www.diariocritico.com
     5 de diciembre de 2021

Juan Mayorga

Antiguo mercado de la madrileña Puerta de Toledo, hoy una de las sedes de la Universidad pública Carlos III. Vaivén de estudiantes de posgrado entre las aulas y la cafetería y, justo al lado, en una de las clases, cerca de 40 alumnos asisten a una de las lecciones de Juan Mayorga (Madrid, 1965), uno de nuestros más celebrados dramaturgos, dentro y fuera de España. Son más mujeres que hombres y provienen de varias nacionalidades (españoles, latinoamericanos, ucranianos,…). Están sentados en círculo en torno al maestro. Me hacen un hueco y, de paso, me invitan a participar en la clase como uno más. Mayorga escucha atentamente la propuesta dramática de una de las alumnas, Paula, y los posteriores comentarios, sugerencias y matices que aportan varios de sus compañeros. Finalmente Mayorga repasa, analiza y sugiere, con sumo respeto, algunas ideas que los alumnos anotan atentos, especialmente Paula que, con estas nuevas orientaciones, es muy probable que acabe redondeando su propuesta dramática a la que, además, quiere dar forma de musical.
  • 1