www.diariocritico.com

Derecho a la felicidad

viernes 13 de mayo de 2022, 12:57h

Como si no tuviéramos bastantes con esos “manuales de la felicidad”, con frases tan manidas como “la felicidad está en ti”, “la felicidad no es la meta, es el camino”… y todas esas expresiones tan cuidadas y bonitas que parece que si no somos permanentemente felices, es porque realmente no queremos, llega la Ministra Montero -Irene-, lo sé hace mucho que no hablaba de ella, y nos habla del “derecho a la felicidad”.

Esta gente con tal de meterse en nuestras vidas ya se van a poner hasta a legislar la felicidad y no cualquier felicidad, “la felicidad de las familias” porque ellos, han venido a “mejorar las vidas de las personas que no conoces, como si fueran las que más amas”… enternecedor, ¿verdad?

Yo no sé cómo amarán a los suyos, pero yo, de verdad, les agradecería que dejaran de meterse en mi vida: en lo que como, en lo que bebo, en lo que camino, en el deporte que hago, en lo que leo, en lo que estudio, en el lenguaje que utilizo, en si me pongo tacones o si me pinto los labios, en cómo llego a casa, en los juguetes que compro, en quien cuido… En fin, que reconozco el esfuerzo, pero dejen de tutelarnos, de estigmatizarnos y de victimizarnos, principalmente a las mujeres.

No entiendo esto de la felicidad como un derecho. Creo que todos aspiramos a ser felices, que es algo inherente al ser humano una vez que ya hemos superado lo del valle de lágrimas y lo de venir a sufrir. Lo que sí entiendo, es lo bonito que queda meter en un discurso, sea de lo que sea, la palabra felicidad. Pero hagan el favor de no liarse y sobre todo de no liarnos. Vayan a lo importante, legislen para mejorar nuestros derechos y nuestras garantías en sanidad, seguridad, en el trabajo, en la economía, en bienestar social y en tantas cosas que de verdad necesitamos y que sí está en sus manos. De mi felicidad me encargo yo, de verdad, no se preocupen, les quito ese cargo.

Dejen de manosear la felicidad, no vaya a ser que con eso de que “quien hace la ley, hace la trampa”, nuestra infelicidad pase a ser responsabilidad suya.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios