www.diariocritico.com
El defensor del pueblo catalán abre una investigación para aclarar la muerte del 'mantero' en Salou
Ampliar
(Foto: EFE)

El defensor del pueblo catalán abre una investigación para aclarar la muerte del 'mantero' en Salou

> Los Mossos sostienen que no forcejearon en ningún momento con la víctima

miércoles 12 de agosto de 2015, 16:20h
La fatídica muerte de un 'mantero' senegalés en Salou está generando graves disturbios en la localidad. La versión oficial, la que han aportado los Mossos y la Generalitat, es que el hombre se precipitó por el balcón de la vivienda cuando la policía irrumpió en ella para el registro y murió debido a la fuerte caída. El suceso encendió mucho los ánimos de la comunidad senegalesa y ha habido protestas ya que rechazan la versión policial de los hechos y denuncian la agresividad de los Mossos. Ahora el defensor del pueblo catalán ha decidido abrir una investigación para aclarar todo lo sucedido.

La muerte de un hombre de 50 años, que se ha precipitado desde el balcón de su casa de Saloucuando los Mossos le iban a detener en una redada contra el "top manta", ha encendido a la comunidad senegalesa, que ha protagonizado protestas que se han saldado con un detenido y 24 heridos leves. El hombre, de 50 años y de origen senegalés, falleció poco después de las 6 de la mañana del martes al caer desde el balcón de su casa, en un tercer piso, donde los Mossos d'Esquadra han irrumpido con orden judicial en el marco de una operación contra la falsificación y el 'top manta'.

La muerte de este ciudadano ha encendido los ánimos de la comunidad senegalesa y africana de la zona, por lo que un grupo de más de 150 personas se han dirigido al lugar para protestar por la actuación policial. Una parte de los concentrados ha arrojado piedras, sillas y mesas de las terrazas de la plaza contra los agentes antidisturbios que mantenían un cordón policial para salvaguardar el escenario del suceso y facilitar que saliera la furgoneta de la funeraria con el cadáver.

Los enfrentamientos se han agudizado cuando al mediodía los Mossos han podido retirar el cadáver del fallecido, por lo que la policía catalana ha disparado proyectiles de precisión y ha efectuado cargas. En la trifulca, un total de 24 personas, de ellas 16 agentes de los Mossos d'Esquadra, han resultado heridas, aunque ninguna de ellas de gravedad, según fuentes cercanas al caso.

Los manifestantes, que ponen en duda la versión policial, han exhibido carteles escritos en cartones con lemas como "Mossos d'Esquadra, salvajes" y han arrojado objetos contra los vehículos policiales, algunos de los cuales han quedado con los cristales rotos.

El Síndic de Greuges, Rafael Ribó, ha abierto una actuación de oficio a raíz de este suceso. En un comunicado, ha asegurado que quiere aclarar con la Dirección General de la Policía las circunstancias del "triste incidente" después de que haya generado versiones contradictorias.

También ha pedido información sobre la actuación policial durante los altercados posteriores y la decisión de paralizar el servicio de Rodalies de Renfe durante horas, con los prejuicios que causó a toda la población y cuestionando que fuera "la medida más adecuada". En esta actuación de oficio, Ribó también analizará el alcance del 'top manta' en Cataluña y las medidas para combatir esta problemática, y ha considerado que la administración tiene que actuar ante esta práctica de comercio ilegal en su globalidad.

Ha considerado necesario incrementar esfuerzos para erradicar la producción y distribución de estos productos y no centrar la acción policial en las personas que hacen la comercialización en la calle.

La secretaria judicial no se encontraba en el interior de la vivienda en el momento del registro

La secretaria judicial que acompañaba a los Mossos d'Esquadra en el registro simultáneo de tres viviendas de Salou (Tarragona) en una redada contra el "top manta" no había entrado aún en el piso cuando uno de los "manteros" huyó de la policía y se precipitó mortalmente por el balcón. Según han informado a Efe fuentes cercanas al caso, la secretaria judicial todavía permanecía en la calle cuando ocurrieron los hechos, porque el inmueble aún no había sido asegurado policialmente.

La Red de Inmigración, una plataforma de entidades, expertos y juristas en defensa de los derechos de los inmigrantes, ha presentado hoy una denuncia ante la Fiscalía General del Estado y ha pedido al Consejo General del Poder Judicial que aclare el papel de la secretaria judicial en el momento de la entrada policial en la vivienda, situada en el número 3 de la plaza Sant Jordi de Salou.

En un comunicado, esta plataforma considera "fundamental" aclarar el papel de la funcionaria judicial, para determinar si se cumplieron las garantías de la Ley de Enjuiciamiento criminal, que en el artículo 569 establece la obligatoria presencia de la autoridad judicial como derecho de las personas sometidas a registro de domicilio.

Los Mossos defienden que no estuviera la secretaria judicial

Los Mossos d'Esquadra sostuvieron ayer, en un comunicado sobre el suceso de Salou, que "en el momento de los registros, que se han realizado en presencia de la secretaria judicial, en uno de los domicilios una persona ha saltado desde el balcón de un tercer piso al detectar la presencia policial".

El intendente de los Mossos d'Esquadra Xavier Gámez aclaró posteriormente que no podía precisar si la secretaria judicial se encontraba en el interior del domicilio cuando el "mantero", de 50 años y origen senegalés, se precipitó desde un tercer piso.

Hoy en rueda de prensa, el comisario jefe de la policía autonómica, Josep Lluís Trapero, ha justificado que cuando la policía acude a registrar un piso en el que sospecha que puede producirse una situación violenta o haber armas, "primero asegura el domicilio durante segundos o minutos" y luego hace pasar al secretario judicial, que en este caso estaba esperando en el portal. Trapero ha zanjado que "no hubo ningún tipo de acción policial que facilitara la caída", y ha expuesto que los agentes intentaron reanimarlo y una ambulancia llegó en cinco minutos.

El conseller de Interior de Cataluña, Jordi Jané, ha asegurado hoy que los Mossos d'Esquadra no tuvieron ningún tipo de contacto físico con el mantero. En rueda de prensa, Jané ha asegurado que dos testigos que estaban en la plaza de Sant Jordi, ajenos al cuerpo de los Mossos d'Esquadra y al grupo de manteros contra el que se dirigía la redada, han corroborado que no hubo ningún tipo de contacto físico en ningún momento entre la agente de la policía catalana que entró en la habitación del mantero y el hombre que se precipitó por el balcón.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios