www.diariocritico.com

León Trahtemberg

Autodiagnóstico congresal

Autodiagnóstico congresal

Hay tres indicadores sobre los intereses prioritarios de los congresistas que se reflejarán en su agenda anual y producción congresal. Uno, la disputa por presidir y pertenecer a una determinada comisión. Dos, adónde se ubican los congresistas con más peso, liderazgo político y pantalla. En ambos las favoritas son Economía, Presupuesto, Fiscalización, Relaciones Exteriores, Justicia, Constitución, Defensa. Tres, cuán precisa o ambigua es la definición de la comisión y sus tareas.

Por ejemplo, son muy precisas las comisiones Agraria, Comercio Exterior y Turismo, Justicia, Fiscalización, Trabajo, Presupuesto. ¿Cuál es la comisión que menos peleas suscita, menos líderes de peso congrega y más indefinida es en sus funciones? Educación, que en realidad se llama “Comisión de Educación, Ciencia, Tecnología, Cultura, Patrimonio Cultural, Juventud y Deporte”. Podrían haberla denominado “comisión de los temas que todos dicen que son importantes pero a pocos congresistas interesan” o “comisión de los temas que no van a recibir financiamiento” o “comisión para los congresistas despistados”.

Por otro lado, ¿qué sentido tiene congregar en una misma comisión los temas de Educación, Ciencia, Tecnología, Cultura, Patrimonio Cultural, Juventud y Deporte? La educación, que puede ser formal o no formal, se produce en la familia, el municipio, los mercados, la escuela, la universidad, los medios, la empresa, la calle, la sociedad toda. La ciencia y tecnología se importan del exterior y la poca que se produce en el Perú se hace en las empresas; muy marginalmente en alguna universidad. La cultura atraviesa toda la actividad de creación y afirmación de identidad que se haga en el país (muy poca en las escuelas).

La conservación y promoción del patrimonio cultural histórico, bibliográfico, arqueológico y artístico tiene poco que ver con las escuelas. La juventud minoritariamente está en las escuelas y universidades unas pocas horas al día. La mayoría de jóvenes están trabajando o son desempleados. No pocos están iniciando una paternidad precoz, viven en el delito, el consumo de sustancias tóxicas o están en las cárceles. El deporte es la actividad más ausente de la escuela, en la que ni hay profesores de educación física. Perú es campeón mundial en descalificaciones de torneos deportivos.

Se toman todos esos enormes problemas sociales, laborales, empresariales, culturales, políticos, económicos, científicos y se los deposita en un cajón de sastre denominado Comisión de Educación, con la implícita resignación de que no se hará nada relevante. Este es un diagnóstico del interés que tiene el Congreso en la educación y juventud peruana.

:: León Trahtemberg (Perú). Especialista en educación.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios