www.diariocritico.com

Podemos asume que el tono de las negociaciones les perjudicó en el 26-J

> Iglesias intenta cerrar el debate sobre el 26-J y pide que no haya "facciones" en torno a las interpretaciones

sábado 09 de julio de 2016, 11:31h

La formación morada ha concluído que la disonancia entre el tono de las negociaciones y el de la campaña, la gestión de las conversaciones con el PSOE y la campaña del miedo contra ellos han sido los principales factores que explican la pérdida de votos. Estas han sido las líneas destacadas en el Consejo Ciudadano de Podemos celebrado este sábado, en el que Pablo Iglesias ha querido cerrar de una vez por todas el debate para evitar que se formen "facciones" en torno a las diferentes interpretaciones. El líder de Podemos ha sido el que menos autocrítica ha mostrado y, en clave interna, ha pedido que se centren en construir una cultura de Podemos de cara al futuro. Además, Iglesias ha aprovechado para anunciar que el general Julio Rodríguez será responsable del área de defensa del partido e "invitado permanente" del Consejo sin someterse a un proceso previo de primarias.

Podemos asume que el tono de las negociaciones les perjudicó en el 26-J
Ampliar
(Foto: Podemos)

El Consejo Ciudadano de Podemos de este sábado ha presentado las conclusiones finales del debate sobre la pérdida de más de un millón de votos en las elecciones del 26 de junio. El máximo organo directivo de la formación morada se ha enfocado en la exposición de cuatro informes realizados por Pablo Iglesias, Íñigo Errejón, Carolina Bescansa y Pablo Echenique sobre la nueva etapa de Podemos, el análisis de la campaña, la conclusión de los resultados electorales y la visión de las bases.

El discurso inicial de Iglesias -la única parte que se ha difundido en abierto- ha servido como una advertencia para atajar la división interna, ya que el líder de Podemos ha instado claramente a los miembros de la formación a evitar posicionarse al lado de una interpretación o de otra.

"Yo evitaría que la gente se fuera apuntando a explicaciones que al final sólo funcionan en clave de corriente o de facción", ha comentado Iglesias ante los consejeros de Podemos.

De esta forma, el líder de Podemos busca evitar las discusiones sobre si ciertos aspectos de la campaña o la coalición con IU han sido los causantes de la pérdida de un millón de votos, como se empezó a vislumbrar en los días posteriores a la cita electoral.

Además, el discurso de Iglesias ha tenido muy poco de autocrítica e incluso ha llegado a decir frases como que han sido "víctimas de su propia lucidez" o que no sólo hace falta que sean "listos" sino que el resto de miembros de la confluencia se lo reconozcan.

El tono de las negociaciones

Las intervenciones del resto de dirigentes sí han aportado algún elemento más de crítica interna, aunque varias fuentes de la dirección han coincidido en respaldar la conclusión de que ni la campaña ni la confluencia con IU han sido factores determinantes. El informe de Bescansa, de hecho, apunta que la mayor pérdida de votos se produjo entre los meses de febrero y abril, es decir, en medio de la negociaciones de Gobierno, aunque prefiere enmarcarlo en una "desmovilización" hacia la abstención en vez de como una pérdida definitiva.

El documento elaborado por Errejón concreta, además, que hubo una "disonancia" entre el tono empleado en la legislatura y el elegido para la campaña. Es decir, que hubo un cambio muy brusco entre la "cal viva" dirigida al PSOE y la "fábrica de amor" de la que presumían después. La conclusión del informe del que fuera director de campaña señala también que, aunque consiguieron que gran parte de ésta girara en torno a la formación morada, finalmente eso no tuvo una traducción en los resultados.

"Hay una parte de la población que piensa que lo malo conocido es mejor que un experimento", han reconocido fuentes de la dirección de Podemos, que también han señalado que han fallado en dar "certidumbres" a la gente.

En cuanto al informe de Echenique, que se centraba en recoger la opinión de los círculos, se destaca que el elemento que se ha considerado más perjudicial para Podemos ha sido la campaña del miedo llevada a cabo por el PP, seguido por "el discurso socialdemócrata y la mano tendida al PSOE".

Entre las conclusiones del estudio del secretario de organización -llevado a cabo en unos 400 círculos- es relevante la discrepancia entre las bases sobre la confluencia con IU, ya se hace un promedio "neutro" -según el documento de Echenique-, y que existe una tendencia ligeramente negativa en la valoración de la gestión de las negociaciones.

La cultura Podemos

Por su parte, Pablo Iglesias ha repetido elementos del discurso que pronunció el lunes en los cursos de El Escorial, cuando aseguró que el 26 de junio había supuesto un fin de etapa y que, a partir de ahora, Podemos tenía que convertirse en un "partido normal".

En este sentido, el secretario de la formación morada ha precisado que uno de los principales objetivos de la nueva fase de Podemos es construir una "cultura" que transcienda el ámbito juvenil. Iglesias ha bromeado con que no está convencido de que el "hipsterismo político" sea la solución, pero ha asegurado que tienen que avanzar hacia un movimiento vivo que sea más amplio.

Iglesias ya ha establecido cuáles serán las tareas más concretas que sí se debatirán este sábado, como la organización del trabajo parlamentario, la asunción de una fase "menos sexi" y más burocratizada del partido, la renovación del liderazgo dentro de las confluencias o la creación de un programa de Gobierno "creíble".

"Los movimientos sociales y culturales son imprescindibles para construir un bloque histórico y es una necesidad de Podemos construirlo. No para algo tan simple y tan mecánico como que Podemos sea la voz de los movimientos sociales en el Parlamento, sino para construir un movimiento de tipo cultural", ha apuntado.

Tacha al PSOE de "patético"

Antes de entrar a la reunión, Iglesias ha valorado ante los medios las palabras que este mismo sábado Pedro Sánchez le ha dedicado. El secretario general del PSOE ha apuntado que Iglesias está en "declive" y ha vuelto a culpar a Podemos por el fortalecimiento del PP.

Iglesias ha respondido a Sánchez lamentando el "lenguaje beligerante" que el socialista emplea contra Podemos y ha repetido que considera que el líder del PSOE se equivoca de adversario.

"Creo que es patético que el secretario general del PSOE no esté preocupado por Rajoy y esté preocupado por Podemos", ha comentado Iglesias.

El secretario general de la formación morada ha recordado, que aunque los socialistas han mantenido un papel determinante, han obtenido los tres peores resultados de su historia y ha apuntado que no entiende el discurso triunfalista ni de PSOE ni de PP.

Iglesias ha aprovechado la reunión de este jueves para proponer que el general Julio Rodríguez se convierta en coordinador de un área de defensa que dependa de la secretaría de internacional, liderada por Pablo Bustinduy, y de la de relación con la sociedad civil, coordinada por Rafael Mayoral.

La propuesta ha sido aprobada al principio del Consejo, lo que convierte a Julio Rodríguez en un "invitado permanente" del órgano de dirección. El propio Iglesias ha matizado que no será miembro, ya que los estatutos de Podemos obliga a pasar primero por un proceso de primarias interno. Sin embargo, el ex JEMAD tendrá la responsabilidad de marcar la política de defensa de la formación sin necesidad de someterse a una votación entre las bases.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.