www.diariocritico.com

Rajoy: el fuego, la tele y las cigüeñas

lunes 08 de junio de 2015, 15:08h

Busca Rajoy el modo de atraerse a las cadenas de televisión a su causa, incluso inventándose algunas nuevas, adictas, de TDT, como si los innumerables perjuicios inferidos a las personas por su Gobierno pudieran ser reparados con propaganda.

Se ve que le llegó al alma el fino análisis de Floriano, que les "ha faltado piel", y pretende remediarlo de esa absurda manera, transplantándose un pellejo más terso, el que supone que podría proporcionarle la apología televisiva y el publirreportaje. Sin embargo, el descrédito de su partido, el de su gobierno y el suyo propio es tan radical, tan profundo, tan fundamentado, que cuanto haga el materia de publicidad, de "piel", es muy probable que se le vuelva, multiplicado, en su contra.

Tan extrema es la desconfianza que suscita el PP de Rajoy, el salpicado por mil casos de corrupción, cuando no hasta el cuello de ella en tantos casos, que la mayoría de la gente, al contemplar en los noticiarios el incendio del Ayuntamiento de Brunete, atribuyó el origen del siniestro a la quema en su interior de algo.

Tantos papeles se han quemado y tantos documentos se han triturado últimamente en las instituciones controladas, durante décadas, por el Partido Popular, que el concepto "fortuito" apenas se maneja en las conjeturas ciudadanas sobre la causa del fuego. Puede, desde luego, que no se estuviera quemando nada, sino que el Salón de Plenos de la Casa Consistorial ardiera solo, por autocombustión o por un cortocircuito, pero a lo que vamos es a la nula confianza que le inspira a la gente el partido de ese señor que cree que perdió el 24-M la mayor parte de su inmenso poder territorial porque las televisiones hablaban mal de él. O sea, porque hablaban de él.

La calidad de las personas, pese a haberse deteriorado en los últimos años al rebufo del envilecimiento institucional, sigue siendo infinitamente mejor que la de quienes les gobiernan: los bomberos, apagando el incendio; los vecinos, salvando a las cigüeñas que defendían su nido de las llamas.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios