www.diariocritico.com

Tsunami en los medios: cambios en La Vanguardia, Interviú, El Mundo...

Cebrián 'pliega' El País a Rajoy para salvar al Grupo Prisa

Cebrián 'pliega' El País a Rajoy para salvar al Grupo Prisa

lunes 17 de febrero de 2014, 09:24h
Según la rumorología que recorre la prensa española, Cebrián ya sabe cómo 'salvar' al Grupo Prisa del concurso de acreedores: dar al Gobierno de Rajoy en bandeja de plata la cabeza de Javier Moreno y sustituirle en la dirección de El País. Se habla de Antonio Caño, el corresponsal en Washington. Pero, en todo caso, lo de Prisa no es más que una brisa en una tempestad mediática, porque se ha disparado la rumorología sobre un completo tsunami en todos los medios.
Toda la prensa española no hace más que hablar con fuerza de eso: que se van a producir cambios en La Vanguardia -remodelaciones internas- o en las direcciones de determinados medios del Grupo Zeta, como la revista Interviú, y se comenta ya abiertamente la posible fusión del diario El Mundo con el ABC o con La Razón, o de La Razón con ABC, o de los tres a un tiempo. Pero si esto último ocurriera, los rumores van más lejos: Pedro José Ramírez, recientemente cesado como director de El Mundo, montaría un superproyecto de periódico digital.

Es decir, que hay rumores para todos los gustos, y además, y por si fuera poco, desaparecerían -dicen esos rumores- determinadas televisiones digitales, y de determinados grupos, como lo que queda de Intereconomía.

De momento, en el caso de El País, toda la prensa -es decir, el confidencial.com- comenta que las compañías del Ibex 35, con Telefónica, Santander y La Caixa a la cabeza, asoman ya en el accionariado de Prisa, algo que es verdad, salvando al grupo del concurso de acreedores pero augurando una nueva etapa en el diario. Pero claro está, con el quid pro quo por delante: el presidente ejecutivo de Prisa, Juan Luis Cebrián, habría decidido ya destituir a Javier Moreno y relevarlo por alguien más próximo al PP.

Los rumores apuntan al actual corresponsal en Washington, Antonio Caño, y apuntan ese nombre por una razón especial: este fin de semana, un informe de Caño para Cebrián sobre la situación del diario acabó por error en los ordenadores de decenas de profesionales de la casa. Y dado que Caño, que ya aspiró al cargo de director de El País cuando el escogido fue Javier Moreno, todo el mundo piensa ahora que Caño le está 'haciendo la cama' a Moreno para sentarse en su silla.

Lo peor de todo esto es que, según piensa determinada gente en El País, el documento de Caño expone que el diario está 'demasiado escorado a la izquierda', y que hay que tiene que 'cargar' a la derecha. Si esto es así, se anuncia una gran inestabilidad en El País resultante.

Cambios en La Vanguardia e Interviú



Aprovechando la situación de El País, la rumorología se despacha a gusto contra todo y contra todos: se habla de un tsunami completo en La Vanguardia, pero en todo caso sería un tsunami a medias: hace sólo dos meses que Javier Godó, conde de Godó para más señas, relevó al director del periódico, José Antich, por un hombre de la casa, Màrius Carol, que hasta entonces ejercía de comunicación del Grupo Godó, lo que provocó una tormenta más que periodística, política.

Hay que recordar que La Vanguardia es el medio por excelencia de la burguesía catalana, pero su posición empezó a complicarse a partir de la Diada del 11 de septiembre de 2012, que 'convenció' CiU a convocar elecciones apenas a media legislatura, con la esperanza de lograr una mayoría absoluta que le permitiera gestionar el estado de opinión de la población catalana. La jugada le salió mal, Artur Mas quedó preso de ERC y ERC obligó a CiU jugar la baza secesionista.

La posición de La Vanguardia se dirigió entonces hacia esas posiciones maximalistas, más próximas a los sectores más radicales de CiU y, en ocasiones, a las de Esquerra Republicana. Godó dejó hacer a Antich y a su equipo, pero tuvo presiones hasta del propio monarca. La Vanguardia moderó sus posiciones soberanistas, pero la inestabilidad política reinante en Catalunya evidenció que el referéndum iba adelante, lo que no fue acogido con simpatía por la burguesía catalana.

Finalmente, la influencia de determinada entidad financiera sobre Godó originó que el 12 de diciembre pasado el conde de Godó ejecutara el relevo de Antich por Màrius Carol, un hombre de la casa y de la máxima confianza del editor de La Vanguardia. Y ahora, Carol lo que hace es cambiar segundos y t4erceros escalones, en un pequeño tsunami interno.

En cuanto al Grupo Zeta, se afirma que 'ya toca' cambiar al director de Interviú, Alberto Pozas. Lleva ya varios años, la revista está sumida en la misma crisis que todo el papel, y todo el mundo sabe que los cambios en Interviú suelen cumplir un ciclo más o menos exacto.

El ABC o La Razón... de El Mundo

Finalmente, tras el cese de Pedro José Ramírez como director de El Mundo por su mala gestión -según la versión de Rizzoli- o por presiones de Rajoy -según la versión de Pedro José- se abren ahora nuevos rumores de fusión de El Mundo con ABC o La Razón, según contó este periódico, es decir, diariocritico.com, con todo lujo de detalles. El caso es que la sangría ha continuado en enero de este año, con un nuevo balance de pérdidas económicas y en cuanto a difusión del periódico, a la que el competiro ABC se está acercando.

Como decíamos ayer, la prensa de derechas se mueve: a la pérdida de publicidad se suma la de lectores y, en definitiva, la pérdida de influencia social, y tras el cese de Pedro José Ramírez de la dirección de El Mundo se han vuelto a activar viejos rumores de hace un año sobre posibles fusiones del diario de Unidad Editorial o bien con ABC -Vocento- o bien con La Razón -Planeta-. De momento, no hay más que rumorología, pero lo que parece claro es que la salida de Pedro Jota ha avivado viejas aspiraciones.

>> Pueden acceder a esa Información PINCHANDO AQUÍ
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios