www.diariocritico.com

En declaraciones a la prensa de visita a Portugal

El Papa dice que el tercer secreto de Fátima pronosticaba el escándalo de la pederastia

Benedicto XVI por fin condena con fuerza los abusos sexuales: "Es nuestro sufrimiento"

Muy místicas las palabras del Papa a los periodistas que le acompañaban en el vuelo hacia Portugal, donde se encuentra de visita oficial. Benedicto XVI revela ahora que el llamado tercer secreto de Fátima, que la Virgen habría confiado según la tradición en 1917 a los unos niños pastores, hermanos entre ellos, sería que llegaría un fuerte escándalo contra la Iglesia. Estaríamos hablando del escándalo de la pederastia que ha surgido en este último año.
El llamado 'tercer secreto de Fátima' ha creado habitualmente controversia, puesto que está muy aceptado como tradición que el primero que reveló la Virgen en 1917 a los pastores era que acabaría la Primera Guerra Mundial y el segundo, que la Unión Soviética -en ese año llegó la revolución bolchevique- caería en un futuro.

El tercero, se asegura, se transmite de papa a papa por lo delicado de su contenido. De ahí que se especulara con que revelaba el Fin del mundo. Pero en el año 2000 el Vaticano publicó una nota en la que se daba a entender que lo que se había profetizado es el intento de asesinato de un papa, lo cual sucedió con Juan Pablo II. Por eso han sorprendido ahora las palabras de su sucesor en Roma, Benedicto XVI, quien habría dicho a la prensa que este tercer secreto de Fátima hablaba del escándalo que le llegaría a la Santa Iglesia Católica con los polémicos casos de pederastia.

Benedicto XVI ha reconocido en el interior del avión que le trasladó hasta Lisboa, ya en referencia a los casos de pedofilia, que "las grandes persecuciones a la Iglesia no vienen de fuera, sino de los pecados que hay dentro de ella".

En este sentido, según informa Ecclessia, la agencia de la Iglesia católica en Portugal, el Pontífice ha asegurado que es "realmente terrorífico" el sufrimiento de la Iglesia "por los ataques en su interior, por el pecado que existe dentro de la Iglesia misma". Además, pidió a los responsables esclesiales que estén "atentos" ante "los ataques del mal".

Con todo, ha destacado que la Iglesia tiene "una profunda necesidad de hacer penitencia y de implorar perdón" y ha apuntado también "la necesidad de justicia" en estos casos.

Aún con todo, el Pontífice ha concluido diciendo que "las fuerzas del bien están presentes y que, al final, es más fuerte que el mal". "La bondad de Dios es la última palabra de la historia", ha afirmado.

El tercer secreto de Fátima, por Rafael Plaza

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios