www.diariocritico.com

El Faisán, hasta el último día de la legislatura

miércoles 21 de septiembre de 2011, 09:30h
Hasta el final, y durante una buena parte de la legislatura que concluye, el caso Faisán ha entretenido y ha sido causa de confrontación y crispación entre los dos principales partidos del Parlamento. Ahora, cuando termina el tiempo de legislatura, aún tiene algo que decir el Poder Judicial, y pudiera estar a punto de hacerlo. Las informaciones periodísticas de las últimas horas resaltan, en particular, la posición que mantiene el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Javier Zaragoza. Sin cuestionar ante el pleno de la Sala de lo Penal los hechos por los que el juez Pablo Ruz decidió procesar al ex director general de la Policía Nacional, Víctor García Hidalgo, al jefe superior del País Vasco, Enrique Pamies y al inspector de Vitoria José María Ballesteros, sin embargo, el fiscal  defendió las tesis de que, con esa supuesta chivatazo a la banda ETA, durante la tregua y las negociaciones con la banda en 2006, los presuntos implicados en ningún caso trataron de favorecer los fines de la banda, es decir, la independencia de Euskadi y de Navarra. Los analistas entienden que es ésta una cuestión fundamental para el futuro del Caso Faisán y para estimar lo que juzgará el tribunal. Es decir, no hay colaboración con banda terrorista, que estaría castigada con hasta diez años de prisión. Con lo cual, disminuiría muy sustancialme4nte cualquier pena para los presuntos implicados, porque los otros dos delitos que ha señalado el juez Ruz, revelación de secretos y encubrimiento, ni siquiera podrían corresponder  la Audiencia Nacional. De ahí que algún medio informativo  llegue a la conclusión de que el caso Faisán puede estar "a un paso de Irún", cuyos juzgados deberían recoger el asunto judicial, en el caso, cada vez más probable, de que la Audiencia lo desestime...  y toda vez que una mayoría de los magistrados no ve colaboración con ETA en el presunto soplo o chivatazo en el que unos cuantos diputados y medios informativos han estado entretenidos en los dos últimos años... Desde luego, sería causaría un gran desánimo en la dirección del PP que el caso Faisán tuviera ese desenlace, después de tan largo e infructuoso proceso de calentamiento de la materia, que ha servido, por ejemplo, para dar a conocer la combatibilidad de algún diputado del PP, pero que también ha servido para comprobar la firmeza de Rubalcaba, en su fase de ministro y posterior, al sostener siempre idéntico argumento: Los etarras del caso, que pudieran haberse beneficiado en un primer momento de una información privilegiada, terminaron, todos y cada uno de ellos, en la cárcel, para pegar por sus crímenes...

En todo caso, el caso Faisán parece que está entrando en su recta final, aunque desde algunos medios se insista, hasta el último momento, en la exigencia, democrática y jurídica, de que se despeje esa incógnita de quién proporcionó a los etarras, verosímilmente desde alguna autoridad oficial,   la información que pudo haber retrasado algunos días su entrada en prisión. Para este medio, La Gaceta, "resulta un espectáculo ominoso contemplar cómo la Fiscalía pretende arrebatar la investigación al juez Ruz, argumentando que avisar a un terrorista para que no le detengan no es colaborar con banda armada. No menos odiosa parece la actuación de algunos magistrados, sigue siendo el diario, dispuestos a secundar la extravagante teoría de la Fiscalía...  Desde otro diario, La Razón , se señalan y critican con severidad  las argumentaciones del juez Bermúdez, que hoy preside la Sala de lo Pernal de la Audiencia, en este caso como en el 11-M, y quien sostiene que "al ser el delito de colaboración un tipo penal residual que sólo exige que se realice voluntariamente una acción o aportación a la banda terrorista que facilite su actividad criminal, en él se incluyen no sólo las acciones armadas, sino cualquier otra actividad. El delito de colaboración con banda armada ni siquiera exige que el colaborador comparta los fines políticos o ideológicos de los terroristas". En este diario se indica que el traslado a un juzgado de Irún allanaría la campaña electoral del candidato Rubalcaba, de quien cuenta que llegó a temer que se le citara como testigo en calidad de ministro del interior... Un analista político del referido diario apunta "la mano larga de Rubalcaba; estamos a punto de comprobar hasta dónde llega".

Los catorce magistrados del Caso deberán debatir y deliberar en las próximas horas sobre unos hechos y argumentos que han llegado a la calle por vivo deseo y esfuerzo del PP a lo largo de la legislatura que concluye...
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.