www.diariocritico.com

Debate Estado de la Región

Herrera anuncia que el Presupuesto de 2011 parala Comunidad podría reducirse en un 10%, lo que supone 1.000 millones de euros

Herrera anuncia que el Presupuesto de 2011 parala Comunidad podría reducirse en un 10%, lo que supone 1.000 millones de euros

El presidente alerta del peligro de que alguna fusión fría de cajas se convierta en una absorción encubierta

miércoles 23 de junio de 2010, 14:26h
El presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera ha anunciado durante su discurso del Debate de Estado dela Región un nuevo plan de recortes en el sector público que ayudará a ahorrar 80 millones de euros hasta fin de año que se sumarán a los 535 millones que ya se llevan ahorrados en este 2010, logrados a través de un menor endeudamiento.

Entre otras, se adoptarán las siguientes:

-    Congelación de la oferta de empleo público hasta 2013, excepto en los centros y servicios de SACYL, Servicios Sociales y Educación.
-    Limitación a supuestos excepcionales de la contratación de personal interino y laboral.
-    Unificación de la contratación de los servicios de telecomunicaciones.
-    Implantación de un sistema de compra centralizada para el suministro de energía eléctrica, y establecimiento de nuevas medidas de ahorro y eficiencia energética.
-    Reducción de un 10% de las transferencias a realizar a los entes públicos de la Comunidad.
-    Reducción de un 20% de las aportaciones o subvenciones para la financiación de los gastos de funcionamiento de las fundaciones públicas y de las empresas públicas que reciben fondos procedentes de los Presupuestos.
-    Reestructuración y reducción del número de entidades instrumentales.
-    Restricción de la disponibilidad de vehículos oficiales, creando una bolsa de uso compartido en cada Consejería.
-    Reducción drástica de la realización de estudios, trabajos técnicos y consultorías realizados por empresas externas.
-    Reducción de los gastos de atención protocolaria y representativa.
-    Reducción de todo tipo de campañas y actos institucionales y promocionales, tanto en la Comunidad como en el exterior.

El presidente no tiene pensado, por el momento, reducir el número de consejerías. Todo dependerá de cómo se desarrollen las nuevas medidas de austeridad del ejecutivo regional y si van acorde con las previsiones del propio Juan Vicente Herrera.

10% menos para 2011

Lo que sí ha anunciado Juan Vicente Herrera es que el Presupuesto de la Comunidad para 2011 podría verse recortado en un 10% (1.000 millones de euros) con respecto a este año, debido a los efectos de la crisis económica.

El líder del Ejecutivo regional ha mantenido la misma línea en su discurso, criticando las medidas del Gobierno central que van en contra de los ciudadanos y criticando la subida de impuestos. Así, Castilla y León va a "apostar por los caminos de la austeridad y de dirigir los recursos disponibles hacia las verdaderas y grandes prioridares ". El Ejecutivo de la comunidad  descarta "la posibilidad de incrementar los ingresos subiendo los impuestos a los ciudadanos de la Comunidad".

La reapertura de la central nuclear de Santa María de Garoña, en Burgos, el traspaso de las competencias de la cuenca del Duero, el desbloqueo de las negociaciones en materia de Justicia o la concreción en los recortes de infraestructuras en Castilla y León fueron algunas de las peticiones formuladas por el presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, al Gobierno central durante el pleno de Debate de Política General de la Comunidad.

El discurso también ha tratado sobre la situación de la comunidad respecto a la media nacional en varios aspectos, endeudamiento, tasa de paro y medidas de reactivación económica. Así, Herrera ha destacado que "Castilla y León presenta crecimiento, empleo y déficit, una mejor posición relativa que el conjunto de la economía española".

Sin embargo, ha reconocido que 2009 y el comienzo de 2010 han sido unos años muy malos: " El PIB de Castilla y León cayó un 3,4%, ligeramente menos que la media de España, y nuestra actividad descendió en todos los sectores, especialmente en el primario, la industria y la construcción. No obstante, es igualmente cierto que esta caída se moderó en la segunda mitad de 2009, y que las primeras cifras de 2010 ponen de manifiesto una mejora general de actividad, salvo en la construcción", ha dicho Herrera.

El crecimiento de Castilla y León en el primer trimestre de este año –cuatro décimas– es un punto de inflexión tras un largo período recesivo, siendo sensiblemente mejor que la media nacional. Algunos datos de este periodo lo confirman. El Índice de Producción Industrial ha crecido 6,3 puntos más que el promedio español, y los Índices de Comercio al por menor también más de 2 puntos por encima del mismo. Las exportaciones de la región han crecido 3 puntos más, alcanzando una tasa de cobertura que supera en 40 puntos a la global de España. Las primeras estimaciones sobre algunas de las principales producciones agrícolas son también esperanzadoras.

Pero sobre estos datos positivos pesan las incertidumbres de una tenue recuperación que, como el propio Gobierno de como el propio Gobierno de la Nación ha reconocido, "va afrenarse como consecuencia de las medidas de recorte adoptadas y por adoptar", ha sentenciado el presidente regional.

El paro es la mayor preocupación del Ejecutivo de la comunidad. El número de parados aumentó en Castilla y León un 14,1% en el último año, hasta situarse en una tasa de paro del 15,8% en el primer trimestre de 2010. Un dato muy malo, aunque se compare con la tasa del 20% media de España.

Siete prioridades básicas

Por ello, Herrera ha anunciado siete prioridades básicas a las que se van a orientar las decisiones presupuestarias de éste y del próximo año, y que se van a corresponder con inevitables sacrificios en otras líneas de actividad:

- Apoyo al empleo.
- Impulso de la competitividad y la innovación empresarial e industrial.
- Apoyo a las infraestructuras productivas, esenciales para el crecimiento y la generación de empleo.
- Mantener la calidad de los grandes servicios públicos (Sanidad, Educación, Dependencia, Personas enriesgo de exclusión social...).
- Potenciar las políticas para jóvenes, familias e inmigrantes recogidas en la Agenda para la Población.
- Mantener, en lo sustancial, los objetivos y los recursos previstos en el Plan Integral para el Desarrollo Rural de Castilla y León 2007-2013, en materia de agricultura y ganadería.
- Apoyo al mundo local de Castilla y León.

"Estas son las prioridades que la Junta de Castilla y León propone en este entorno de fuerte restricción económica. Evidentemente, trataremos de mantener las acciones más importantes en el resto de áreas, pero hemos de ser todos conscientes de que una prioridad tiene siempre como reverso un sacrificio, y que vivimos tiempos difíciles en los que es imprescindible elegir", ha dicho Herrera. "Una elección -ha continuado- que, en lo posible, debe contar con el máximo consenso político y social".

Por ello, el presidente dela Junta  ha mostrado que "es voluntad de mi Gobierno alcanzar a lo largo del mes de julio un amplio acuerdo con los Grupos Parlamentarios sobre tan esenciales cuestiones, para orientar los trabajos de elaboración del próximo Proyecto de Presupuestos para 2011. Para ello, escucharé con atención las propuestas que se formulen, porque sigo dando un especial valor, sobre todo en estos tiempos, al diálogo en todas sus dimensiones".

Cajas

En lo que se refiere al desarrollo del proceso de reestructuración del sistema financiero en Castilla y León, Juan Vicente Herrera ha mencionado que "es público que, aún partiendo del impulso que le dio el sólido acuerdo político logrado entre los dos Partidos principales de la Comunidad, no ha estado exento de polémicas y altibajos, pero ha dado lugar en las últimas semanas al nacimiento, por la vía de la fusión de Caja España y de Caja Duero, de la séptima Caja de Ahorros nacional, lo que sin duda va a reforzar notablemente el servicio de nuestro sistema financiero a la Comunidad".

Pero también se ha referido a las demás entidadesde la comunidad, que "en ejercicio de su autonomía, y con el visto bueno del Banco de España, están optando por incorporarse a iniciativas compartidas con Entidades de otras Comunidades. La Junta va a velar por que esas operaciones al menos garanticen la supervivencia y la mejor actividad de las Entidades que las protagonizan. Y expresará su opinión contraria en el caso de que una de estas “fusiones frías” se convierta en realidad en una “absorción encubierta” en la que no concurran los mínimos de participación, representación y territorialidad, que garanticen la supervivencia futura de la Entidad y los derechos de sus impositores y trabajadores".

"Sería totalmente inexplicable -ha continuado Herrera- que Entidades que durante dos años han rechazado su integración con otras de la propia Comunidad, alegando que podían y preferían seguir solas, se embarquen ahora en ese mismo tipo de integraciones, pero con Entidades de otras Comunidades, y sin que con ellas aseguren su supervivencia en el corto y medio plazo".
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios