www.diariocritico.com
El Congreso aprueba tramitar una ley sobre muerte digna tras frenar el debate de la eutanasia
(Foto: Ciudadanos)

El Congreso aprueba tramitar una ley sobre muerte digna tras frenar el debate de la eutanasia

> La iniciativa de Ciudadanos plantea blindar y garantizar los cuidados paliativos ante el proceso de la muerte

martes 28 de marzo de 2017, 19:10h
Ciudadanos ha logrado aunar una mayoría para comenzar a tramitar una regulación nacional sobre la 'muerte digna'. La Cámara Baja empezará a concretar ahora una ley sobre el blindaje de los cuidados paliativos en casos de personas que afronten el final de su vida, una propuesta que ha contado un respaldo amplio frente al fracaso de la iniciativa de Unidos Podemos de regular la eutanasia. El grupo liderado por Pablo Iglesias se ha sumado a Ciudadanos, PSOE y PP para admitir a trámite la iniciativa de muerte digna, pero no ceden en su planteamiento y volverán a plantear el debate de la eutanasia.

El Congreso de los Diputados ha dado este martes el primer paso para regular a nivel nacional los "derechos y garantías de la dignidad de la persona ante el proceso final de su vida", proceso conocido comunmente como 'muerte digna'. Este debate se ha producido sólo una semana después de que la mayoría de Cámara Baja rechazase tomar en consideración una propuesta de Unidos Podemos para regular la eutanasia.

PP, PSOE, Ciudadanos y Unidos Podemos han coincidido en apoyar la tramitación de la proposición de ley sobre muerte digna, aunque con diferentes niveles de coincidencia ante el texto presentado.

La iniciativa sobre 'muerte digna' ha sido impulsada por Ciudadanos, que se abstuvo ante el debate de la eutanasia, al igual que el PSOE. La diferencia entre estos dos conceptos es clave para las dos formaciones, ya que la eutanasia recoge los casos en los que se provoca o se adelanta la muerte de un paciente, mientras que la 'muerte digna' se centra sólo en evitar el dolor para aquellos pacientes que ya estén en el proceso de muerte.

Ciudadanos propone mejorar la regulación y las garantías de los cuidados paliativos durante el final de la vida e igualarl este derecho en todo el territorio. En España ya existen normas que contemplan este aspecto y este derecho se ha concretado en varias comunidades autónomas. Además, existe un plan nacional desde el año 2000 que marca las pautas para su desarrollo. Sin embargo, en la práctica los cuidados paliativos no se aplican en todos los casos o no se hace de forma completa.

La formación de Albert Rivera quiere que se garantice el derecho de información temprana para los enfermos con diagnósticos muy graves e irreversibles. Además, defienden el blindaje de la capacidad de decisión de los pacientes que se enfrenten al proceso de la muerte sobre las intervenciones sanitarias que les afecten.

El médico y diputado de Ciudadanos Francisco Igea ha puesto como ejemplo a los enfermos que padecen un cáncer terminal y que, en muchos casos, siguen recibiendo quimioterapia en las últimas fases de su vida, lo que les sigue provocando dolores y molestias insoportables.

"Todas las personas que se encuentren en el proceso final de su vida tienen derecho a una atención integral que prevenga y alivie el dolor y sus manifestaciones, incluida la sedación paliativa si el dolor, o cualquier otro síntoma que produzca molestias severas, son refractarios al tratamiento específico, aunque ello implique un acortamiento de su vida", defiende el texto de Ciudadanos.

Apoyo general

Tanto PP como PSOE han votado a favor y han reconocido coincidencias con las propuestas de Ciudadanos en este asunto. En el caso de los populares, la aprobación de una ley que regulase la muerte digna ya estaba contemplada entre las 150 medidas del pacto de investidura.

La diputada popular Pilar Cortés ha sido una de las pocas que se ha pronunciado a favor de la tendencia "centralizadora" que tendría la norma, ya que ha apuntado que así se unificarían las leyes autonómicas ya existentes y se establecería una igualdad con las que no la tienen.

Sin embargo, Cortés también ha apuntado que porpondrán enmiendas en el proceso de trámite por ejemplo para mejorar la definición de cuidados palitiativos o para aclarar su la "sedación paliativa" se realizaría a voluntad del paciente o, en cambio, sólo se aplicaría si es coherente con el tratamiento prescrito.

La socialista Jesús María Fernández ha explicado la postura favorable de su grupo parlamenario a tramitar esta iniciativa, pero también ha mencionado varias críticas que intentarán cambiar durante el periodo de enmienda.

Entre las principales discrepancias que ha planteado el PSOE es que Ciudadanos incluya la posibilidad de que los médicos y los profesionales sanitarios puedan acojerse a una objeción de conciencia. "No se puede objetar ante lo que son buenas prácticas médicas", ha señalado.

Además, Fernández ha adelantado que propondrán la creación de un observatorio español de muerte digna que se encargue de evaluar la aplicación de esta norma y que pueda sentar las bases para avanzar en "nuevas soluciones legales". La semana pasada, el PSOE reconoció que aún no tenía una postura firme sobre la eutanasia y sí en cambo sobre a la muerte digna, pero los socialistas aún no están cerrados a este debate y, de hecho, lo incluirán en las ponencias políticas de su proceso interno.

Eutanasia

Quien ha vuelto a reivindicar la regulación de la eutanasia ha sido Unidos Podemos, que también ha votado a favor de la toma en consideración de la iniciativa de Ciudadanos. La diputada de IU Eva García ha asegurado que presentarán una enmienda a la totalidad destinada a extender esta norma para que contemple también la eutanasia.

"La muerte digna no se garantiza con la aprobación de esta ley. Si no hay una ley de eutanasia, se seguirá muriendo mal", ha defendido la parlamentaria.

García ha defendido la complementariedad de los cuidados paliativos con la eutanasia y su apoyo a que se amplíen las garantías de pacientes y médicos, pero ha apuntado que la norma de Ciudadanos aporta muy poco.

Respondiendo a las críticas que recibió Unidos Podemos en el debate de la semana pasada, la diputada ha criticado que la propuesta de Ciudadanos es una "chapuza legislativa" y que se limita a copiar artículos ya vigentes en las leyes autonómicas.

A partir de ahora, se abre la tramitación de esta iniciativa que ya congrega la voluntad mayoritaria de la Cámara a la espera de que se forme un consenso suficiente sobre un texto definitivo.

Si se aprueba finalmente la proposición de ley de Ciudadanos esto implicaría la creación de una normativa nacional de base para una competencia que ahora mismo está en manos de las comunidades autónomas. Este ha sido uno de los principales motivos expuestos por, por ejemplo, el Partit Demòcrata Català, ERC o el PNV para criticar su toma en consideración. Sin embargo, al final sólo el grupo vasco ha votado en contra, mientras que las dos formaciones catalanas se han abstenido.

Lea también:

- PP, PSOE y Ciudadanos priorizan el debate sobre la muerte digna y rechazan regular la eutanasia

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios