www.diariocritico.com
Una pata de jamón

Una pata de jamón

miércoles 13 de noviembre de 2013, 08:02h
Paul Hamilos, el corresponsal en Madrid del diario británico The Guardian, lleva días siguiendo el rastro de una pata de jamón que cada jornada aparece en un lugar distinto. Así redacta una crónica sobre el hedor de la porquería en una ciudad que no merece el gobierno municipal que tiene.


Los madrileños recibieron con sorpresa la aparición de una tasa de basura que antes estaba incorporada al IBI y cuyo nacimiento es ciertamente de dudosa legalidad. No sólo eso, apareció la tasa y, paradíjicamente, subió el IBI hasta límites insospechados.


Pagamos por lo tanto porque nos recojan las basuras y tener limpias nuestras aceras, desahogar nuestros residuos, mantener la salubridad en nuestras calles y barrios sin que nos rebose la porquería como hasta ahora.


Las empresas encargadas de la recogida de basura incumplieron el contrato con el ayuntamiento desde el minuto cero. Desde que, créanme, se comprometieron a contratar a un número de trabajadores y simplemente no lo hicieron.


El Ayuntamiento de Madrid, entonces, miró para otro lado. Ahora , esas mismas empresas, le presentan un ERE fraudulento a los trabajadores con el fin de reducir sus salarios, expulsar a cientos de familias a la calle y aumentar su tasa de ganancia.


Ana Botella vuelve a mirar para otro lado y evita multar con trescientos mil euros diarios a unas empresas que no respetan el acuerdo con el consistorio, cada uno de los artículos de los pliegos de condiciones al que están obligadas.


No hace falta que el Frankfuter Allgemeine nos llame la ciudad de las basuras. No hace falta que nos diga que esta región, sumergida en la reacción por Botella y González, es una región decadente.


Ya nos llena de tristeza, ya, que tengamos que soportar un gobierno municipal con tanta caspa como incapacidad. Nos reafirma en la voluntad inequívoca de querer cambiar las cosas.


No tanto como oposición, sino como madrileños. Más allá de las siglas, al margen de cada una de nuestras opiniones, todas respetables, no es presentable una situación en la que Ana Botella no existe.


Mientras tanto, Paul Hamilos, el corresponsal en Madrid del diario británico The Guardian,se divierte narrando el cambio de sitio diario que disfruta una pata de jamón en un Madrid que pide a gritos un cambio.  

@AntonioMiguelC
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

4 comentarios