www.diariocritico.com
Misión Gabilondo: PSOE, Podemos y Más Madrid pelean para intentar la investidura
Ampliar
(Foto: María Alcaide)

Misión Gabilondo: PSOE, Podemos y Más Madrid pelean para intentar la investidura

jueves 20 de junio de 2019, 08:10h
Los equipos negociadores de PSOE y Más Madrid siguen adelante en su búsqueda de un programa de Gobierno para estar preparados en caso de que falle el pacto del triunvirato de derechas. Los socialistas se reunirán también con Podemos, que considera que "es obligación" del bloque de izquierdas "agotar las posiblidades". Este jueves, además, se reúne por primera vez la nueva -y cuestionada- Mesa de la Asamblea.

Ángel Gabilondo sigue adelante con su intención de presentarse a la investidura. Por ello, los equipos negociadores de PSOE, Más Madrid y Podemos mantienen las reuniones esta semana para buscar un acuerdo que se convierta en un hipotético programa de Gobierno.

El líder socialista considera que la ruptura de las derechas se debe a un "teatrillo", pero aun así piensa agotar todas las posibilidades de arrebatarles la oportunidad. Este jueves, día en que se reúne por primera vez la cuestionada Mesa de la Asamblea, varios miembros del PSOE de Madrid y del equipo de Íñigo Errejón se sentarán de nuevo en la mesa para debatir medidas concretas. Ya el viernes, los socialistas se verán con los negociadores de Podemos con el mismo objetivo. Ambas, advierten fuentes del grupo parlamentario socialista, son reuniones privadas sin cobertura mediática en las que no estarán presentes los líderes de dichas formaciones sino los representantes encargados de los posibles pactos.

Tanto desde Más Madrid como desde Podemos confirman su intención de lograr un acuerdo en el bloque de las izquierdas para llegar preparados al 11 de julio -fecha límite para que se celebre la primera sesión del pleno de investidura- en caso de que el pacto entre PP, Ciudadanos y Vox no llegue a producirse. "Tenemos que tratar de llegar a un acuerdo programático porque es nuestra obligación agotar las posiblidades, siempre que no esté cerrado un acuerdo entre las tres derechas en Madrid", especifican los de Isa Serra.

Esa misma explicación ofrece el propio Gabilondo cada vez que se le pregunta por esta cuestión. Según sus propias palabras, es su "obligación" intentar formar Gobierno, ya que el PSOE fue el partido más votado el pasado 26 de mayo.

No obstante, al no lograr escaños suficientes para sumar con Más Madrid y Podemos una mayoría absoluta, han sido las derechas las que han impulsado la formación de un Ejecutivo para la Comunidad de Madrid. Sus reuniones, de momento, siguen en punto muerto: Isabel Díaz Ayuso (PP) -candidata natural a la Presidencia en la Puerta del Sol- se encuentra en una encrucijada en la que debe acoplar las peticiones de Ciudadanos, por una parte, y Vox, por la otra.

Hasta la fecha, el PP se ha reunido con los de Ignacio Aguado en un primer encuentro en el que no hablaron de posturas concretas, sino de la necesidad de establecer un programa común. Ambas formaciones obviaron a la tercera pata necesaria, Vox, a quienes los naranjas han vetado en un hipotético equipo de Gobierno a pesar de que sin sus 12 escaños no podrán alcanzar la Real Casa de Correos. Además, los de Rocío Monasterio se han negado a negociar nada con unos ni con otros hasta que no vean cumplido el acuerdo alcanzado en el Ayuntamiento de la capital, es decir, hasta que obtengan alguna Concejalía en dicho Consistorio.

Una alianza rota -al menos, de cara a la galería- que deja una mínima posibilidad a las izquierdas de hacerse con el Gobierno. El próximo 2 de julio el presidente de la Asamblea, Juan Trinidad, deberá proponer a un candidato o candidata a la Presidencia. Antes de eso, deberá consultar con todos los grupos parlamentarios para conocer a quién apoya cada uno. Si Vox no se ha decidido para entonces, la propuesta ganadora deberá ser la de Gabilondo.

Pocas probabilidades

Aun así, el candidato del PSOE necesitaría una carambola muy improbable para hacerse con el bastón de mando autonómico. En una segunda votación, solo se necesita la mayoría simple del hemiciclo, pero Gabilondo no la alcanzará mientras las tres derechas mantengan su no al socialista. Las sumas son 64 (PSOE- 37 escaños-; Más Madrid -20-; Podemos -7-) frente a 68 (PP-30-; Ciudadanos -26- ; Vox-12), por lo que al menos cuatro diputados deberían votar a favor, abstenerse o ausentarse del pleno (como ocurrió con el tamayazo que dio el Gobierno a Esperanza Aguirre en 2003).

De ahí que tanto Gabilondo como Errejón hayan apelado en más de una ocasión a un acercamiento con Ciudadanos. Aguado, hasta la fecha, mantiene su veto y sería prácticamente imposible que esos apoyos procedieran de las filas de Vox. Así las cosas, la única oportunidad que le queda al socialista es que, al menos en primera instancia, Monasterio le asegure al presidente de la Asamblea que es ella misma quien se presenta a la investidura. Con ello, el PSOE obtendría más apoyos (incluso solo con Más Madrid, sin Podemos) que la suma de PP y Cs, por lo que Trinidad estaría obligado a proponer a Gabilondo. En ese caso, la suerte estaría echada y habría que esperar al día de la verdad: el 13 de julio, día de la segunda votación de investidura.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Diariocrítico.com

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.