www.diariocritico.com

Expectativa por el tenor de los discursos

El gobierno y el campo muestran sus fortalezas con sendos actos

El gobierno y el campo muestran sus fortalezas con sendos actos

El Gobierno y el sector agropecuario ultiman los detalles de las masivas movilizaciones que realizarán este domingo en Salta y Rosario, respectivamente, en medio del conflicto que los enfrenta desde hace más de dos meses.
El gobierno se propone reunir a unas 100 mil personas en la provincia de Salta, a 1.510 kilómetros al noroeste de Buenos Aires, mientras el campo aspira a convocar a unas 200 mil en la ciudad de Rosario, el corazón de la zona productora de alimentos del país ubicado a unos 300 kilómetros de la capital argentina.

Las manifestaciones se realizarán en medio de la tensión entre el Gobierno de Cristina Fernández y el campo, tras sus sucesivos fracasos para superar el conflicto que derivó en huelgas comerciales, bloqueos parciales de rutas y protestas.

Ambos actos coinciden, además, con las conmemoraciones por el nuevo aniversario de la revolución del 25 de mayo de 1810, antecedente de la independencia argentina.

Pero más allá de las alusiones patrias, se espera que el Gobierno y el sector agropecuario aprovechen sendos actos como demostraciones de fuerza, en el marco del conflicto que se agudizó el jueves pasado, cuando el Gobierno se negó una vez más a discutir sobre el nuevo esquema de impuestos a las exportaciones de granos, cuya puesta en marcha el 11 de marzo detonaron las protestas del campo.

La presidenta apenas estuvo unas horas este viernes en Brasil para asistir a la firma del acta constitutiva de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur), ya que prefirió regresar rápidamente al país para seguir de cerca el conflicto y los detalles del acto de mañana en Salta.

Fernández asistirá primero al tradicional Tedéum del 25 de mayo, que será brindada por autoridades católicas, luego de la polémica desatada con la Iglesia, que manifestó esta semana su "percepción" de que la pobreza estaba aumentando.

Luego de la ceremonia religiosa, la mandataria mantendrá una breve reunión con el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey, y posteriormente encabezará el acto, que también contará con la actuación de grupos musicales.

Por su parte, las cuatro mayores asociaciones agropecuarias, que agrupan a unos 290 mil productores, se reunirán hoy para definir los últimos detalles de la movilización.
En dicha manifestación, el campo "pedirá la recomposición institucional del país, la recuperación del poder del Congreso y la federalización de Argentina".

El diario La Nación señaló que los líderes de Confederaciones Rurales Argentinas (CRA), la Federación Agraria Argentina (FAA), la Sociedad Rural Argentina (SRA) y la Confederación Intercooperativa Agropecuaria (Coninagro) decidirán durante el encuentro si regresan al paro, suspendido el pasado miércoles, aunque la versión fue desmentida por fuentes del sector.

"Iniciar los cortes sería no capitalizar el acto de mañana (en Rosario) y la unión de la ruralidad. Sería un error estratégico. Las cuatro entidades no vamos a estar de acuerdo con eso", dijo el vicepresidente de CRA, Ricardo Buyaile, en declaraciones radiales.

En tanto, portavoces de la SRA también desmintieron a Efe que los dirigentes de las entidades anuncien el regreso de la huelga, aunque no descartaron que aborden este tema en la reunión.

"Hay mucha tensión y bronca por el fracaso de las negociaciones con el Gobierno, pero primero está la organización del acto", afirmaron las fuentes.

De todas formas, el titular de la CRA, Mario Llambías, manifestó que "se va a evaluar todo" en la reunión, incluyendo "la situación" y las "consultas" realizadas entre productores.

Las bases de las organizaciones agropecuarias y los productores que no están enrolados formalmente reclaman un regreso a la huelga comercial que por tres semanas paralizó la distribución de alimentos, generando desabastecimiento e inflación.

En el acto del campo en Rosario, en el que hablarán dirigentes de las cuatro entidades, participarán, además, dirigentes de la oposición, quienes adelantaron que no llevarán insignias políticas.

El jefe de Gabinete, Alberto Fernández, insistió en que se trata de "un acto de la oposición", aunque Buyaile aclaró que la movilización "no es contra el Gobierno", sino "una expresión de desahogo de los productores".

El Gobierno ofreció retomar las negociaciones con el campo el próximo lunes, luego de sendos actos, con el fin de solucionar el conflicto, que desgastó la imagen de la presidenta, según encuestas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios