www.diariocritico.com
Dama de Elche y archivo de Salamanca
Ampliar
Dama de Elche y archivo de Salamanca (Foto: Varios: MAN / Pixabay / Wikipedia)

La devolución de los bienes de Sijena sirve a Compromís para reclamar que vuelvan a Valencia 52 obras de las capuchinas de Castelló

> También denuncia el "secuestro" de los papeles de Salamanca y la dama de Elche

martes 12 de diciembre de 2017, 18:44h
La devolución de las obras del Monasterio de Sijena ha propiciado que se lleven a cabo otras reclamaciones. Compromís ha denunciado lo que consideran un "expolio" del patrimonio histórico de los valencianos que ha sido sacado "ilegalmente" del territorio: de la Dama de Elche, a los papeles de Salamanca… Y en concreto, reclaman que salgan de Aragón 52 obras de las capuchinas de Castelló porque aseguran que fueron "hurtadas".

Compromís ha reclamado al PP la "misma vehemencia" que en Sijena para el retorno de las 52 obras de las capuchinas de Castelló que consideran "hurtadas" por la congregación y depositadas en Barbastro (Huesca). Asimismo, su portavoz en el Senado, Carles Mulet, reclamó el retorno de los papeles de Salamanca al País Valencià.

El portavoz de Compromís en el Senado, Carles Mulet, ha registrado una nueva batería de preguntas dirigidas al Gobierno desde la Cámara Alta, pidiendo explicaciones por las gestiones hechas hasta la fecha y las que se piensa emprender en el futuro, visto el procedente de las obras del convento de Sijena, para poder trazar paralelismos con las sacadas en silencio del convento de las capuchinas de Castelló por la orden que gestionaba ese lugar, y que depositó en otro convento de Barbastro.

Según ha recordado Mulet: “En 2012, con la pasividad cómplice del entonces gobierno local y autonómico del PP, no se impidió a la orden sacar un total del 52 bienes culturales (pinturas, esculturas, bienes muebles de siglos de antigüedad, que habrían sido sufragados por los castellonenses, y dejarlos a recaudo de la orden en Barbastro. Para mayor escándalo, la orden acabó alquilando a Castelló una decena de lienzos de Zurbarán y de otras tres obras del patrimonio histórico-artístico que pertenecían al antiguo convento a un precio de 3.000 euros al mes por estar expuestas en el Museu de Belles Arts de Castelló, no solamente expolió a la ciudad de sus bienes, sino que de los pocos que dejó, hizo buen negocio a costa del erario público”.

Mulet sostiene que la permisividad de los gobiernos del PP facilitó que únicamente se pudiera cuantificar el patrimonio antes de su traslado: más de un centenar de obras. Asimismo, se habría constatado que una cincuentena de piezas se habrían depositado en otros sitios de la provincia, sin saber dónde, y que no existía una catalogación e inventario para saber el valor real de estas obras, la descripción de las mismas, su estado, y un estudio para conocer su origen. "Estamos hablando de bienes culturales de todos los castellonense, donde el PP ha callado y permitido el saqueo; estas obras no pueden ser atribuidas a propiedad de la orden, sino que en su mayoría son objeto de donaciones económicas o materiales de los creyentes de la ciudad”, argumenta el senador de Compromís.

Los papeles de Salamanca

Por otro lado, Mulet ha recordado otros casos de lo que consideran un expolio patrimonial a los valencianos como los llamados papeles de Salamanca.

Sobre este asunto, Compromis ha presentado una moción pendiente de debate en el Senado, en la cual recuerda que el 26 de abril del 1938 los golpistas crearon la Delegación del Estado para la Recuperación de Documentos, encargada de "requisar toda la documentación de organismos republicanos, partidos, sindicados, desafectos al Movimiento nacional y susceptibles de suministrar al Estado información referente a la actuación de sus enemigos". Entre 1938 y 1944, según Mulet, hay constancia de que, "al menos, ocho vagones de ferrocarril con más de 80 toneladas de documentos, libros y revistas fueron enviados desde Vinaròs, Castelló, Valencia y Alicante hacia el Archivo de Salamanca".

"La documentación referente a ayuntamientos pueblos, entidades e instituciones valencianos continúan secuestrados, al contrario de lo que ha pasado con otros que han podido conseguirlo, continúan en Salamanca, lejos de sus legítimos propietarios. Ojalá el PP haga de esta caso también una cruzada para devolver el material a sus legítimos propietarios; más sabiendo de un caso de extrema gravedad, de un gobierno ilegítimo e ilegal, que se robó literalmente, y que sirvió para castigar y quitar en muchos casos la vida a los defensores de la democracia”.

Según Mulet “podríamos hablar de el caso de las capuchinas, de los papeles de Salamanca, de los papeles de defensa sacados por el Gobierno de Zapatero de Castellón, de la Dama d’Elx, y de tanto y tanto patrimonio histórico artístico sacado ilegalmente de nuestro territorio, del cual nunca hemos visto la más mínima intención por parte del PP por reclamarla”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.