www.diariocritico.com

Desmantelada una red que había robado más de 1.000 vehículos industriales

La Guardia Civil ha detenido a cinco personas, cuatro de nacionalidad marroquí y un español, como presuntos autores del robo de más de 1.000 vehículos industriales, y ha imputado a otra persona por un delito de receptación.
La 'operación Chimenea' se inicio el pasado mes de febrero, cuando el Instituto Armado detectó un incremento considerable de robo de vehículos, en su mayoría furgonetas. Con esta operación se pone de relieve la existencia de una red organizada especializada en el robo de pequeños vehículos industriales pertenecientes a trabajadores autónomos que se quedaban sin su principal herramienta de trabajo.

Tras cometer el robo, los miembros de la red desmontaban los vehículos y posteriormente comercializaban sus piezas en desguaces clandestinos o las exportaban a países con necesidad de este tipo de repuestos. Agentes de la Guardia Civil detectaron en la Cañada Real Galiana, el lugar donde se realizaban las tareas de desmontaje de las piezas de automóvil en parcelas y descampados de la zona.

Durante la investigación, la Guardia Civil constató también que los integrantes de la red visitaban continuamente una nave de desguace de coches en un polígono industrial de la localidad de Fuenlabrada. En el momento en que los agentes accedieron a dicha nave, hallaron dos automóviles sustraídos la tarde anterior, a los que con radiales ya se les habían recortado el chasis en varios trozos.

A partir de la documentación intervenida, la Guardia Civil ha podido determinar que esta organización delictiva podría haber sustraído más de 1.000 vehículos, que una vez desmontados, sus piezas eran enviadas en contenedores a Marruecos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios