www.diariocritico.com

La Justicia, tema y polémica del día

Dura crítica de Zapatero al PP por 'bloquear' la renovación del Poder Judicial

· Hernando, presidente del CGPJ, pide a PP y PSOE que desbloqueen su renovación
· Acebes advierte que no serán "cómplices" de la "ocupación" nacionalista del CGPJ

Arropado por el presidente de Brasil, Luis Inácio Lula da Silva, Rodríguez Zapatero ha lanzado una durísima crítica contra el PP de Rajoy por ‘bloquear’ la renovación del Poder Judicial. Era una rueda de prensa conjunta sobre las buenas relaciones España-Brasil; pero ha salido el Zapatero electoralista: la economía española va ‘de cine’, las reformas sociales ‘de gloria’, las relaciones con el PNV sin Imaz ‘fluidas y fructíferas’, pero el año judicial ‘de pena’ por culpa de Rajoy.

La rueda de prensa conjunta Lula da Silva-Rodríguez Zapatero que ponía el colofón a la visita oficial del mandatario brasileño a España se ha convertido, a la postre, en un corolario de recetas domésticas sobre lo bien que marcha la economía, la política y la sociedad española bajo la tutela del Gobierno Zapatero.

Las escasas preguntas a las que se dio paso –las explicaciones de Luis Inácio Lula fueron atormentadoramente largas- se dirigieron, claro está, a las cuestiones ‘domésticas’ españolas. Y, cómo no, a la apertura por el Rey Juan Carlos del año judicial que en esta ocasión ha contado con el boicot de la minoría progresista por el bloqueo del PP a la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Una pregunta, esa última, que el presidente Rodríguez Zapatero no desperdició: "El PP ha dado un plantón sistemático a la posibilidad de llegar a un acuerdo, como han denunciado todos los grupos parlamentarios", dijo, para añadir en su tono más enérgico que “el Gobierno hace una apelación al Partido Popular para renovar el órgano de gobierno de la Justicia, porque es cumplir un mandato constitucional, y un mandato constitucional obliga a todos”.

Para hacer ‘más feo’ al PP, Zapatero insistió en que cuando él fue líder de la oposición y tocó renovar el CGPJ, prestó su apoyo: “Entendí que era mi obligación llegar al acuerdo y llegué, y ahora resulta que cuando hay otra mayoría, quien está en la oposición y tiene la capacidad de bloquear si no hay un acuerdo, mantiene la actitud de por encima de lo que conviene institucionalmente, que es renovarlo”. Una posición, la de Mariano Rajoy que Zapatero no dejó de reprochar: “Mantiene una actitud que, sinceramente, no puedo entender: no beneficia a la Justicia, ni tampoco al Partido Popular. Pero el tiempo pondrá a cada uno en su sitio”.

Y luego, claro, lo bien que va la economía española, pese a la ‘mala gestión’ del mercado hipotecario en Estados Unidos. Va tan bien nuestra economía, es tan amplio el superávit del Estado, que las políticas sociales van a ser preferentes para lo que queda de mandato y, además, "no suponen un aumento del gasto; es una disminución de los ingresos”. En definitiva, vino a decir el presidente que “estamos tomando medidas sociales que, además, ayudan a la economía, ayudan a la productividad” y que, para colmo de los colmos, no impiden que el Gobierno mantenga intacta su promesa electoral de no subir la presión fiscal en todo su mandato. ¿Cómo se hace eso?: “Estamos haciendo medidas sociales y rebajando el ingreso en el IRPF”, abundó, y eso “es hacerlo bien”.

Más complicada es la ‘nueva’ política de vivienda –que también se abordó en la rueda de prensa con Lula- que va a implantar el Gobierno socialista: “Apoyar el alquiler, como lo vamos a hacer muy fuerte, es apoyar la economía porque los jóvenes podrán emanciparse y ayudará a la movilidad geográfica”.

En definitiva, ante un incrédulo Lula da Silva, el presidente español ha desplegado su mayor optimismo: “España puede ir mejorando socialmente”, pero, además, “ahorrando”. Para Zapatero “es una fortuna poder hablar en estos términos”. Ítem más: “A algunos puede que no les guste esto, pero va a ser así”.

En fin, en ese mismo tono optimista Zapatero no rehusó explicar que la marcha de Josu Jon Imaz de la Presidencia del EBB del PNV no va a afectar para nada en las relaciones con los nacionalistas vascos: “Hemos tenido, tenemos y vamos a tener un periodo de relación política fluida y positiva entre el Gobierno vasco y el de España, y creo que eso es lo que más le interesa a los ciudadanos, más allá de los avatares de los partidos”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios