www.diariocritico.com
     30 de noviembre de 2021

Sagas

Las sagas, secuelas, precuelas, 'remakes' y universos diversos se han convertido en el gran cáncer del cine actual, arrinconando a las ideas originales y sepultando cualquier soplo de aire fresco bajo el aplastante peso de la taquilla y las posibilidades de comercialización del producto (juguetes, juegos, ropa...) pero, dicho esto, hay unas cuantas honrosas excepciones que se pueden tener muy en cuenta. En diversas entregas (¿no querían sagas?) iré desgranando película a película algunas de mis favoritas. Tras repasar las andanzas de la familia Corleone, llega el momento de adentrarnos en la reinvención de un género 100% americano por parte de un italiano que no hablaba ni una palabra de inglés y cuya primera parte era una copia de una película japonesa de samuráis. Bienvenidos a la ‘trilogía del dólar’, también conocida como la del ‘hombre sin nombre’.

Las sagas, secuelas, precuelas, 'remakes' y universos diversos se han convertido en el gran cáncer del cine actual, arrinconando a las ideas originales y sepultando cualquier soplo de aire fresco bajo el aplastante peso de la taquilla y las posibilidades de comercialización del producto (juguetes, juegos, ropa...) pero, dicho esto, hay unas cuantas honrosas excepciones que se pueden tener muy en cuenta. En diversas entregas (¿no querían sagas?) iré desgranando película a película algunas de mis favoritas. Comienzo, como no podía ser de otra forma, con Francis Ford Coppola y su trilogía sobre la familia Corleone.
  • 1