www.diariocritico.com
El debate de la izquierda por la izquierda

El debate de la izquierda por la izquierda

martes 13 de marzo de 2012, 08:27h
Anoche los andaluces tuvieron un debate único, el debate de la izquierda por la izquierda. Fue un enfrentamiento desde la ideología contra el gobierno más débil de la historia de Andalucía. La crisis económica puso contra las cuerdas a Griñán por el PSOE y le dio vida a un Diego Valderas de IU que supo aprovecharse de la ocasión.

Griñán hablaba de una Andalucía que mejoraba en prestaciones sociales, en la que no había recortes, de problemas que venía de Europa y del Gobierno central del PP. Decía que había dos caminos, el primero es el del neoliberalismo atroz y el otro... el suyo. Un modelo que resultaba poco creíble por los continuos ataques, acertados, de Valderas. En el camino que decía representar Griñán estaban todos los valores buenos de la democracia. Se hacía el abanderado de la lucha contra la corrupción, pero le estaba poniendo continuamente en bandeja al candidato de IU. En especial, cuando dijo: "la corrupción me asquea" y poco más.
Valderas empezó con un tono muy crítico. Él presentaba una Andalucía diferente. En su representación la comunidad aparecía a la cola en casi todos los aspectos: en sanidad (camas, hospitales, médicos,...), en educación (número de profesores, inversión por alumno, calidad de la enseñanza,...), en ley de dependencia (asistencia, inversión...).

Griñán iba siempre un paso por detrás porque tenía que insistir en sus explicaciones e intentar convencer de que los datos macroeconómicos de los que hablaba Valderas ocultaban la realidad y no presentaban las cosas buenas. Así, cuando se veía acorralado, se ponía hablar de que los problemas vienen de Europa, de los mercados, de la derecha, que se necesitaba más izquierda, que había que introducir más a los ciudadanos en política, mayor transparencia, luchar contra la corrupción. Iba como un profesor aburrido y un tanto pedante.

Valderas ante cada cosa que Griñán decía que estaba bien, lanzaba una pregunta directa a Griñán. Sabía que no podría hablar de Europa y de lo malo que es el PP durante todo el debate. Así, el candidato de IU cuando empezó el segundo bloque consiguió enfadarle e introducir a Griñán en su juego. Lo consiguió y ganó introduciendo a las familias y sus problemas en el debate.

El candidato del PSOE iba un paso por detrás durante todo el debate. Se le veía inseguro. No se esperaba que un candidato de IU estuviese a su altura y le ganase en todo. Valderas tenía un tono más seguro, gesticulaba mejor, hablaba de los temas que le interesaban a la gente, era más dinámico y siempre iba un paso por delante guiando el debate.

Griñán, como recurso, sacó a su particular niña de Rajoy cuando dijo que su hijo estaba en paro. No le funcionó a Rajoy en su momento y no le funcionó a Griñán ayer.

Mientras Valderas pasó horas y horas preparando el debate y canceló actos. Griñán lo infravaloró como no iba Arenas y se le notó. Estaba inseguro, alejado de la realidad, hablando siempre de lo mismo, presentando una Andalucía idealizada e irreal.

Griñán acosado por los ataques intentó hacer uno, pero falló. Intentó sacar la pinza, pero rápidamente fue atacado por Valderas: "Mírese primero antes de atacar, ustedes están pactando en el País Vasco con el PP", entre otros lugares. No volvió a intentar ningún ataque, sólo a intentar corregir a Valderas e intentar restar peso a los datos de su oponente.

No se puede ir de ganador a un debate porque tu principal rival (Javier Arenas) no esté. Ayer Griñán lo pagó caro por ir así. Le salió un rival muy fuerte que no sólo estuvo a su altura, sino que le ganó. Griñán cometió muchos fallos, pero el principal fue hablar de dos caminos, uno bueno y uno malo. El bueno parecía ser todo lo que había hecho en los últimos años, el otro parecía ser todo lo que le hubiera gustado hacer, lo que le restó toda la credibilidad que pudiera haber tenido con otro planteamiento.


Álvaro Marchante
Consultor político y cofundador de www.comunicaliza.com web sobre política, comunicación y análisis

Álvaro Marchante

Álvaro Marchante es Licenciado en Periodismo, Máster en Estudios Avanzados en Comunicación Política y Doctorando en Sociología Electoral por la Universidad Complutense de Madrid. Fundador de comunicaliza.com desde donde ha trabajado como consultor en estrategias políticas y corporativas, de redes sociales, difusiones masivas con big data y en procesos de investigación en España, Colombia, México y Ecuador.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios