www.diariocritico.com
Pablo Iglesias durante la Asamblea de Vistalegre II
Ampliar
Pablo Iglesias durante la Asamblea de Vistalegre II (Foto: Dani Gago/Podemos)

Podemos endurece su régimen disciplinario y pasa a castigar las filtraciones de información

jueves 27 de julio de 2017, 20:53h
La formación de Pablo Iglesias ha publicado sus estatutos actualizados cinco meses después de la celebración de Vistalegre II. Entre las principales novedades, Podemos ha aumentado los supuestos que provocan una infracción a los miembros del partido, incluyendo como "infracción grave", por ejemplo, la filtración o transmisión de información interna o la realización de cualquier declaración en nombre del partido sin tener autorización expresa.

Han tenido que pasar más de cinco meses, pero Podemos ya ha hecho públicos los estatutos aprobados en la segunda Asamblea Ciudadana, más conocida como Vistalegre II. El documento supone una actualización de los principios organizativos en función del proyecto ganador, que fue el del equipo de Pablo Iglesias.

Una de las principales novedades de los nuevos estatutos es la ampliación que la formación morada ha decido hacer de su régimen disciplinario. Es decir, del catálogo de supuestos que pueden suponer una infracción para los miembros del partido.

La formación morada ha pasado de contemplar una quincena de motivos de sanción a más de 30 acciones que pueden conllevar un castigo en función de su gravedad. Entre las nuevas "infracciones graves", Podemos ha incluido "transmitir o filtrar información interna que comprometa la actuación de sus órganos, la acción política de la organización o la buena imagen de las personas que la representan".

En la anterior versión de los estatutos sólo se consideraba como infracción la propagación de noticias falsas que desprestigiaran a Podemos y la realización de declaraciones públicas sin autorización que comprometieran a la organización.

Estos dos supuestos se mantienen en el nuevo documento, pero con un matiz en el caso del último, ya que Podemos pasará a considerar motivo de infracción cualquier declaración hecha sin autorización del órgano competente. También se ha añadido como falta grave la revelación de informaciones "calumniosas, injuriosas o insidiosas" de la vida personal de otro miembro de Podemos.

Como infracción "leve", el partido ha decidido cambiar la sanción dirigida a impedir el "menosprecio" a otro inscrito, por centrarse en castigar las actuaciones que pretendan "desacreditar" las decisiones de los órganos que los han elegido.

Al catálogo de infracciones "muy graves" también se han añadido nuevas matizaciones, más relacionadas con la prevención de la corrupción. De este modo, se ha sumado una infracción por la mala utilización de los recursos del partido o por su uso para el lucro personal.

Las sanciones para varían desde un simple apercibimiento hasta la expulsión de Podemos o la imposición de una multa económica. Así, por ejemplo, una infracción grave como la filtración de información puede implicar una inhabilitación para desempeñar un cargo público de hasta dos años, una suspensión de militancia de hasta 9 meses o una sanción económica que se aplicaría sólo para los cargos orgánicos o públicos.

En el documento anterior la suspensión de militancia era de, como máximo, 6 meses mientras que la inhabilitación sólo llegaba a un año incluso para las infracciones más graves. Además, no se contemplaba la posibilidad de establecer multas económicas.

Los nuevos estatutos también amplían el rango de órganos que pueden iniciar y tramitar un expediente sancionador. Antes era el Consejo de Coordinación (la ejecutiva) del nivel correspondiente quien debía abrir el procedimiento y la Comisión de Garantías la que instruía el caso. Ahora, cualquier órgano formal de Podemos puede pedir que se tramite un expediente que puede resolver la ejecutiva estatal, las ejecutivas autonómicas, los círculos certificados, los Consejos Ciudadanos o las Comisiones de Garantías.

Durante el desarrollo de Vistalegre II, la Comisión de Garantías ya fue motivo de crítica del cuarto equipo en disputa,'Podemos en equipo', que echó en cara a Pablo Echenique la falta de eficacia de este órgano. "Una Comisión de Garantías que tiene 80 y tantos mil casos sin resolver no me parece que sea el ejemplo de lo que mejor funciona en Podemos", criticó Fernando Barredo en una de las intervenciones más sonadas de la asamblea.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.