www.diariocritico.com
Ciudadanos permite al PP postergar de forma indefinida su pacto anticorrupción
(Foto: PP)

Ciudadanos permite al PP postergar de forma indefinida su pacto anticorrupción

> Los populares condicionan algunas medidas a una reforma constitucional que no quieren plantear

martes 28 de febrero de 2017, 20:14h
Punto muerto en el pacto contra la corrupción y a favor de la regeneración de PP y Ciudadanos. El plazo establecido en el propio acuerdo ha expirado este martes sin que varios de sus puntos hayan iniciado su trámitación. No obstante, Ciudadanos considera que los compromisos están "encarrilados" después de una segunda reunión sobre la limitación de mandatos, la reducción de aforamientos y la comisión sobre la financiación del PP. Los populares han admitido diferencias sobre la forma de tramitar estas propuestas y han ligado varios de los acuerdos a una reforma constitucional que no quieren plantear por temor a que otros partidos fuercen un referéndum.

Los plazos acordados por Ciudadanos y PP para empezar a tramitar las medidas del pacto anticorrupción han expirado este martes entre desacuerdos importantes sobre cómo tramitar algunas de las medidas. Las dos formaciones se han reunido en el Congreso de los Diputados y han constatado las diferencias que les separan en la renegociación y concreción de las seis medidas del acuerdo.

El encuentro se ha centrado concretamente en la limitación del mandato del presidente del Gobierno a dos legislaturas u 8 años y a la eliminación de los aforamientos que tienen ahora los cargos políticos en el nivel estatal.

Según el portavoz de Ciudadanos, Juan Carlos Girauta, tanto estos dos punto como los restantes están "encarrilados". La formación de Albert Rivera no considera, por tanto, que haya un incumplimiento, a pesar de que el propio pacto establecía un periodo máximo de tres meses a partir del inicio de la legislatura para empezar a tramitar las iniciativas.

No obstante, ni la limitación de mandatos ni la cuestión de los aforamientos están registradas, por lo que aún no han empezado su tramitación. El impedimento, según los dos partidos, está en la forma de tramitar estos dos puntos.

Ciudadanos ha propuesto introducir la limitación de mandatos a través de una modificación de la Ley de Gobierno, mientras que el PP considera que habría que llevarlo a cabo mediante una reforma de la Constitución, ya que afecta al derecho del sufragio pasivo.

El secretario general del grupo popular, José Antonio Bermúdez de Castro, ha explicado que es lógico que no se haya regulado hasta ahora esta limitación puesto que es más común que se implante este mecanismo en sistemas presidencialistas y España es una monarquía parlamentaria.

En cuanto a la reducción de aforamientos, no existen dudas de que sería neceisaria una reforma constitucional, pero el problema aquí reside en que los populares creen que es "lógico" que se haga a la vez que se revisan los aforamientos de cargos de otros niveles territoriales, que están regulados de forma diferente, lo que haría el trámite mucho más lento y complejo.

Pero además, el obstáculo está también en las reticencias que ha expresado el PP a la hora de modificar la Carta Magna. El partido de Rajoy ha expresado que esta modificación -por concreta que fuera- podría suponer una excusa para otros grupos de la oposición para pedir un referéndum y plantear otras cuestiones relativas a la Constitución.

Sólo se requiere un 10% de miembros de la Cámara Baja (35 diputados) para poner en marcha un referéndum ante cualquier cambio de la Carta Magna, una cifra a la que llega Podemos de sobra. Precisamente, la formación de Pablo Iglesias ya se ha comprometido a utilizar este mecanismo ante cualquier cambio constitucional que se plantee.

Comisión de investigación

La formación de Rivera también ha aprovechado la reunión de este martes para entregar a Rafael Hernando el escrito de solicitud de creación de una comisión de investigación sobre la supuesta financiación ilegal del PP.

Girauta ha reconocido que la respuesta de Hernando ha sido que lo van a estudiar, pero el portavoz de Ciudadanos se ha mostrado convencido de que acabarán registrando una petición conjunta. En caso de que el PP se negara, Girauta ha amenazado de nuevo con buscar una mayoría alternativa con Podemos y con el PSOE y ha asegurado que este punto se cumplirá de cualquiera de las maneras.

"Nosotros lo firmamos, lógicamente vamos a estudiar cuál es el contenido y no nos podemos negar a ello", ha reconocido Bermúdez de Castro después de la reunión.

Sin embargo, el dirigente popular también ha destacado que hay una segunda parte del compromiso que ya están cumpliendo y que consiste en recabar opiniones de expertos sobre la financiación en general de todos los partidos políticos, no sólo del PP.

El diputado se ha escudado en declaraciones de la socialista Margarita Robles para asegurar también que quizás ahora no sea el momento más apropiado para abrir una comisión parlamentaria al mismo tiempo que la misma causa se está investigando en los juzgados.

Las lentejas

Por otra parte, el portavoz de Ciudadanos se ha mostrado optimista sobre el cumplimiento del pacto, a pesar de que ha reconocido que sólo existen pruebas factibles de la voluntad de los populares en determinados puntos. Así, se ha referido, por ejemplo, a que la formación de Rajoy votara a favor de tramitar la ley integral de corrupción que incluía la obligación de separar a cargos imputados por corrupción y la prohibición de indultar a condenados por este tipo de delitos.

Juan Carlos Girauta sí ha reconocido que no les han sentado tan bien las declaraciones del coordinador del PP Fernando Martínez Maíllo, que dijo que habían aceptado las condiciones impuestas por Ciudadanos porque eran "lentejas".

"Esto se hace a su pesar, claro. ¿Quién puede pensar que el PP está deseando regenerarse, investigarse y hacer dimitir a sus diputados? Por eso le dimos el plato de lentejas al señor Maíllo, porque se lo tenía que comer", ha respondido Girauta.

Después de 3 meses hábiles de legislatura (sin contar enero, que no tiene actividad parlamentaria), Ciudadanos y PP no han aprobado ninguna de las 6 medidas impuestas. Sólo se puede considerar que estén en fase de tramitación la prohibición de indultar a corruptos, la creación de una ponencia para estudiar la reforma electoral -aún no estrenada- y la obligación de apartar de sus cargos públicos a las personas imputadas por corrupción.

En cuanto a las otras condiciones, ni PP ni Ciudadanos han registrado la comisión sobre la financiación del PP -sí lo ha hecho el PSOE- ni han llevado al Congreso la limitación de mandatos y la reducción de aforamientos.


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios