www.diariocritico.com
¿Entenderá qué significa dialogar?

¿Entenderá qué significa dialogar?

Evo Morales tiene una definición propia de diálogo: "Hablemos, te escucho pero si no haces lo que yo digo no sirve y no me sirves". Esta definición parte de años de sindicalismo donde primero se golpea y luego se escucha al adversario que tiene algunos dientes menos para conversar. Dialogar es respetar al otro y Evo Morales no tiene la capacidad.

Es por eso que le tiene tanto rencor a la Iglesia Católica, no se sometió a las órdenes gubernamentales y ahora tiene que soportar todo tipo de calumnias e insultos. Morales creyó que pidiendo mediación, la Iglesia iba a servir de comodín en su objetivo primario de mentirle a la población.

Cuando Evo Morales sale a atacar a la Iglesia Católica de una manera tan frontal como la del sábado pasado, tiene que tomar conciencia que está atacando no sólo al cardenal boliviano, sino a una comunidad católica que no está dispuesta a soportar esta clase de maltrato. Los católicos estaremos para defender a nuestra Iglesia y al Cardenal o a cualquier sacerdote que sea atacado por el aparato gubernamental.

El gobierno viene sangrando profusamente desde el 4 de mayo y la herida se la propinó Santa Cruz de la Sierra con una muestra concreta de cómo hacer democracia. No se necesitó clientelismo ni pongos políticos para llenar los colegios, la gente común, la de todos los días fue y votó; a favor o en contra no importa, emitió su voto, la muestra más clara de democracia. No sirvieron los amedrentamientos, las amenazas de hecho y verbales del gobierno en contra del referéndum. La gente le ganó al miedo, le ganó al gobierno.

Ahora Evo Morales cree que su constitución, aquella ilegal manchada de sangre y además producida dentro de cuarteles militares y cercos parasindinciales sirve para negociar y se equivoca, por que esa constitución no es parte de Bolivia, es parte de un grupo de terroristas que creen que pueden someter a un país entero a sus delirios marxistas.

La constitución del MAS, es sólo la muestra más clara de autoritarismo y dictadura sindical de Evo Morales, esa misma dictadura que cree que puede servirse de la Iglesia Católica para sus objetivos totalitarios. Cree que la gente se olvida cómo fue engendrada su constitución.

Pretender que Evo Morales se abra a un diálogo es pretender que su constitución es legal, es así de claro. Morales no tiene la intención de solucionar la crisis que vive Bolivia desde el 2000 y que - para quien no se acuerde - fue el mismo Evo Morales el principal instrumento desestabilizador.

Negar la situación de crisis en Bolivia - como lo hace Evo Morales -. es negar la realidad de un país que viene padeciendo la falta de institucionalidad democrática hace varios años. Reflejo de esa falta completa de madurez democrática es el llamado al referéndum revocatorio, el cual tiene un error central es inútil y poco efectivo, es otro mecanismo más para prolongar la agonía de poder gubernamental, o acaso ¿alguien tiene confianza a la Corte Nacional Electoral presidida por un empleado de Evo Morales?.

Bolivia se encuentra en una situación crítica que se va acrecentando día a día. Con un presidente que no entiende el concepto de diálogo y respeto con el adversario, sigue siendo el líder sindical que tiene como única misión perpetuarse en el cargo gozando de los beneficios que le brinda el poder. Lo más preocupante es, que la oposición hace gala de su incompetencia para mostrar un camino diferente, por que hoy, los que hacen de oposición sigue mareados con el poder que alguna vez tuvieron y anhelan. Faltan líderes que muestren, dentro de la democracia, los pasos a una reconstrucción de Nación.

--

Lic. Martin P. Gutiérrez M.C.M.

 

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios