www.diariocritico.com
El rompecabezas de los pactos postelectorales llega a su solución final con varias sorpresas
(Foto: EP)

El rompecabezas de los pactos postelectorales llega a su solución final con varias sorpresas

> Los ayuntamientos tienen que constituirse esta semana y varias autonomías toman forma

martes 09 de junio de 2015, 07:47h
No hay tiempo para más. Esta semana los ayuntamientos, antes del sábado 13, tendrán que constituirse, por lo que los acuerdos entre partidos, que se ha convertido en toda una estrategia pactista de lo más rebuscada, llegan a su fin. PP, PSOE, Ciudadanos, Podemos y en menos parte IU, ultiman sus jugadas.
Las cartas están sobre la mesa, pero también varias sorpresas. Aunque al principio de toda esta aventura de los pactos, la misma noche del 24 de mayo, con los resultados calientes tras recontar las urnas, los acuerdos parecían claros, la historia ha demostrado que la complejidad ha sido absoluta. En ese inicio de las especulaciones todos creían que PP y Ciudadanos por un lado, y PSOE y Podemos, con pequeñas inclusiones a IU, por otro, serían los acuerdos naturales.

Pero no todo será tan sencillo. Por ejemplo, Andalucía aún estaba por configurar su gobierno desde marzo, tiempo desde el cual Susana Díaz ha sido bloqueada por una oposición que se niega sistemáticamente a servirle en bandeja la Junta. Ahora, con la negativa final del PP, el PSOE andaluz tendrá que mojarse y decantarse por las exigencias de Ciudadanos o por las de Podemos. Sin embargo no será obligatoriamente un acuerdo que le ate a los socialistas en el resto de regiones o ayuntamientos.

El primer ejemplo lo tenemos en Madrid capital, donde el PSOE servirá la investidura a la candidata de Ahora Madrid, Manuela Carmena, para que sea la alcaldesa renovadora de la ciudad. En la Comunidad de Madrid, sin embargo, parece que tras los últimos acontecimientos del lunes, el PP conseguirá que Cristina Cifuentes presida la región con el apoyo de Ciudadanos, partido que ha sido 'recompensado' con la vicepresidencia de la Asamblea regional.

En Murcia habrá sorpresa, por ejemplo. Ciudadanos podría apoyar que el PSOE arrebate al PP la Región ya que la corrupción ligada al partido gobernante ha sido todo un obstáculo. Los 'populares' se han negado a la condición de que dimita el delegado del Gobierno y el ex alcalde de Murcia, por lo que no habrá acuerdo.

En otras autonomías como Extremadura o Asturias no habrá tal sorpresa y Podemos llegará a acuerdos con los socialistas para gobernar. Algo que no sucederá en la compleja y atomizada Navarra, donde los nacionalistas de Geroa-Bai gobernará con votos de Bildu y Podemos.

En otra comunidad de gran importancia como la Valenciana, sí que parece que el PSOE podría alcanzar un acuerdo para la investidura de Ximo Puig, aunque no sólo tendrá que ser con los votos de Podemos, sino incluyendo también a Compromís, un partido valencianista de corte progresista que no mantiene una buena relación plena con los socialista, algo más demostrado en la capital valenciana, que sí finalmente será regida por un alcalde de Compromís, Joan Ribó.

Más distinta es la realidad en Barcelona. La Ciudad Condal tendrá de alcaldesa a la más votada, Ada Colau, de Barcelona en Comú, pero finalmente tendría apoyos de Esquerra Republicana al adherirse Colau a algunas peticiones de los independentistas, lo que impide que el PSC se incluya en tal acuerdo envenenado para los socialistas.

Castilla y León y Castilla-La Mancha siguen en el aire. Parece que en la primera será posible un acuerdo entre PP y Ciudadanos, y el contrario en la segunda, con acuerdo entre socialistas y los miembros de Podemos.

En algunas localidades andaluzas se ultiman acuerdos en una posible línea de ruptura de la línea natural de pactos: PSOE y Ciudadanos esperan cerrar un acuerdo para Málaga, mientras que en la capital, Sevilla, el PP intenta retener la ciudad con Ciudadanos, aunque la mayoría de izquierdas (PSOE+Podemos+IU) impediría que Zoido continúe como alcalde.

Quizás la curiosidad más llamativa será Zamora. Una de las capitales de provincia más conservadoras y tradicionales estrenará alcalde de Izquierda Unida. La paradoja tiene su explicación: los zamoranos, hartos de dos décadas de mayorías absolutas del PP y de los bandazos del PSOE, han confiado en la lista que presentó IU, encabezada por Francisco Guarido, un bedel de instituto que lleva varias legislaturas en el Ayuntamiento y que ha hecho a lo largo detodo este tiempo una fuerte oposición, incluso buzoneando personalmente muchas casas con los fallos del Ayuntamiento. La siembra ha dado resultados e la formación izquierdista, que ha duplicado sus votos, logrará por fin una increíble alcaldía, con el apoyo externo del PSOE.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios