www.diariocritico.com

Es necesario hablar de Venezuela

martes 18 de febrero de 2020, 12:09h

Dijo Carmen Calvo, vicepresidenta primera del Gobierno que Venezuela “no le importa nada a nadie”. Señal de que es necesario ocuparse de Venezuela. A muchos españoles les importa y el cardenal Baltazar Porras, administrador apostólico de Caracas, ha venido a España para agradecer la ayuda de los españoles a la Iglesia Necesitada de Venezuela y ha dicho, con sutilidad episcopal, que sus hermanos los obispos de aquel país que “no le importa nada a nadie” se interrogan sobre “cómo podría influir el cambio de Gobierno en España en la relación con Venezuela, cuyo régimen busca aliados”.

Los Obispos hablan en tono episcopal, no como Cayetana Álvarez de Toledo que, según el ministro Ábalos, habla “en tono de alcurnia” y no como el mismo que habla en tono burocrático porque “los burócratas suelen ser gente modesta y sencilla”. Por eso él fue a media noche a Barajas con Koldo García para evitar un conflicto diplomático dada su competencia como ministro de Transportes. Allí tuvo ocasión de conocer la nueva versión del cuento de “Las mil y una noches” “Alí Babá y los cuarenta ladrones” transformado en el cuento de “Delcy Rodríguez y las cuarenta maletas”.

Pedro Sánchez, presidente de un Gobierno de estrategia variable, nominó a Guaidó líder de la oposición, a pesar de que el cuatro de febrero, a través de su cuenta de twitter dijo: “Reconozco como presidente encargado de Venezuela a Juan Guaidó”. La vicepresidenta Calvo, siempre dispuesta a auxiliar a sus colegas en apuros, se apresuró a proclamar que “líder de la oposición” no es un título incompatible con el de presidente interino de Venezuela, estableciendo una de las más contradictorias funciones imaginables después de la de soplar y sorber al mismo tiempo.

La jefa de la diplomacia española y ministra de Asuntos Exteriores, aunque no lo parezca, también quiso ayudar a sus compañeros de gabinete mencionando la soga en casa del ahorcado: “No hay cambio de la política de España respecto a Venezuela, por esto no afecta a los Estados Unidos”. ¡Anda que si los llega a afectar! Pues eso debe temer el ministro Ávalos cuando acusó a “la derecha” de “buscar la enemistad de España con Estados Unidos en un momento de tensión por los nuevos aranceles impuestos por la Casa Blanca”. Como si “la derecha” hubiese traído a Barajas a un avión en tránsito sobre territorio Schengen llevando como pasajera (Passenger Name Record) a Delcy Rodríguez, vicepresidenta de Venezuela y las cuarenta maletas de la embajada.

Más cauteloso que sus otros compañeros de coalición, Pablo Iglesias, el de lazos pedagógicos con Irán y Venezuela, permanece en la sombra como quien tira la piedra y esconde la mano, con una prudencia elocuente. Quizá es consciente de que conviene distanciarse de este escenario de despropósitos que enrarece el ambiente de las relaciones tradicionales de España: Iberoamérica, Europa, Estados Unidos y, también, la Santa Madre Iglesia y que solo favorecen a las ocasionales coincidencias y complicidades de Nicolás Maduro con Rusia y Turquía. ¿Fue Ábalos a Barajas a sacar las castañas del fuego donde las puso Pablo Iglesias o fue Zapatero a Caracas a pedir discreción sobre la estrategia variable de Pedro Sánchez?

Estas son las dudas que nunca despejarán Pedro Sánchez ni Nicolás Maduro, cuidadosos guardianes del secreto de Delcy. Mientras cientos de miles de familias hispano-venezolanas sufren penuria, millones de venezolanos emigran y millones de españoles contribuyen voluntariamente a ayudar a los que se quedan a través de la Iglesia Necesitada y grandes empresas españolas hacen sus cuentas recelosas… Los españoles hablan con interés justificado de estas cosas porque temen que con la orientación que imponen al Gobierno sus socios el futuro de España corre el riesgo de deslizarse por caminos tan nefastos como el que llevó a la miseria a la población de uno de los países con más ricos recursos del mundo. Son cosas de “la derecha” para distraer a la opinión de los grandes proyectos de este Gobierno que ha celebrado su primera sesión informativa presidida por Su Majestad el Rey para no informar a nadie de nada concreto.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios