www.diariocritico.com
Hemeroteca :: Edición del 01/01/2011 | Salir de la hemeroteca

Análisis del estreno más esperado

'Felipe y Letizia', una tele-serie bastante correcta para el lucimiento de la princesa

'Felipe y Letizia', una tele-serie bastante correcta para el lucimiento de la princesa

Telecinco estrenó este lunes la tele-serie 'Felipe y Letizia', la cual había despertado en los últimos tiempos un alto interés por el tratamiento que harían de la relación entre los dos personajes, así como la caracterización de los miembros de la Familia Real. Al final, bastante corrección y polémicas evitadas en la primera parte de la misma.
Este primer capítulo de la pequeña serie recogió los primeros compases de esta relación que todos los españoles siguen muy de cerca, desde que se conocen hasta que don Felipe presenta a la entonce su novia a sus padres y Reyes de España. Pero aunque pueda parecer poco lo contado en esta primera entrega, ya fue suficiente para extraer muchas conclusiones. Porque aunque algunos esperen el morbo de ver cómo la serie relata la parte más discreta de su relación, la del matrimonio ya como Príncipes de Asturias, también tenía su interés cómo se trataría la época de noviazgo entre ambos personajes.


Don Felipe

Pues bien, lo primero a destacar es el papel que hace Fernando Gil como don Felipe. Correcto y trabajado pero poco creíble, quizás por el escaso parecido físico entre ambos. Gil interpreta a un príncipe algo altivo y arrogante en sus inicios de la relación con Letizia Ortiz, influido por su papel en la sociedad y la costumbre de tratar a amigos y mujeres desde su posición. Sin embargo, sufre una progresiva transformación gracias a la influencia de la entonces periodista.

Así, cuando don Felipe es retratado intentado conquistar a la apuesta joven, aparece algo torpe y poco amable, altivo, y puesto en su sitio por una Letizia ya impactada por el personaje que conoce, pero infranqueable. Buen guiño del guión cuando don Felipe, en un determinado momento, le achaca un supuesto noviazgo con un compañero de trabajo, quien resulta ser "David", en clara referencia a David Tejera, antes compañero de Letizia y aún periodista en el canal CNN+ en la actualidad. Un noviazgo que nunca se confirmó pero que ha servido para incluirlo en la serie.


Letizia Ortiz

En la serie dirigida por Joaquín Oristrell, Letizia es la clara protagonista, y sale más que bien parada en el enfoque de la historia. Es presentada como una joven sencilla, cercana, aunque retratada claramente como una persona acomodada, con amistades de clase media-alta. Otro aspecto importante era ver cómo la serie la presentaba en cuanto al interés mostrado por el heredero de la Corona. Ella aparece como una mujer que se enamora sincera y profundamente de la persona que halla en Felipe, no del personaje monárquico.

Por otra parte, Amaia Salamanca realiza una mejor interpretación, más creíble, no sólo por su parecido físico, sino porque realmente ambas comparten un carácter aparentemente tímido e introvertido. Es genial la caracterización del personaje de la periodista, así como las escenas de telediario, muy realista. Aunque la escena más llamativa es aquella en la que ella recibe como regalo del príncipe unos caros pendientes. Él le regala estas joyas para disculparse tras un desplante y ella decide perdonarle y se los pone para entrar en un directo, algo que Felipe presencia -siempre se dijo que la veía casi a diario en sus informativos- y lo utiliza para impulsar la relación. Por cierto que hay algún guiño del guión al controvertido y polémico tema de la extrema delgadez de Letizia Ortiz, a través de una escena de una cena en la que don Felipe le reprocha el comer más bien poco.


Los Reyes

Aunque las mejores interpretaciones las realizan dos grandes del cine español: Juanjo Piugcorbé y Marisa Paredes encarnarán a los Reyes Don Juan Carlos y Doña Sofía de manera sobresaliente. Especialmente hay que recalcar la imitación de voz que realiza Piugcorbé, aunque no haya tanto parecido físico. Sin embargo, de Marisa Paredes destaca la soberbia caracterización, casi creando un personaje más glamoroso que la propia reina.

De ellos se evita cualquier especulación sobre su matrimonio y las relaciones actuales entre ambos personajes, sin embargo son más destacables escenas divertidas que intentan reflejar su día a días, desde los desayunos juntos comentando la actualidad o al 'momentazo' de la grabación del mensaje de Navidad de 2002, cuando soña Sofía llega al despacho de su marido pidiéndole que cambie algunas líneas de su discurso.


Las Infantas

Menos importancia tienen en la trama las infantas doña Elena y doña Cristina. Más protagonismo cobra la segunda, a quien siempre se la ha visto como más cercana a su hermano Felipe. Cristina aparece mejor parada en estas relaciones, como alguien en quien él confía para buscar consejo. Elena, por su parte, resulta retratada como alguien muy cercana a su padre. Es ella quien el aconseja que apueste por el corazón en su difícil situación para apostar por una futura reina plebeya. Por cierto que especial morbo despierta la aparición de Jaime de Marichalar, quien sale unos segundos caracterizado como alguien ya lejano a su esposa.


La relación

Pero esta primera entrega de la serie se centra, sobre todo, en contar cómo se conocen y se inician sus encuentros en 2002 y cómo afianzan su relación ya en el año 2003. Felipe busca incesantemente a una Letizia de quien se enamora y a quien ensalza como persona y profesional. No obstante, ella aporta el perfil inteligente y racional de la relación, mientras que él aporta la sencillez desde el perfil de un hombre con formación y cultura, pero algo campechano, más cercano a la personalidad de su padre. Es él quien da rienda suelta a su ilusión y no piensa tanto en las consecuencias como lo hace ella, al menos en esta serie que intenta reflejar sus biografías.

Sí es cierto que don Felipe, en la serie, aparece como un hombre que comienza a poner cotas a la profesión de su novia, como alguien algo celoso, inseguro, que quiere controlarla a la antigua usanza, reflejando en realidad un perfil de hombre más antiguo. Mientras, doña Letizia, muestra personalidad y fortaleza frente al control que se encuentra en don Felipe.

Hay un momento el que esta tele-serie intenta contar una pequeña crisis entre ambos, que sería cuando ella empieza a ver complicado combinar su vida laboral con esta compleja y difícil relación. Felipe, supuestamente, desatascó la situación apostando por ella, siguiendo el dictado de su corazón -qué romántico todo...- y forzando a Letizia a no pensar en las complicaciones.

Por el contrario, los Reyes son retratados como parece que sucedió todo en la realidad: lo controlan todo, echando mano de sus servicios de información, documentándose sobre la vida pasada de la periodista. Y en un primer momento, el monarca don Juan Carlos sale mejor parado en este tratamiento, ya que lo toma como un 'affaire' más de su hijo con una joven apuesta, así que no cree en ningún momento que ese noviazgo tenga futuro. Sin embargo, doña Sofía sí cree en la importancia de la relación porque conoce más a su hijo y desconfía de todo, pero sin mostrar aversiones de tipo personal contra de Letizia. Al final es el heredero de la corona quien fuerza la situación, como se había comentado en la prensa: o ella o nadie, no habría una futura esposa y sería un rey soltero.

El otro gran momento del capítulo tiene lugar con la escena de la presentación de Letizia Ortiz a los Reyes, con la tensión previa y durante como protagonista. Y ya hay pinceladas de algo que se ha comentado actualmente: que Rey y Princesa discuten a menudo sobre política. El personaje de la Reina de Marisa Paredes, por cierto, se 'come' cinematográficamente hablando a Leticia, que va apareciendo más pequeña a lo largo de la historia, cuando se enfrente a la realidad que supone entrar a formar parte de la Familia Real. El capitulo termina con la oposición radical mostrada por don Juan Carlos, quien sentencia que es "imposible" ese matrimonio.


- Puede ver el capítulo íntegro aquí:
http://www.telecinco.es/tvmovies/index.shtml


La columna de Gema Lendoiro: ¿Es doña Letizia, o es Cata?
La columna de Gema Lendoiro: ¿Es doña Letizia, o es Cata?
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.