Pablo Iglesias sólo hayan podido cruzar una llamada, de la que ha salido ya una fecha para reanudar las negociaciones: el 30 de marzo. Los líderes de PSOE y Podemos han hablado durante 30 minutos y han coincidido en la necesidad de buscar un gobierno alternativo al del PP. La discrepancia ha surgido cuando Sánchez ha vuelto a reiterar que el pacto firmado con Ciudadanos sigue vigente, aunque está "abierto a otros partido", ante lo que Iglesias ha respondido que lo mejor es un Gobierno de izquierdas similar al valenciano.
Pedro Sánchez y Pablo Iglesias acuerdan reunirse el 30 de marzo para reanudar las negociaciones
Ampliar
(Foto: PSOE)

Después de días intentando cuadrar agendas para la reunión entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias, los líderes políticos han podido encontrar una fecha en una conversación de 30 minutos. Será el próximo 30 de marzo, según han informado PSOE y Podemos en un comunicado conjunto enviado tras la conversación.

Durante la llamada, Sánchez e Iglesias han coincidido en la necesidad de "articular acuerdos amplios" para poner fin al Gobierno de Mariano Rajoy. Sin embargo, han discrepado sobre la fórmula concreta de estos acuerdos. El socialista le ha transmitido a Iglesias que el pacto con Ciudadanos sigue vigente, aunque es modificable, lo que implica que sigue contando con la formación de Albert Rivera para cualquier acuerdo.

Por su parte, el líder de la formación morada ha reiterado que su apuesta es la de un Gobierno a la valenciana, es decir, una coalición entre los partidos de izquierda.

"En cualquier caso, hay respeto mutuo por las visiones respectivas y en ningún caso impiden el diálogo", aseguran desde PSOE y Podemos, que también reiteran que ambas formaciones están comprometidas a evitar unas nuevas elecciones.

Iglesias y Sánchez han aprovechado la llamada para hablar de otros temas como la preocupación por la amenaza yihadista, la crisis de los refugiados o la crítica hacia el Gobierno por no someterse a control parlamentario.

Este breve contacto telefónico se ha producido en sustitución de la reunión que habían prometido ambos líderes para antes de Semana Santa. Tras el viaje de Sánchez a Canarias a principio de semana, este miércoles era la única fecha disponible para el encuentro, pero de nuevo se ha alegado "problemas de agenda" para justificar el aplazamiento de la cita. No obstante, Sánchez e Iglesias no han participado ni en el minuto de silencio en el Congreso por el atentado de Bruselas ni en el homenaje por el aniversario del accidente de Germanwings, que eran los dos principales actos de la jornada.

A pesar de las expectativas que ha levantado la cita entre Sanchez e Iglesias, por suponer el deshielo de las relaciones entre PSOE y Podemos, los líderes no se han movido ni un milímetro de sus posiciones. Lo único que ha cambiado es la disposición de los socialistas de acudir a las reuniones sin Ciudadanos, algo que en la formación morada han interpretado como un buen gesto.

Sin embargo, ya hubo una reunión sin Ciudadanos entre los equipos del PSOE y los de Unidad Popular-Izquierda Unida (UP-IU) en la que apenas hubo avance. Según el diputado de IU Alberto Garzón, los socialistas intentaron convencerles de los puntos en común del texto firmado con Ciudadanos y ni siquiera concretaron hasta qué punto era modificable el acuerdo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios