www.diariocritico.com

Carolina Cardemil, autora de 'Los diez mandamientos de la infidelidad'

"La falta de comunicación es la principal causa de la infidelidad"

Las últimas estadísticas realizadas en Chile indican que dos terceras partes de la población adulta es infiel. Quizás por eso la escritora y periodista Carolina Cardemil ha escrito el libro 'Los diez mandamientos de la infidelidad', publicado por El País Literario, en el que, a través de veinte historias, profundiza en la infidelidad tanto desde la perspectiva del hombre como de la mujer.

 

¿Por qué el tema de la infidelidad?
Porque estadísticamente los índices de infidelidad han subido en los últimos tiempos. De hecho, según un estudio que se hizo el Chile  el 72,5 por ciento de las mujeres y el 80,2 por ciento de los hombres son infieles. El porcentaje es muy cercano.

¿Qué pueden encontrar los lectores en 'Los diez mandamientos de la infidelidad' ?
En el libro puedes encontrar cómo descubrir si tu pareja es infiel por los cambios de perfume, cambios corporales o el móvil, ya que cuando uno es infiel tiene dos móviles uno con tarjeta y otro sin tarjeta. Son pequeños guiños a través de los cuales se pueden saber cuándo una persona es infiel. Pero eso no es lo fundamental: el lector puede encontrar aquí lo transversal de este tema. En total, son veinte cuentos en los que se plasman diferentes historias de la infidelidad vividas desde el punto de vista del hombre y la mujer. Porque creo que la infidelidad no se puede mirar solamente desde un punto de vista. Mi primer libro fue 'Las mujeres infieles'. En cambio éste tiene las dos miradas. Porque es muy distinto cuando un hombre es infiel a cuando lo es una mujer.

¿En qué sentido?
Por ejemplo, siete de estas historias son la misma, exacta, pero contada desde un punto de vista del hombre y de la mujer. Y lo maravilloso es que no tiene nada que ver una con la otra. Parecen historias distintas. Por ejemplo, hay una historia en la que en sesenta segundos una mujer está haciendo una transacción bancaria y hay un hombre al frente. Y la historia cuenta como ella es capaz de enamorarse de ese tipo en sesenta segundos, porque una mujer es capaz de pensar que con esa mirada quiere despertarse el resto de los días mientras que el hombre lo que piensa está más relacionado con el sexo. Quizás en el fondo somos iguales aunque lo que nos diferencia son las formas, que son muy distintas. Las formas de enamorarse, de ser infiel, no tienen nada que ver.

¿Cuánto tiempo le ha llevado el trabajo de investigación para escribir este libro?
Pues aunque a primera vista, y dado que es un libro fino, puede parecer que fue fácil no lo ha sido. Ya que no es sencillo hablar como hombre, decir cosas con las que no estoy absolutamente de acuerdo. Por ello, para escribir el libro me metí en grupos de hombres para escucharles y ser uno más de ellos porque las mujeres siempre tenemos un lenguaje más femenino, más sutil pero necesitaba otro lenguaje para contar las historias en boca de los hombres. En total, el tiempo de investigación han sido dos años y quiero dejar claro que todos los casos que cuento son reales.

¿A la hora de ser infiel cuáles son las principales diferencias entre los dos sexos?
Lo que nos diferencia son las formas de cómo se hace. Al final yo creo que hacemos lo mismo pero la mujer tiene una sutileza distinta. Además, una mujer infiel quizás logre enamorarse más que un hombre. Estadísticamente es más fácil que la mujer deje su relación por la nueva pareja con la que es infiel, si realmente está enamorada. El hombre no, por comodidad, cobardía... Además, los hombres son más torpes que las mujeres a la hora de ser infieles. Eso sí, es importante recordar que la infidelidad pasa por todos los lados. Todo el mundo en un momento dado puede ser infiel, pero la diferencia es el cómo.

¿Cuáles son las conclusiones que ha sacado al escribir este libro?
Que la falta de comunicación es la principal causa de la infidelidad. Y eso lo comprobé al escribir este libro. Para mí esa es la gran razón de la infidelidad. Esa es la primera conclusión. Y la segunda es que se puede llegar a ser infiel por la falta de fidelidad a uno mismo. Ese para mí es el mayor mandamiento de todos. Y es que yo creo que cuando uno no es fiel con uno mismo hace cosas que realmente no quiere y termina siendo infiel. Con este libro lo que yo persigo no es fomentar la infidelidad sino que cuando el lector lo lea se dé cuenta de que quizás no necesita ser infiel, sino hablar con su pareja. Que lo que busca lo tiene más cerca de lo que piensa.

¿Qué le parece que 'Los diez mandamientos de la infidelidad' se haya presentado, en sociedad, en la Feria del Libro de Madrid?
Estoy encantada. Es como un sueño. La vida te sorprende ya que en el año 2005 estuve haciendo unos cursos de literatura en Madrid y, gracias a eso, me salió el proyecto de escribir este libro para el El País Literario. Para mí es un privilegio estar en la Feria del Libro. Es un regalo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios